="en" lang="en"> LA TECLA CON CAFÉ

Se muestran los artículos pertenecientes a Septiembre de 2021.

Adiós a Adalberto Álvarez, el Caballero del Son

 

miércoles, 01 de septiembre de 2021 
9:18:11 am 

El músico, compositor, arreglista y director de orquesta cubano Adalberto Álvarez falleció hoy en La Habana, víctima de la Covid-19, causa que no refiere la nota publicada por la casa discográfica EGREM en su página de Facebook. (Vídeo: Entrevista de Amaury Pérez a Adalberto Álvarez. https://fb.watch/7LeobgwZ5n/)

«Desde EGREM queremos hacer extensivas las condolencias a familiares y todo el pueblo que tiene al maestro Adalberto Álvarez como uno de sus soneros más fieles. El Son fue su bandera, su lucha, su éxito. Y a él entregó su vida entera. Por eso, Adalberto vive y vivirá por siempre», publicó la EGREM en sus redes sociales.

El caballero del son, como también era conocido entre todos los cubanos, fue fundador de dos de las más exitosas bandas cubanas de todos los tiempos: Son 14 y Adalberto Álvarez y su Son.

Estudió en la Escuela Nacional de Arte (ENA) desde 1966 hasta 1972. Fue profesor de Literatura Musical en la Escuela Provincial de Arte de Camagüey desde 1973 hasta 1978.

Inició su carrera artística como ejecutante de la paila en 1957. Más tarde fue arreglista y director del conjunto de su padre, Enrique Fortunato Álvarez (Nené), Avance Juvenil, en Camagüey. El conjunto Rumbavana le popularizó una de sus primeras composiciones: Con un besito mi amor (1971).


En 1978, a propuesta del compositor santiaguero Rodulfo Vaillant, fundó el grupo Son 14, que debutó en Santiago de Cuba el 11 de noviembre del mismo año.

El 25 de febrero de 1984 debutó en Santiago de las Vegas su segunda agrupación: Adalberto Álvarez y su Son.

(Fuentes: CMHW/Cubadebate) 

Y Que Quieres Que Te Den

Por Adalberto Álvarez

Iya mi ile odo
Iya mi ile odo
Gbogbo aché
Y ché mi sa ra ma woo eee
Iya mi ile odo
Desde el África vinieron
Y entre nosotros quedaron
Todos aquellos guerreros
Que a mi cultura pasaron
Obatalá Las Mercedes
Ochún es la Caridad
Santa Bárbara Changó
Y de Regla es Yemayá
Va a empezar la ceremonia
Vamos a hacer caridad
La casa está repleta y ya no caben más
Y todos se preguntan qué dirá Elegguá
Él abre los caminos, ésa es la verdad
Vamos a darle coco a ver qué nos da
La gente sale, la gente viene
Y todos piden lo que les conviene
Voy a pedir lo bueno para mi mamá
Y para mi familia, la tranquilidad
Que todo el mundo en esta tierra
Se porte bien y se acabe la guerra
Hay gente que te dice que no creen en na’
Y van a consultarse por la madruga’
No tengas pena, pide pa’ ti
No pidas cosas malas que te vas a arrepentir
¿Y qué tú quieres que te den?
Rosa Zayas ojela bien
¿Y qué tú quieres que te den?
Gloria Andreu
¿Y qué tú quieres que te den?
¿Y qué tú quieres que te den?
Dime qué es lo que tú quieres que te den (¿Y qué tú quieres que te den?)
Pídele a Changó para que te sientas bien (¿Y qué tú quieres que te den?)
Desde el África vinieron y entre nosotros quedaron (¿Y qué tú quieres que te den?)
Por eso pídele a tu santo, pídele a tu santo otra vez
Voy a pedir pa’ ti (por si acaso) lo mismo que tú pa’ mí
Si yo sé que nos queremos, cómo no lo voy a hacer así
Voy a pedir pa’ ti, lo mismo que tú pa’ mí
De corazón lo siento yo pediré para ti lo mejor, lo mejor
Voy a pedir pa’ ti, lo mismo que tú pa’ mí
Y te repito que yo yo yo, yo pediré (Lo mismo que tú pa’ mí)
Y para amarte el camino por siempre en mi vida encontraré, lo mismo (Lo mismo que tú pa’ mí)
¿Y qué tú quieres, mami?
¿Y qué tú quieres, mami?
¿Y qué tú quieres, mami?
¿Y qué tú quieres, mami?
¿Y qué tú quieres, mami?
Santa Barbara Bendita
Ochún es la caridad (¿Y qué tú quieres, mami?)
Y para tener el camino abierto hay que hablar con Elegguá (¿Y qué tú quieres, mami?)
Asegúrate, Asegúrate (¿Y qué tú quieres, mami?)
Con Oggún y con Changó
Con eso te gano yo (¿Y qué tú quieres, mami?)
¿Y qué tú quieres, mami?
¿Y qué tú quieres, mami?
¿Y qué tú quieres, mami?
¿Y qué tú quieres, mami?
Paz y tranquilidad le pido a Obatalá (¿Y qué tú quieres, mami?)
Señora Omito Nardé mi canto va para usted (¿Y qué tú quieres, mami?)
Yanza Jecuagey, Yanza Jecuagey (¿Y qué tú quieres, mami?)

El DVD de Adalberto Álvarez Son para un sonero

El concierto recogido en el audiovisual presenta más de una veintena de clásicos del Caballero del Son, en voces de grandes de la música popular cubana.

El DVD de Adalberto Álvarez y su Son, Son para un sonero, recoge el concierto realizado el 28 de agosto de 2020 con motivo del aniversario 46 de vida artística de Adalberto Álvarez y el cumpleaños 35 de la agrupación que lidera.

Son para un sonero recoge más de una veintena de éxitos de la autoría de Álvarez, interpretados por grandes de la música popular bailable cubana como Alexander Abreu, Paulito FG, Alain Pérez, Rojitas, Tania Pantoja, José Luis Cortés, así como los cantantes de los Van Van, Robertón y El Lele, por solo referir algunos. También intervienen en el recital instrumentistas de lujo como Frank Fernández, Dorgeris Álvarez y Brayan Álvarez.

En declaraciones exclusivas del maestro Adalberto Álvarez a Suenacubano, este aseguró: “este concierto es el reconocimiento más grande que se ha hecho a mi carrera profesional, pues poder disfrutar de la presencia de una gran parte de los más representativo de la música popular bailable cubana en escena es un privilegio.

“De igual manera, aún me emociona saber que los que no estuvieron, porque no había más espacio en el programa, me acompañaron ahí en el Teatro Karl Marx. Es un regalo muy grande para mí ser reconocido por mis propios colegas, ser profeta en mi tierra. Mis canciones han sido versionadas por orquestas extranjeras, eso naturalmente me alegra, pero que mis propios compañeros las hayan encarnado en este concierto, es lo más grande que me ha pasado”.

  

    

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , ,


Cuba reverencia orgullosa a Omara Durand

20210903035315-canel-duran.jpg


jueves, 02 de septiembre de 2021 
11:04:51 pm

Así lo aseguró el Primer Secretario del Partido Comunista de Cuba y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, al coronarse  este jueves la atleta como titular en los 100 metros categoría T12, y obtener de ese modo su séptima presea dorada en lides paralímpicas.

"¡Diez años invicta! Como se ha dicho sobre la hazaña de este 2 de septiembre, sólo Omara Durand puede contra Omara Durand".

Así lo aseguró el Primer Secretario del Partido Comunista de Cuba y Presidente de la República, Miguel Díaz Canel Bermúdez, este jueves, mediante su cuenta oficial en la red social Twitter.  


Díaz Canel felicitó a la atleta cubana por haber alcanzado el título dorado en los 100  metros planos, categoría T12, de los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020, junto a su guía Yuniol Kindelán. 

El mandatario cubano destacó que la deportista cubana lleva 10 años invicta y le envió abrazos, a propósito de su séptima medalla de oro en estas lides.

"Cuba te reverencia orgullosa", resaltó Díaz Canel.

La santiaguera, junto a su guía Yuniol Kindelán, cruzó con amplia ventaja la línea de meta. En medalla de plata quedó la ucraniana Oksana boturchuk con marca de 12.03 y el bronce quedó en poder de la china Yanfen Liang 12.51.

Ahora, la extraordinaria corredora cubana se enfocará en ganar un oro más este sábado en la final de los 200 metros. Previamente Durand y Kindelán habían obtenido el oro en los 400 metros de la misma categoría.

(Fuente: CMHW/Twitter)

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , , ,


Tres cuartas partes de la población en América Latina no está vacunada

20210903061027-lateclaconcafe-vacunacion-covid-19-en-america-latina.jpg


viernes, 03 de septiembre de 2021 
1:22:44 am 

La crisis sanitaria provocada por la pandemia del coronavirus está lejos de llegar a su final. Al menos, en la región de América Latina. La razones principales son la distribución poco equitativa de la vacuna, muchas dificultades para acceder a ella y el ritmo de vacunación muy lento, al tiempo que  avanza la letalidad de la cepa Delta del nuevo coronavirus. 

Según datos facilitados por la Organización Panamericana de la Salud (OPS), solo 1 de cada 4 residentes en América Latina ha completado la pauta de vacunación, por lo que los expertos sanitarios instan a las administraciones y organismos de toda la región a trabajar conjuntamente para agilizar los protocolos con el objetivo de que la población tenga un mayor acceso a las dosis.


Carissa Etienne, directora de la OPS, advirtió sobre la necesidad inmediata de garantizar un proceso de inmunización ante la creciente presencia de la variante Delta, ya que pone en riesgo los avances logrados hasta la fecha, así como la vida de miles de personas.

Etienne remarcó también que, en promedio, solo una de cada cinco personas ha recibido la vacuna en Latinoamérica, pero en algunos países la cifra llega a ser menor del 5 % de la población. Incluso, de los países con más recursos, ninguno cuenta con el 70 % de la población vacunada completamente.

Por otro lado, la funcionaria destacó también el alto número de personas que, a la par de los efectos físicos ocasionados por la pandemia, sufren de lo que ella clasificó como una crisis de salud mental en la región.

 

El aumento de contagios en territoio latinoamericano contrasta con el avance de la inmunización, ya que solo Chile y Uruguay reportan progresos importantes, con más del 64 % de la población completamente vacunada.

En el marco de la pandemia de COVID-19 y ante el lento avance de la inmunización en buena parte de América Latina, la OPS ofreció su Fondo Rotatorio a las naciones para acelerar la adquisición de vacunas. Hasta ahora, unos 20 países han expresado formalmente su interés de acceder a este mecanismo.

Para la directora de la OPS, mediante este nuevo esquema, los países con menos recursos podrían acceder a las dosis necesarias para proteger a su población. 


La OPS advirtió que los contagios van al alza en México, Belice, El Salvador y Honduras. En el Caribe, los casos han aumentado en Bahamas, Cuba, Jamaica, Martinica, Puerto Rico y Dominica.

En la última semana, se registraron 1.4 millones de contagios y 20 000 muertes solo en América. En las zonas del continente como Centroamérica y el Caribe los casos de contagios están en alza, mientras que en Suramérica se mantiene un leve descenso en las últimas semanas.

Llamado a la solidaridad

Ante estas previsiones bastante desalentadoras, la OPS ha hecho un llamado a los países que sí tienen acceso y exceso de vacunas a que donen parte de las dosis a las naciones más necesitadas. “Estamos trabajando para llamar la atención de los países desarrollados sobre la necesidad urgente de donar vacunas a América Latina y el Caribe”, recalcó.


Etienne insistió en que la clave está en diseñar un plan conjunto entre todas las naciones de la región para poder aplacar la pandemia en el menor tiempo posible. Eso pasa, dijo, por impulsar proyectos comunes de acceso a la vacuna para reducir la dependencia en las importaciones de la medicina.

“También estamos pensando en el futuro y haciendo planes para mejorar significativamente la capacidad regional de producción de vacunas”, dijo al respecto confirmando que se han recibido “32 propuestas de empresas públicas y privadas que quieren participar en este esfuerzo”.

Continúan los contagios

La baja de vacunación está teniendo un impacto directo en el número de contagios, que sigue registrando un rápido aumento de nuevas infecciones por Covid-19. La semana pasada se contabilizaron 1,6 millones de nuevos contagios y algo menos de 22.000 muertes en la región.


“Los brotes se están acelerando en varios países de América Central, especialmente en Costa Rica y Belice. En Sudamérica, las infecciones están disminuyendo en general, con algunas excepciones: en Venezuela los casos se están estabilizando y en Surinam la transmisión ha aumentado durante cuatro semanas consecutivas”, detalló.

(Fuente: OPS/paho.org/RT)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,


Fallece el popular actor cubano Enrique Molina

 

sábado, 04 de septiembre de 2021 
6:11:50 am

El popular actor cubano Enrique Molina falleció este viernes 3 de septiembre a los 77 años de edad por complicaciones derivadas de la Covid-19.  Su muerte ha sido un fuerte impacto en el panorama cultural de la nación. 

Con gran consternación, el Ministerio de Cultura, el Consejo Nacional de las Artes Escénicas y la Agencia Artística de Artes Escénicas ACTUAR lamentan el fallecimiento en La Habana, a los 77 años de edad, del primer actor Enrique Molina, Premio Nacional de Televisión 2020, Premio ACTUAR por la Obra de la Vida 2018 y Título Honorífico en la primera edición del Premio Enrique Almirante, en 2015. 

Su muerte se produjo como consecuencia de complicaciones derivadas de la covid-19 y tras permanecer ingresado bajo el cuidado de un equipo multidisciplinario de personal médico, que luchó hasta las últimas horas por salvar su vida. 


Molina fue un reconocido actor de la televisión, el cine, el teatro y la radio, con una larga y consolidada carrera artística y profesional. De procedencia humilde, nació el 31 de octubre de 1943 en el municipio Bauta (antigua provincia de La Habana, hoy Artemisa), para después trasladarse con su familia, siendo muy joven, a Santiago de Cuba. 

En esa oriental provincia comenzó a dar los primeros pasos en la actuación dentro del movimiento de artistas aficionados, en la década de los sesenta. 

Posteriormente, en La Habana, logró consolidar su carrera para convertirse en uno de los actores más sobresalientes junto a grandes artistas y experimentados directores, ubicándose en la preferencia y el gusto del público. 

En el imaginario popular, todavía sobreviven sus actuaciones magistrales en espacios dramatizados para la televisión, como el Silvestre Cañiso de Tierra brava, junto a Alina Rodríguez , y también en las telenovelas Bajo el mismo sol y La otra esquina, entre otras, así como en el recordado serial En silencio ha tenido que ser.  

En las tablas destacó su papel de Vladimir Ilich Lenin en El carrillón del Kremlin y posteriormente en la miniserie Relatos sobre Lenin, sometido en esa ocasión a cirugías para cambiar su físico y lograr con creces introducirse en la piel del personaje. 

El cine le estará totalmente agradecido por la extensa obra cinematográfica realizada, en filmes como El hombre de Maisinicú, Caravana, Un paraíso bajo las estrellas, Barrio Cuba, El cuerno de la abundancia, Contigo pan y cebolla y Esther en alguna parte, entre otras. 

A lo largo de su trayectoria como actor, recibió el premio a mejor actor extranjero en el Festival del Gallo de Oro y las Cien Flores de China, en 2014 y 2016, y el título de Artista de Mérito del Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT). 

Hasta el momento de su agravamiento se encontraba en los preparativos para filmar una nueva telenovela. 

Sin dudas, su muerte ha provocado un vacío profundo en los medios, donde su presencia era un puntal de la actuación, y ha tenido un fuerte impacto en el panorama cultural de la nación. 

El Ministerio de Cultura, el Consejo Nacional de las Artes Escénicas y la Agencia ACTUAR ofrecen las más sentidas condolencias a sus familiares, amigos y compañeros de profesión por la irreparable pérdida. 

No existen palabras para describir el dolor que se siente cuando un artista de pueblo dice adiós para siempre. La cultura cubana está de luto. 

"Triste amanecer para toda la nación" 

Miguel Díaz-Canel Bermúdez, Presidente de Cuba, publicó hace unos minutos en su perfil de la red social Twitter el "Triste amanecer para toda la nación", tras el fallecimiento, a causa de la #Covid19 de otro grande de nuestra cultura: Enrique Molina.


Por su parte, el Ministerio de Cultura, el Instituto Cubano de Radio y Televisión (Icrt), el Consejo Nacional de las Artes Escénicas y la Agencia ACTUAR ofrecieron desde sus perfiles institucionales las más sentidas condolencias a sus familiares, amigos y compañeros de profesión por la irreparable pérdida. No existen palabras para describir el dolor que se siente cuando un artista de pueblo dice adiós para siempre. La Cultura cubana de luto. En paz descanse.

"La vida nos vuelve a levantar" 

Entrevista realizada por Amaury Pérez, al popular actor Enrique Molina en el espacio estelar de la TV cubana Con 2 que se quieran.


Amaury. Muy buenas noches. Estamos en Con 2 que se quieran, aquí, en el corazón de Centro Habana, en Prado y Trocadero, en los legendarios Estudios de Sonido del ICAIC, en el barrio de Lezama.

Hoy nos acompaña, es un nuevo privilegio para mí, uno de los actores más coherentes, de los actores más brillantes, de los actores más populares. Sencillamente, usando un calificativo que casi nunca uso en la vida, está aquí con nosotros el maravilloso Enrique Molina. Mi socio. Mi amigo querido de los años. ¿Qué te parecen, Enriquito, los programas de entrevistas? ¿Tú crees que tienen alguna utilidad? Ahora hay muchos, no quiero que me hables de este, sería vanidad y petulancia, sino de los programas de entrevistas.

Enrique. Mira, depende, porque yo no sé si será que respondo siempre lo mismo, no tengo otra cosa que contar. O si será que, desgraciadamente, la mayoría de los periodistas que me han hecho entrevistas, todos preguntan lo mismo. Y entonces, cuando me invitaste a venir, yo dije: voy a repetir nuevamente lo que he hablado en otras oportunidades; y uno un poco que ya, no es por mí, sino porque uno tiene el temor de atiborrar a los televidentes de las mismas cosas siempre.

Amaury. Hay muchas preguntas que te voy a hacer que seguramente ya tú has contestado en otras entrevistas, pero hay una generación de gente que cuando te las hicieron en televisión no estaban aquí, o...

Enrique. ...O tenían diez años y no les interesaba para nada...

Amaury. ...O no les interesaba para nada y ahora, sin embargo, sí. Además, tú sigues haciendo papeles, porque tú no eres un actor que está viviendo del pasado. Ahora, tú naciste en Bauta, vamos a irnos a las cosas esenciales. Bauta, ¿cómo era tú vida en Bauta? ¿Era una vida bonita, o era una vida triste o era una vida pobre, o era una vida alegre? Cómo tú la calificarías.

Enrique. Era una vida bien dura, bien dura. Porque bueno, yo nací en el año 43, te podrás imaginar... los primeros 15 años de mi vida los pasé en Bauta. Con una familia maravillosa, porque mi árbol genealógico se alimenta de las dos razas que tenemos en Cuba: los blancos y los negros. Mi madre y todos sus hermanos, sus padres eran blancos de ojos azules, de ojos verdes. Y la familia de mi padre, mi abuelo, que es el dueño del apellido, Juan Molina, era un poquito más clarito que el traje ese que tienes puesto.

Amaury. (risas) Un poquito nada más.

Enrique. Un poquito más clarito. Yo recuerdo en mi niñez..., mi madre se enfermó de los pulmones cuando yo tenía dos años y entonces los médicos me separaron de mi mamá para que yo no me contagiara. Y a los cuatro años, dos años después de esa separación de mi madre, ella falleció y mi abuela siguió conmigo con un poco de lástima. Yo creo que ella abocó en mí un exceso de cariño. Porque mi padre, a partir del momento en que mi madre se enfermó de los pulmones, se separaron, mi padre fue a hacer otra vida en Camagüey, se casó por allá, qué sé yo. Y mi abuelita me mantuvo ahí, con todo el esfuerzo, con todo el sacrificio que se podía, hasta que ya ella decidió irse a vivir, cuando triunfa la Revolución, en el año 60, ella decide irse a vivir a casa de una hija que tenía en Santiago de Cuba, para descansar un poco de la lucha de la vida que había llevado y me llevó a mí para allá, porque todavía yo era menor de edad y ella sentía todavía gran responsabilidad sobre mí.

Yo tuve una niñez bien dura, porque a los 10 años tuve que dejar la escuela, en cuarto grado; una escuela pública que había en la Calzada de Bauta y dedicarme a hacer un montón de cosas durante el día. Repartir mi horario desde vender aguacates a las 8 de la mañana, con una cesta enorme en la cabeza, que me hundía la cabeza, a las 10 de la mañana dejar los aguacates, los que quedaban, y recoger la bolita, la charada, un listado de la gente que jugaba a la bolita y me buscaba un medio o diez quilos con eso. Por la tarde limpiaba zapatos en el parque de Bauta. Por la noche vendía maní en lo que era el cine Suárez, que ya no existe. Y bueno, y así fue pasando...

Amaury. ...Fue pasando tu niñez...

Enrique. ...Mi niñez en la lucha esa. Mis primas por otro lado limpiando pisos. Después tuve un tiempo fregando máquinas en un garaje que había ahí en la Calzada de Bauta que se llamaba el Garaje de Lambín, porque así se llamaba el dueño, y en fin, así... Realmente no fui un caso excepcional, aquella era una época bien dura, bien difícil. A mí me tocó vivir esa y la recuerdo porque me ayudó a formarme como persona.

Amaury. ¿Y continuó esa época complicada en los años del principio de la Revolución en Santiago de Cuba o ahí ya la cosa tú sentiste que empezaba a suavizarse para ti?

Enrique. Bueno, allí un amigo, Denis Morales, me consiguió un trabajo en una cafetería que estaba por el Parque Dolores, que se llamaba en aquella época...

Amaury. ...Dime más o menos tu edad, para ir llevando...

Enrique. ...Yo tenía como 17 años ya en ese momento. Entonces empecé en aquella cafetería a poner en los estuches, en sus cajas correspondientes las botellas de Coca Cola, las de Orange, las de Materva, qué sé yo. Ese era mi trabajo y sacar todas esas cajas para el portal afuera, que el carrero venía a recoger eso. Y ahí empecé a luchar la vida. Ahí me hice ya trabajador oficial, porque ya me reconocieron como trabajador de la cafetería. Ahí tuve mi primera relación matrimonial.

Amaury. ¿Cómo? Estando en la cafetería trabajando, estando de dependiente ahí.

Enrique. De dependiente ahí. Ahí en esa etapa conocí a una mujer que se llama Marta Mestre, con ella tuve tres hijos. Ahí hice mi primera familia. A Santiago de Cuba yo le agradezco, porque mucha gente me ve por la calle y me dice: yo soy coterráneo tuyo, de Santiago de Cuba como tú. Y yo no puedo estarle aclarando a todo el mundo por la calle que yo no soy santiaguero.

Amaury. Claro, pero tampoco hay que estar aclarando eso. Uno es santiaguero porque uno es cubano también.

Enrique. Claro que sí. Yo me siento muy feliz de haber vivido 10 años en Santiago de Cuba y haber comenzado mi vida, ya como hombre, mi vida social y mi vida profesional.

Amaury. Ahí vamos a llegar, ahí vamos a llegar. ¿Tú empezaste en Santiago en el Movimiento de Aficionados, ¿no?, ¿Qué significó para ti el Movimiento de Aficionados? Porque eso es una cosa que está perdida.

Enrique. Está perdida.

Amaury. Perdida, como marchita, ¿no?

Enrique. Perdida.

Amaury. Y tanta gente valiosa que salió de ahí. Tú mismo...

Enrique. Empecé en un grupo de aficionados que había en el sindicato gastronómico de ahí, de Santiago de Cuba. Como la cafetería esa donde yo trabajaba, en el Café Nubiola, ahí, en el Parque Dolores, estaba al doblar de donde estaba la Sala Teatro Profesional de Santiago, el Conjunto Dramático de Oriente. Que era como se llamaba en aquella época. Ahí estaban Félix Pérez, (Raúl) Pomares, Obelia Blanco, todo el grupo, María Eugenia García.

Amaury. Todos esos santiagueros célebres.

Enrique. Ellos iban a la cafetería a merendar y ahí seguimos enriqueciendo la amistad. Hasta que Félix me dice: ¡Oye, dentro de dos o tres días va a salir una convocatoria para el Grupo de Teatro para nuevos ingresos de actores profesionales! Me presenté, me desaprobaron. Esa vez fui junto con Miguel Sanabria, aprobaron a Sanabria, me desaprobaron a mí. Me fui con el moco caído para la cafetería, porque imagínate, yo ganaba 69 pesos, ya tenía el primer hijo. Entonces el Grupo de Teatro pagaba 150 pesos. Yo dije: no, no, yo tengo que comerme a alguien ahí, pero yo tengo que... ¡150 pesos en aquella época!

Amaury. No, no, ¡muchacho!

Enrique. Y a los dos o tres días Félix me volvió a buscar otra vez. Me dijo: Mira, hablé con el argentino. Él sabía que yo...

Amaury. Ah, ¿porque eso quién lo dirigía?, ¿unos argentinos?

Enrique. Adolfo Gutkin y Jaime Swetinzky.

Amaury. ¿Y qué hacían esos argentinos dirigiendo un Conjunto Dramático en Oriente? 

Enrique. ¡Tremendos directores!

Amaury. ¿Eran buenos?

Enrique. Tremendos formadores de actores. Y entonces bueno, Félix me dijo: Mira, hablé con el argentino, vuélvete a presentar para ver qué. Y fui y el argentino, Adolfo Gutkin, estaba sentado dentro de una oficina y se me quedó mirando así, ya me había desaprobado y me dice: Mira, ahora tú sales por esa puerta por ahí y entonces dentro de dos o tres minutos entras y lo único que quiero que tú me digas es: Yo quiero ser actor. Es lo único que yo quiero, pero me lo tienes que decir de distintas maneras hasta que yo te pare. ¡Mira, por tu madre!, yo creo que una de las veces me tiré en el piso llorando, me dio como un ataque: ¡¡¡Yo quiero ser actor!!! Otra vez me encaramé arriba del buró y yo creo que los gritos se oyeron en el Parque Céspedes: Que yo quiero ser actor.

Amaury. Yo quiero ser actor, a veces llorabas. (risas)

Enrique. Aquel argentino se reía así mismo como lo estás haciendo tú.

Amaury. Claro, yo te imagino diciendo: Yo quiero ser actor, de distintas maneras.

Enrique. Este hombre está loco o qué le pasa. Hasta que me dice: Mira, tú vas a ser actor. Ya, llegué a la cafetería y digo: ¡Pedro Carrió, yo soy actor! ¿Cómo? Yo quiero. Yo soy actor, ya, de ahí del Conjunto Dramático de Oriente, yo soy de allá. Me voy de la cafetería y no trabajo más. Y de ahí para adelante, bueno, la primera noche, imagínate tú, una reunión con los argentinos y todos los actores, hablando de Stanislavky, de Grotowski, de Brecht toda esa gente. ¡De qué hablan!, me dieron ganas de bajar la escalera corriendo. ¿Dónde me he metido yo? y de ahí, Amaury, mira, a golpe de...

Amaury. A golpe de talento, mi socio.

Enrique. A golpe de luchar y de batallar.

Amaury. De talento que como tú hay muy poquitos que tienen ese talento. ¿Y en Santiago hiciste radio?

Enrique. Sí, hice radio en la CMKC, pero soy muy malo en la radio.

Amaury. ¿Sí?

Enrique. Oh, horrible.

Amaury. Tú no puedes ser malo en nada, Enrique.

Enrique. No, no, malísimo soy, porque mira, para mí el medio más difícil que hay en la actuación es la radio. Yo admiro muchísimo a esos actores que cogen un libreto y a primera vista empiezan ya a interpretar, a actuar con eso que está escrito ahí. Yo..., eso es muy difícil, yo no estoy preparado para eso. Yo estoy preparado para aprenderme en mi tiempo, el que yo le doy, memorizar, estudiar la situación del personaje que voy a interpretar.

Amaury. Las líneas.

Enrique. Qué sé yo, ya cuando yo tengo el dominio, más o menos, de ese texto que está ahí, vamos para allá.

Amaury. ¿Tú te aprendes también el texto del otro actor que se relaciona contigo o solamente el pie que te da?

Enrique. No, no, tú tienes que estudiártelo todo, por lo menos yo me lo estudio.

Amaury. Porque hay gente que nada más se estudia el pie del que viene.

Enrique. No, no, no, eso..., esos son los actores que tú ves que están como pescado en nevera. Que el otro está hablando y él está pensando nada más que el otro diga: papa, cuando diga papa, hablo yo, están muertos ahí. No, no, no, yo no puedo hacer eso. Yo tengo que incluso estudiar la  psicología del personaje con el que estoy dialogando yo, no solamente el mío. Porque ¿cómo tú puedes establecer una relación?...

Amaury. Y una cosa, Molina, en esa relación, ¿Quién marca el tono en un diálogo?..., por ejemplo: entre tú y yo, ¿quién va a marcar el tono, el tono en el que hablamos?

Enrique. Tú empezaste en un tono haciendo la entrevista y en el tono tuyo continúo yo. Yo, puede ser que en lo que voy a hablar, puedo subir un poquito más el tono porque estoy bravo, porque no sé qué.

Amaury. No, no te pongas bravo. (risas)

Enrique. No, no, yo no me pongo bravo, pero siempre uno va al tono con el que está..

Amaury. ...Al tono con el que yo te voy llevando.

Enrique. Claro.

Amaury. Y si yo voy levantando el tono o lo subo un poco más porque me parece que hay que ser un poquito más enfático en algo, tú te vas conmigo.

Enrique. En este caso, sí. Aquí, aquí. En la actuación, no, porque a lo mejor tú estás interpretando un personaje que te pegas al pecho del berrinche que tienes.

Amaury. Un histérico loco.

Enrique. Y el mío está muerto de risa, tranquilo.

Amaury. Te lo preguntaba, porque para un músico el asunto de las tonalidades es muy importante. ¿Cuánto vienes para La Habana y por qué vienes para acá? Ya tenías allá una esposa y tenías unos muchachos y todo. ¿Con todo el mundo arrancaste para acá?

Enrique. Ah, bueno. La vida se me fue complicando, esto es algo bien íntimo, pero no sé, aquí uno viene a tu programa como a confesarse.

Amaury. No digas eso, no digas eso.

Enrique. Por lo menos es lo que he sentido. A mí me gustaron muchísimo las cosas tan lindas, tan íntimas, que dijo Frank Fernández.

Amaury. Es que la gente cuenta cosas.

Enrique. Tan humanas.

Amaury. Yo me siento privilegiado por eso.

Enrique. Sí, cosas preciosas de la vida de él personal, qué sé yo. Y entonces, bueno, mira, cuando yo... mientras yo trabajaba en la cafetería, la relación mía matrimonial iba perfecta; pero cuando empecé a ser actor, que ya yo bajaba por Enramada.

Amaury. Calle maravillosa.

Enrique. Además, yo tenía 17, 18 años ¿tú me entiendes? Estaba precioso, yo tuve belleza.

Amaury. Tú eres muy lindo, chico.

Enrique. Entonces, mi hermano, ya eso, ya ahí empezó como que ha resquebrajarse la relación matrimonial, ya había cosas que no se entendían, que por qué yo tenía que pasarme tantas horas en un ensayo. Ya las mujeres me saludaban por la calle y querían retratarse con el actor que trabajaba en una obra de teatro. Esas cosas que ocurren en la vida nuestra. Hasta que llegó un momento en que ya aquello no dio más y yo tuve que decidir romper aquella relación. Vine a La Habana en el año 70. A los pocos días de estar aquí empezó mi nueva relación, con la mujer que todavía sigue siendo mi esposa.

Amaury. Que ya cumplieron 40 años de estar juntos.

Enrique. Anjá, ya cumplí los 40 años de casado, que ha significado mucho para mí, mucho, mucho, mucho. Yo vine de Santiago de Cuba con un maletín en el que traía dos pantalones y tres camisas y 28 pesos en el bolsillo, no tenía nada más que eso. Vine con una carta de Enrique Bonne, que hacía constar que yo era actor.

Amaury. ¿Enrique Bonne, el músico?

Enrique. Enrique Bonne, el músico, que era jefe de programación de Tele Rebelde en Santiago de Cuba. Yo fundé Tele Rebelde. Del teatro pasé a la televisión allá en Santiago y él me dio una carta que decía: Enrique Molina, actor de aquí, qué sé yo. Me dijo, bueno, con eso ve para La Habana a ver qué tú puedes resolver. Vine para aquí y estaba yo parado frente a la cafetería que en ese momento estaba frente a la escalinatica del ICRT, y estoy conversando ahí con Carlos Quinta, para que él me alumbrara de cómo era la cosa aquí en La Habana y me dice: mira, ese que viene bajando por ahí es el director general de la televisión, Abraham Masiques. Agarré mi maletín, crucé la calle y dígole: mire, usted me disculpa, yo traigo una carta aquí de Enrique Bonne, que dice que yo soy actor de Santiago de Cuba y vengo a ver si me pueden dar trabajo aquí. Se me quedó mirando así. Ahí está él, que no me dejará mentir nunca.

Amaury. Él no deja mentir a nadie, así que no te preocupes.

Enrique. Agarró mi maletín, viró para atrás, me dice: sigue detrás de mí, pro, pro, pro, cogió el elevador. Ahí cogió por todo el pasillo, cogió el otro elevador hasta el 9no. piso. Me llevó a ver a uno que se llamaba Carlos Díaz, que era el que repartía el talento cuando venía un director a pedir actores y actrices, y pra, pra, le dijo a Carlos Díaz: A partir de mañana me le das programas ya, en las teleclases que se están haciendo aquí a las 7 de la mañana. Y ahí empecé.

Amaury. Rapidísimo.

Enrique. Me dijo: ¿Tú no tienes dónde vivir? Dígole: bueno, tengo la familia mía en Bauta. Me dijo: mira, esta llave es de una casa de visita que está en muy mal estado en la calle Neptuno, allí hay un cuarto que tiene como cuatro o cinco camas, yo creo que hay una cama vacía, por lo menos para que no duermas en la calle. Toma. Yo me quedé así que no entendía nada... Es de esas cosas de la vida de las cuales yo siempre me he sentido muy feliz, de la suerte, de la luz, de no sé qué.

Amaury. ¿Pero no habías conocido a Elsa todavía en ese momento?

Enrique. Sí, ya la conocía. Y ahí me quedé y a los seis meses me casé con Elsa Ruiz y ya, 40 años y dos hijos maravillosos que tengo con ella.


Amaury. Tienes hijos...

Enrique. ...Mis hijos de Santiago.

Amaury. Tienes hijos, pero tienes nietos, y tienes bisnietos.

Enrique. Tengo tres bisnietas.

Amaury. Es que esto no se puede creer, bueno, claro, es que empezaste muy temprano.

Enrique. Muy tempranito y mis hijos también empezaron temprano.

Amaury. No, hombre... con esa escuela del padre, que a los 17 años ya tenía dos hijos.

Enrique. La bisnieta mayor va a cumplir 11 años.

Amaury. No puede ser.

Enrique. En Santiago de Cuba, bisnieta.

Amaury. Es que contigo cualquier cosa puede ser. Bueno,  debes haber hecho algo antes, pero cuando yo me fijé por primera vez en ti, fue en Los Comandos del silencio, de Eduardo Moya. ¿Habías hecho algo antes en TV importante?

Enrique. Bueno, había hecho las Teleclases que te hablé. Moya dirigía algunas.

Amaury. Algunas de las escenas de las teleclases.

Enrique. De esas escenas y él, bueno, fue mirando a los actores y cuando fue a hacer Los Comandos del Silencio, me llamó. Esa fue mi primera gran posibilidad.

Amaury. ¿Estaban quiénes? Miguel Navarro estaba.

Enrique. Estamos hablando de hace 40 años atrás.

Amaury. Sí, sí, esa fue una serie que rompió todos los esquemas.

Enrique. Salvador Word estaba en su apogeo como actor, Miguel Navarro, Reinaldo Miravalles.

Amaury. Sí, sí, es que aquello no tenía nombre.

Enrique. El piquete de gente era... yo hice todo lo posible, no escatimé un minuto para absorberles todos sus conocimientos. Verlos nada más, cómo hacían ellos las cosas.

Amaury. ¿Y en vivo era, no?

Enrique. En vivo, esa aventura la hicimos en vivo.

Amaury. Cuentan que se hacían cosas en los pasillos.

Enrique. En todos lados, en la azotea.

Amaury. En todo el edificio.

Enrique. En el edificio del ICRT, no, no, terrible... tomábamos el ICRT, nos salíamos del estudio para hacer escenas. Aquello fue una aventura realmente histórica... Y tenía, yo recuerdo de aquella época, algo bien bonito. Cuando ya daban el corte, que ya se acababa el programa que íbamos a salir del estudio, al abrir la puerta al pasillo, el presidente el organismo estaba ahí, en el taller, en el lugar de trabajo con la gente ahí, para felicitarnos por el capítulo, o para hacernos alguna observación de algo que no había salido bien, alguna cosa. Día por día y capítulo tras capítulo.

Amaury. A ver, a ver, yo estoy tratando, porque estoy tan fascinado, me tienes como hipnotizado. A mí nunca me han hipnotizado, tú me tienes hipnotizado.

Tú tienes anécdotas en tu vida artística tremendas, pero yo creo que ninguna es tan importante como el hecho de que tú hayas sido capaz de someterte a una cirugía plástica general para hacer el papel de Martí. Aparte de someterte a una dieta. Yo no conozco a nadie que haya hecho eso en ninguna parte, ni en Hollywood, ni por 10 millones, ni por 15. Pero después, además, esa película no se hace. Cuéntame, porque yo quiero oírlo de tu boca. Ya sé que a lo mejor lo has contado alguna vez en un programa, me dijiste que hace poco, el año pasado, bueno, pero a mí no me lo has contado nunca. Cuéntamelo ahora mismo, yo estoy temblando con eso.

Enrique. No, esa idea surge cuando yo interpreté a Lenin, o sea, yo interpreté a Lenin en dos oportunidades. Primero en el año 67, El Carrillón del Kremlin, que yo lo hice en la televisión y Mario.

Amaury. Mario Balmaseda.

Enrique. Mario hizo un trabajo, excelente el trabajo de Mario, excelente, dicho con toda...

Amaury. Sí, sí, es que Mario es otro de los grandes.

Enrique. Cinco años después, yo hice una miniserie que se llamaba Relatos sobre Lenin. Eran cinco cuentos sobre la vida de Lenin. Se terminaron y quedaron..., de verdad que yo quedé satisfecho con ese trabajo. Lo dirigió Lillian Llerena. Y a raíz de esos cuentos, la televisión, el organismo le plantea a Lillian la posibilidad de hacer eso mismo: cinco o diez relatos sobre la vida y obra de Martí.

Amaury. ¿Era en televisión?

Enrique. Para la televisión.

Amaury. Era para la televisión. Era cine en televisión.

Enrique. Anja. Martí niño; Martí adolescente; Martí todo, hasta que muere Martí. Y un buen día se me aparece Lillian en la casa y me dice: Déjame ver al álbum tuyo de bodas con Elsita. Se lo enseñamos, y empezó: Si tú te vuelves a poner así flaquito, como estabas en esta foto, yo creo que tú me puedes hacer el personaje. Siempre hay que operarte la nariz, porque yo tenía antes una nariz cuadrada, que parecía un porrón de tomar agua, y entonces, hay que operarte la nariz, porque con esa nariz, hay que afinártela para que después con el maquillaje se te haga recto, qué sé yo. Y Lillian y yo nos fuimos a ver al Doctor William Gil -ya falleció el año pasado- y le dimos la idea a William Gil. Y él me dijo: pero es que tú físicamente no tienes nada que ver con Martí. Claro, que iba a tener yo que ver con Martí.

Amaury. No, claro.

Enrique. Y él se pasó como un mes estudiando aquello hasta que me llamó y me dijo: Oye, yo no te puedo operar la nariz ahora así de un viaje. Te la tengo que operar en dos partes. Tengo que virarte los cartílagos, mantenerte ahí como 10 meses con los cartílagos invertidos para que se endurezcan y después volvértelos a poner como eran, qué sé yo. Pero, mira, tengo que operarte los párpados, porque Martí era de ojos abiertos; tengo que separarte las orejas, porque Martí era de orejas separadas; tengo que correrte el nacimiento del pelo hacia atrás, porque Martí, mira como tenía las entradas. Tengo que quitarte todo lo que te va a sobrar cuando tú ya termines de bajar las cuarenta y pico de libras. Y en un mes, ¡en un mes!, bajé 42 libras.

Amaury. Pero es que ese hombre puso en riesgo tu vida.

Enrique. No, pero la verdad que yo tenía una atención médica ahí extraordinaria, extraordinaria.

Amaury. No, eso no lo dudo, pero son muchas libras, porque es más de una libra diaria.

Enrique. Entonces, tenía unas dietas que eran comiquísimas. Era una bandeja, de esas de las bandejas de los hospitales, que tiene muchos departamentos y me traían en el centro, en el medio, donde va el potaje, ahí me traían un ala de pollo hervida sin sal. Ese era mi almuerzo y por la tarde, la otra ala, la derecha, así. Cuando yo veía aquello...

Amaury. Te traían de un pájaro las dos alas. (risas)


Enrique. Entonces ahí estaba ingresado conmigo, al lado, un muchachito que era distrófico y lo que le llevaban de comida a aquel muchacho, era para... imagínate, distrófico. Y entonces el muchacho me decía: ¿Tú no quieres hacer Martí? Porque se corrió en todo el hospital que yo iba a interpretar a Martí. Imagínate tú. Bueno, entonces viene el proceso de las operaciones y fueron en total 7 cirugías, que fueron los siete meses que estuve hospitalizado.

Amaury. Tú no ibas a hacer el papel de Martí, ibas a ser Martí. Te querían convertir en Martí.

Enrique. Y con Lillian Llerena todas las tardes sentada al lado de mi cama, ahí, porque no me dejaban caminar, ahí, leyéndome cosas de Martí. Todas las tardes iba para allá a las dos y hasta las cinco de la tarde. La obra de Martí y los que hablaban sobre Martí, cómo era Martí. Salí del hospital a los siete meses y empecé a trabajar con Lillian en su casa y a buscar en actuación a ese Martí.

Amaury. Que ya físicamente lo tenías.

Enrique. Claro, pero hacía falta el de aquí adentro.

Amaury. Claro.

Enrique. Porque no hacía falta solamente el físico. Era ese hombre que fuera capaz de convencer al Martí que cada uno de nosotros tiene en su cabeza. Cada cubano tiene un Martí aquí en su imaginación y había que hacer un Martí que fuera, que fuera digno. Yo le entregué a aquello el amor, la vida, el corazón.

Amaury. Le entregaste la piel.

Enrique. Porque yo me decía: después que ya yo hice Lenin, hacer Martí ahora, ya, qué más puedo pedir como actor. ¡Qué más puedo pedir! Y un buen día, después de muchísimo tiempo ensayando, nos llaman del ICRT, a Lillian y a mí, por favor, que vengan urgente a la oficina de Manelo.

Amaury. Sí, que entonces era el Presidente del ICRT, Ismael González.

Enrique. El presidente del ICRT. Y vamos para la oficina de Manelo y nos dice. Lillian, por favor, siéntese ahí. Molina, siéntate aquí. Miren, yo no sé lo que yo haría por reconocer el esfuerzo que tú has hecho, pero te tengo que decir, que va a comenzar en estos días, ya, el Período Especial, y ni el organismo, ni el Estado -no era solamente el ICRT, habían otros organismos que iban a colaborar en la construcción de...

Amaury. Sí, claro, una cosa como esa.

Enrique. Era un proyecto gigantesco del ICRT. Nadie puede apoyar esto, ni el Estado, ni nadie, no hay con qué. Me levanté de aquella butaca, mira, no, no. Ahí está Manelo que no me dejará mentir. Yo no dije nada, me paré, así, tranquilamente, viré la espalda y me fui. Las lágrimas me corrían a chorros por toda la calle. Yo, en mi mundo, en mi enajenación le dije a mi mujer cuando llegué a la casa: voy a renunciar, yo no voy a trabajar más. Yo creo que ya he hecho bastante con mi trabajo, y no voy a trabajar más.

Mi mujer me cayó ahí, los amigos me cayeron ahí y un día se me apareció Eduardo Macías en la casa, y me dice: oye, yo sé que tú estás mal de ánimos, pero te vengo a buscar para que me ayudes. Entre tú y yo vamos a convencer a Reinaldo Miravalles para que tú y él se vayan con (Rogelio) Blaín, y conmigo para Camagüey para hacer una aventura que se llama Los Hermanos y quiero convencer a Miravalles porque él nada más que trabaja en los últimos 30 capítulos. Y mira, aquello me empezó otra vez a mover esa cosa que uno no puede negarse a eso ¿verdad? Y me fui con Macías a casa de Miravalles y lo convencimos y se fue el viejo para allá con nosotros.

 

Amaury. Pero ven acá, Enrique, si tú tuvieras ahora la misma edad que tenías en aquel momento. Hoy, fíjate, hoy. No es que te ubiques en el ayer. No es que te ubiques en el joven que fuiste, sino en el joven que podrías ser hoy y te encontraras a otro delirante martiano, como el Doctor William Gil -que en paz descanse-. ¿Tú te someterías a eso? ¿Someterías a tu mujer, someterías a tus hijos nuevamente a ese proceso, para hacer Martí?...

Enrique. Yo creo que esto que hizo...

Amaury. Fernando Pérez.

Enrique. Fernando Pérez, es una belleza.

Amaury. Es que es una belleza.

Enrique. Para aplaudírselo, ahí están, en la pantalla, el Martí niño y el Martí adolescente. Pero ese Martí adulto, yo creo que es imperdonable que sigan pasando los años y que no se haga. Si yo me viera otra vez, no ahora con las condiciones físicas que tengo, porque ya tengo 66 años, pero si echamos el tiempo atrás y me vuelven a plantear lo mismo, yo lo vuelvo a hacer, pero con una satisfacción tremenda.

Amaury. Enriquito, hablemos de este personaje icónico tuyo, Silvestre Cañizo, de la telenovela Tierra Brava, inspirado en Media Luna, de Dora Alonso, ¿cómo fue ese problema de maquillar a ese hombre? ¿Cómo fue crearlo? Ese personaje no está concebido de esa manera en la novela.

Enrique. No, no, en la novela el personaje prácticamente ni existe.

Amaury. No, era un personajito, yo recuerdo en los libretos que mi mamá, Consuelito, hizo en algún momento de la niña Lala, cuando hicieron Media Luna.

Enrique. Sí. Bueno, una vez me mandó a buscar Dora Alonso, ya cuando la novela estaba casi en su final, y ella, muy contenta, muy satisfecha, muy feliz, me felicitó y me dijo: Mira, ese personaje yo no lo creé. ¿Quién creó ese personaje? Dígole: mire, Dora, esto, el personaje, aunque me sea feo decirlo, y con la anuencia de la directora, de Xiomara Blanco, lo fui creando yo. Lo creé, porque lo primero que hice fue que me fui, como ya yo tenía los capítulos en mi casa, todos, y ya yo sabía que a partir del capítulo 30 al personaje le daban aquella paliza que lo dejaban botado en el monte. Yo me fui a ver a un médico, allí al Hospital Ortopédico, a consultar con él como quedaría una persona que recibe una paliza de esa manera, que se queda abandonado, silvestre, en el monte, ¿Por dónde hay que darle para que se justifique que esa joroba queda para toda la vida? Porque no había un hospital (en la novela) no hay nada. Y entonces él me fue explicando que para lograr... Yo sí le hice al médico, físicamente, lo que yo quería, cómo yo quería quedar. Y me dijo: bueno, mira, hay que partirle la clavícula al personaje con algo, con un palo, con un pedazo de hierro, con algo y entonces así lo hicimos. Después le expliqué a Xiomara por dónde es que se asalta al personaje, que se vea un culatazo que le dan con un fusil, dónde le dan, para justificar esa lesión que se le queda para toda la vida. Después me fui a ver a un técnico de prótesis bucal para que me creara esa cosa que se levantaba aquí por dentro; él me creó una pieza que yo me ponía por allá adentro, y se quedaba la boca virada, horrible.

Amaury. ¿Y lo del ojo?

Enrique. Y entonces, con las maquillistas hice como cinco o seis pruebas de maquillaje para lograr el efecto ese del ojo horrible. Y nada, con un pedacito de tul, hicieron muchísimas pruebas  y ninguna dio resultado, porque me iba al estudio con la cámara, para ver cómo se veía y se veía que era falso. No teníamos con qué hacer eso. Y a mí se me ocurrió decirle a la maquillista: mira, vamos a coger un poco de mastic, que es con lo que se pegan las barbas y los bigotes de los personajes. Bájame aquí el párpado, échame mastic aquí, súbeme esta parte de aquí y échame por aquí arriba. Aguántamelo un rato ahí y después suéltalo a ver qué pasa. Así lo hicimos y la maquillista dio gritos de alegría. Ahhh, lo logramos, lo logramos. Pero eso me costó a mí un estafilococo dorado que me duró dos años, después que se terminó la novela.

Amaury. Sí, claro, porque eso te lo hacían todos los días.

Enrique. Todos los días y todos los días me lo tenían que quitar con alcohol, un chorro de alcohol ahí para que eso se despegara. Eso era diario. Y entonces la esposa de Almirante, Blanca Elena, fue la que, ahí, ahí.

Amaury. La doctora.

Enrique. La doctora, oftalmóloga, me curo el estafilococo ese. Pero pasé una..., terrible

Amaury. De todas maneras todo el mundo..., tú sabes que para siempre te van a recordar por ese personaje.

Enrique. Sí, es un personaje que, una vez Edwin Fernández, padre, me dijo, a raíz de salir al aire En silencio ha tenido que ser, que yo hacía el nicaragüense aquel, Matías.

Amaury. Cómo no.

Enrique. Y una vez me intercepta en el camino y me dice: Oye, yo llevo mucho más años que tú en la carrera esta, ya estoy viejo de actuar, y los actores tenemos personajes por los que nadie nos recuerda, pero tenemos otros personajes que quedan para el resto de la vida, aún después de muertos. Y creo que tenía absoluta razón, porque mira cuántos años hace que Edwin Fernández ya no está con nosotros y todavía cuando vamos a hablar de Edwin Fernández, decimos Trompoloco.

Amaury. Trompoloco, claro, claro.

  

Enrique. Y con Silvestre Cañizo me ha pasado eso. Hace años ya de la novela y yo ando por toda Cuba, desde la Punta de Maisí al Cabo de San Antonio y todo el mundo me llama Silvestre Cañizo, todo el mundo. Desde el que recoge la basura, hasta el nivel más alto que haya en el país, Silvestre Cañizo, y yo me siento feliz con eso.

Amaury. Enriquito, ¿por qué no hablamos un poquito del cine? Tú has hecho muchos papeles. ¿Con cuál te sientes más identificado? ¿Con cuál te sientes más cómodo, cuando los recuerdas?

Enrique. ¿Pero te estás refiriendo a...?

Amaury. A todo el cine que has hecho a lo largo de tu vida.

Enrique. Mira, el cine para mí ha sido una experiencia maravillosa por el rigor y por el respeto que los directores de cine tienen con sus artistas. Y he tenido la suerte, realmente, de trabajar con directores de cine que son, dicho en el buen sentido de la palabra, damas, dirigiendo a los actores. Como es el caso de Manolito Pérez, como es el caso de Fernando Pérez, Daniel Díaz Torres.

Amaury. En la película del Benny, que trabajaste con Jorge Luis Sánchez.


Enrique. Jorge Luis Sánchez, su primera película. Y uno se queda con eso en el alma. Es el espíritu de dos resultados, que es lo que disfruta uno; el resultado de la película, el resultado final con el público y he tenido la suerte de hacer algunas películas que han tenido un impacto importante en la población. Y lo que te deja, la enseñanza que te deja cada uno de esos directores.

Mira, con Jorge Luis Sánchez, mira que ensayamos con Jorge Luis en la película del Benny. Y Jorge Luis se paraba así, los tres actores, por ejemplo, que estábamos en un diálogo en una mesa, él se sentaba frente, ocupando el cuarto puesto de la mesa, a mirarnos las caras a cada uno, en detalle, de los diálogos que estábamos ensayando, y estaba pendiente hasta de la mirada.

Amaury. Claro, eso también es el cine.

Enrique. Claro, claro, pero en detalle, ahí, todo el detalle, con mucho rigor. Y así se trabaja el cine. Ahí he aprendido mucho. Me he alimentado el alma, como te decía, de esta gente, de ese colectivo buenísimo, buenísimo.

Amaury. Bueno, me estoy acercando al final. Si estuviéramos en una situación de repente de peligro inminente, ante una cosa natural, una cosa provocada por fuerzas internas. ¿Cuál sería el consejo que tú le darías a los cubanos ante cualquier eventualidad que nosotros sintiéramos?

Enrique. Bueno, yo viví en carne propia el ciclón Flora, allá en Santiago de Cuba y yo me quedé con un short que tenía puesto y un par de tenis, más nada. Nos quedamos sin nada y empecé a luchar, y a luchar, y a luchar. Y la vida nos volvió a levantar y la lucha..., la lucha, esa...

Amaury. La lucha interior, la individual.

Enrique. Esa. No lo que se dice por ahí: estoy luchando y son unos bandidos. A esa lucha yo no me refiero. Me refiero a la lucha de la vida, de enfrentar la vida con valor, con firmeza, qué sé yo... y nos volvió a levantar. Y después de eso fue que me hice actor, después del ciclón Flora. Mira tú si la vida, yo no sé si la vida me premió o fue producto de ese esfuerzo. Nosotros vivimos en un país que está constantemente amenazado por dos vías: la natural y la otra.

Amaury. Ahí iba.

Enrique. Eh, y nada. Mira, yo me siento tan feliz de ser cubano, que a mí nada de lo que ocurra en este país me asusta ni me da miedo. Nada, nada. Lo mismo un ciclón como si se vuelve a repetir otra vez Playa Girón. No, nada me asusta, porque sé que de ahí uno va a salir.


Amaury. El otro día una persona que ve el programa, un televidente o una televidente del programa, decía que yo, cuando hablaba de Cuba en los finales de los programas trataba de poner en boca de los invitados cosas que en realidad yo no sentía, ni sentían ustedes. Nadie habla de Cuba con esa pasión con la que tú has hablado si no es porque lo siente. Muchas gracias, Erniquito. Te quiero mucho.

(Fuente: Cubadebate)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , ,


Celebran en Cuba Día de la Virgen del Cobre


domingo, 12 de septiembre de 2021 
3:07:09 pm 

Feligreses ruegan por el fin de la pandemia de Covid-19 (Vídeo: Fiesta de Nuestra Señora de la Caridad del Cobre, desde la Basílica Santuario Nacional de Nuestra Señora de la Caridad del Cobre, Santiago de Cuba, 8 de septiembre de 2021, 9:30 am) 

  • El papa pide a la Virgen del Cobre por el pueblo de Cuba
  • Mensaje del presidente cubano Miguel Díaz-Canel Bermúdez
  • Homilía de Mons. Dionisio Guillermo García Ibáñez Arzobispo de Santiago de Cuba

Este 8 de septiembre los cubanos celebraron el día de la Virgen de la Caridad del Cobre, patrona de Cuba, a quien le rezaron por el fin de la epidemia de la Covid-19, en una jornada de unión entre compatriotas.

 

La Virgen de la Caridad del Cobre es la que une al catolicismo y a religiones africanas en Cuba ya que es venerada por la creencia Yoruba, con el nombre de Oshún.

Tiene, además, cierta importancia en la historia cubana, en especial, en la guerra de Independencia en el siglo XIX.

"A pedido del episcopado y debido a la imposible participación presencial de los fieles”, se autorizó la trasmisión de las celebraciones por televisión y emisoras de radio, “lo que garantizará rendirle culto a la Virgen en un marco de seguridad para la salud de los feligreses".

 

En el centro de los reportes estuvo, como es tradicional, la ciudad de Santiago de Cuba, a unos 900 kilómetros al este de La Habana, donde es venerada hace mas de 400 años la estatuilla que, según distintas versiones, fue hallada a inicios del siglo XVII, flotando en la Bahía de Nipe, en el este de la isla.

Cuenta la leyenda que tres pescadores humildes la hallaron con un letrero que anunciaba: "Yo soy la Virgen de la Caridad".

    

En 1916, el entonces papa Benedicto XV la reconoció como la Patrona de Cuba. Luego, en 1936, la virgen fue canonizada y en 1977 la iglesia en la que se encuentra, en la localidad de El Cobre, fue proclamada Basílica Menor.

    

 

En enero de 1998, el papa Juan Pablo II, de visita oficial en Cuba, la coronó durante una misa. Posteriormente, en 2012, Benedicto XVI visitó el templo y le concedió la distinción "Rosa de Oro", creada por el papa León IX, en 1049. 

El papa pide a la Virgen del Cobre por el pueblo de Cuba

 

“Que dondequiera que haya hoy un cubano, experimente la ternura de María, y que Ella los conduzca a todos hacia Cristo, el Salvador”, dijo Francisco este ocho de septiembre.

El papa Francisco pidió hoy por la vida, los sueños, las esperanzas y dolores de Cuba, en ocasión de la fiesta de su Patrona, la Virgen de la Caridad del Cobre, en el saludo en español durante la audiencia general.


“Y en este día, los cubanos celebran a su Patrona y Madre, la Virgen de la Caridad del Cobre. Con un recuerdo agradecido de mi peregrinación a su Santuario, en septiembre de 2015, quiero presentar nuevamente a los pies de la Virgen de la Caridad la vida, los sueños, las esperanzas y dolores del pueblo de Cuba”, dijo el papa en su saludo dirigido a los fieles de lengua española. 

Y añadió: “Que dondequiera que haya hoy un cubano, experimente la ternura de María, y que Ella los conduzca a todos hacia Cristo, el Salvador”.

Francisco visitó Cuba del 19 al 22 de septiembre de 2015 en un viaje que incluyó también Estados Unidos.

Mensaje del presidente cubano Miguel Díaz-Canel Bermúdez


Homilía de Mons. Dionisio Guillermo García Ibáñez Arzobispo de Santiago de Cuba

8 de septiembre de 2021, 9:30 am

¡Dios te ha bendecido más que a todas las mujeres, y ha bendecido a tu hijo! ¿Quién soy yo, para que venga a visitarme la madre de mi Señor? Pues tan pronto como oí tu saludo, mi hijo se estremeció de alegría en mi vientre.  ¡Dichosa tú por haber creído que han de cumplirse las cosas que el Señor te ha dicho! Lc 1, 42-45


Hermanos,

Un año más, después de 409 años que el pueblo cubano le sigue rindiendo tributo a la Virgen de la Caridad. En los dos o tres primeros años, solamente allí en aquel pequeño poblado de Barajagua, al norte de Oriente, frente a Antilla, frente a Banes, del lado sur de la Bahía de Nipe. Desde ahí al Cobre, y desde El Cobre, la devoción a la Virgen se fue irradiando por toda Cuba. Dondequiera que hay un cubano, la Virgen de la Caridad de una manera u otra le acompañaba. De hecho, en estos momentos podemos decir que la devoción a la Virgen María de la Caridad del Cobre, Patrona de Cuba, Madre nuestra que así le llamamos, está extendida por todo el mundo.

Sabemos que los cubanos, muchos cubanos estamos dispersos, pero formamos un solo pueblo. Estamos en Cuba, y estamos fuera de Cuba también, y la Virgen está ahí.

Hemos acudido a la Virgen en los momentos alegres y en los momentos tristes, sabiendo que aquí en el lomerío del Cobre donde está su Santuario; aquí nosotros encontramos, nos sentimos más cerca de Dios, porque nos sentimos más cerca de su Madre. Y sabemos que el amor entre madre e hijo es indestructible, tiene que meterse el mal para que eso se rompa; y este no es el caso, al contrario. En ese amor de María por su Hijo, y de su Hijo por María, está el Espíritu Santo, la gracia de Dios; y en ese amor de nuestro pueblo a la Virgen de la Caridad, que en definitiva nos remite a Dios y a su Hijo que nos muestra en sus brazos. Nosotros sabemos que este amor también es indestructible, y la prueba de los años así lo dice.

Como dije acudimos a la Virgen, aquí en El Cobre, en nuestras casas, al comenzar el día besando su imagen. Que a lo mejor tenemos en la cartera o en el bolsillo, porque nos sentimos más cerca de Dios, y queremos sentirnos acompañados; porque sabemos como dice el salmo que la misericordia de Dios dura siempre. Ésa es precisamente nuestra intención y nuestro deseo siempre que acudimos a  la Virgen.

Acudimos a la Virgen porque la vemos como Madre solícita, cuidó a su Hijo Jesús, tiernamente, lo acompañó durante toda su niñez, su adolescencia, su juventud, hasta cuando Él comenzó a predicar y ella veía como era incomprendido. Hay muchos hombres y mujeres, muchos jóvenes, que porque expresan lo que ellos quieren son incomprendidos, y así pasó con Jesús. Pero María estuvo cerca. Después lo vio en la cruz, es una realidad humana la cruz; nadie sabe cuándo va a nacer, pero todos sí tenemos la certeza de que algún día vamos a morir. Y los cristianos sabemos con la certeza que nos da nuestra fe, de que nos presentaremos ante Dios, para que Dios que su misericordia dura siempre, nos acoja en su seno para la vida eterna.

Una vida que no se acaba con los años, con una enfermedad, con una pandemia, con una injusticia, con una condena a muerte injusta o justa, la vida no se acaba ahí. Esa es la vida temporal nuestra, esa es la vida de este mundo. Dios nos ha creado para revelarse a nosotros, para decirnos que la vida no termina, en muchos o menos años, sino que la vida termina junto a Él, porque es el Dios de la vida y no quiere que la vida se acabe. Triste es aquellos que piensan que solamente el chance que tenemos en nuestras vidas, son los pocos años que tenemos para vivir. Entonces no sabemos ni por qué hemos venido al mundo, ni por qué tenemos que dejar el mundo cuando nadie quisiera hacerlo, o cuando venga una pandemia y desgraciadamente rasga nuestra monotonía diaria, nuestro hacer diario, y nos pone a todos tristes, confusos, de tal manera que nos llena de desesperanza. Para el cristiano, no es así; para el cristiano esas son las situaciones lógicas de la vida, momentos de alegría, momentos de paz, momentos de tristeza, injusticias y justicias. Así lo creemos los cristianos. Sabemos que la vida es así, pero culmina en las manos de Dios.

Nosotros tenemos que llevar esperanza a los demás, tenemos que llevar esperanza para decirles esta situación difícil que estamos viviendo, que el calificativo que encuentro es tristeza que nos trae muchas veces a la desesperanza, a no ver soluciones, a preguntarnos el por qué… los cristianos decimos fijémonos en María, la Madre de Jesús, quiso hacer la voluntad de Dios; lo acompañó en los momentos duros de la vida, pero lo acompañó en la Resurrección; lo acompañó en la Iglesia que nacía con los apóstoles. Así nosotros hermanos, cuántas familias no han pasado en este tiempo, en todos los tiempos, pero en éste de manera más acuciante más numerosa, el dolor de la pérdida de uno o varios familiares, amigos, personas cercanas, del barrio, cuántas. A esas personas nosotros tenemos que decirles, ánimo.

Nuestros seres queridos han perdido en la vida, pero el Señor Jesús los llama a la vida eterna. Y ahí es donde está nuestra confianza. Porque no podemos hacernos ilusiones de que el paraíso se va a construir aquí en la tierra, son ilusiones, son falacias, que precisamente la historia, el tiempo se encarga de desmontar sea de donde sea. Aquellas personas que creen que, porque luchan mucho van a alcanzar, por lo que tienen o por lo que dejan de tener, la sabiduría, el poder, la economía, lo que sea… van a alcanzar la felicidad en la tierra. Sí, pueden alcanzar cierta tranquilidad, pero la felicidad está en Dios. Y hasta que nosotros no lo descubrimos y llegamos a Él, nosotros no vamos a sentir que verdaderamente que nuestra vida es una llamada de Dios para vivir a plenitud junto a Él; y que esa felicidad que anhelamos aquí en la tierra y que sabemos no podemos conseguir plenamente, algún día el Señor nos espera.

Ésa es nuestra fe, ésa es la fe del cristiano. Decir al mundo, este mundo es pasajero, en este mundo tenemos que vivir tratando de hacer el bien, la justicia, la caridad, porque así vamos a vivir mejor. Porque en la medida que la caridad predomine en las relaciones humanas, vamos a vivir mejor, más tranquilos, con más esperanza. Pero ese no es el final, el final está junto a Dios. Por eso, si nosotros tenemos que cuidarnos, tenemos que poner énfasis en que tenemos que cuidarnos nosotros y tenemos que cuidar a los demás, a nuestros mayores, a nuestros niños, para que nuestra vida física no se acabe prematuramente. Hermanos, hermanos cubanos donde quiera que estemos, tenemos que poner nuestro empeño en que también nuestra vida espiritual, sepa ser construida de tal manera que no se pueda destruir; porque sabemos que la vida espiritual de cada persona está llamada, como ya he dicho dos o tres veces, a vivir eternamente junto al Señor.

Hermanos, ésa es la clave.  No podemos vivir de ilusiones, el evangelio dice que aquel hombre que construye su casa en un banco de arena viene un viento, una crecida, una tempestad, y se lleva la casa; pero aquel que la construye en una roca firme, que para nosotros es Cristo, esa casa dura por siempre porque está construida en Cristo. La pandemia, en medio del dolor que nos golpea, de las incertidumbres que nos crea, de la confusión y la desesperanza, también nos está diciendo algo. ¿Dónde yo tengo puestos mis ojos? ¿Los tengo puestos en las cosas materiales que tanta falta hacen y que tantas veces escasean? Y que es justo y tenemos derecho a tenerlas, ahí trabajamos por eso; pero siempre con la mirada hacia lo alto. No vivamos preocupándonos, con tanto entusiasmo y trabajo para conseguir las cosas materiales, que hay que conseguirlas y luchar por ellas, si esas cosas materiales nos apartan de Dios.

Tenemos que pensar en esto. Tenemos que pensar en esto como pueblo también. ¿Nosotros hemos dejado a Dios por seguir otras corrientes que nos dicen que Dios no sirve para construir un mundo mejor? Tenemos que pensar si como pueblo lo hicimos o lo hacemos. Ya no diría tan solo como pueblo, como persona. Cada uno de nosotros debe decir, yo soy devoto a la Virgen de la Caridad, ¿qué hizo ella para merecer esta Gracia? Decir “hagan lo que Él les diga”, “que se haga tu voluntad”. Nosotros También tenemos que buscar la Palabra del Señor, también nosotros. Para vivir la vida con sentido, y para saber dónde ponemos nuestro esfuerzo, nuestra lucha, nuestra sabiduría, nuestro corazón, nuestra voluntad. Tenemos que hacer eso hermanos.

En las lecturas de hoy hemos escuchado que Yudith, que fue una mujer que salvó al pueblo de Israel en un momento muy difícil, ella al final canta. Cuando la gente empieza a elogiarla a ella, dice, todo esto no lo he hecho yo, lo hizo Dios por mí, su brazo poderoso es el que ha salvado a este pueblo. Al cabo de los siglos, esa misma situación se repite con la Virgen. Por eso hemos escuchado en el cántico del Evangelio, que es la acción de gracias de María; ella dice, el Señor ha hecho obras grandes en mí, el Señor ha hecho que las generaciones futuras me veneren, no soy yo, es el Señor el que ha hecho todas esas cosas en mí.

Acudimos a la Virgen, sabiendo que es Dios el que tiene el poder, tiene el honor y tiene la gloria. Y María lo sabe. Por eso nos presenta a su hijo Jesús. No es una figurita más en su imagen, no. Representa a ese hijo Jesús, pequeño y cuidado por ella, pero en la mano derecha nos presenta la Cruz de Cristo, como diciéndonos, para alcanzar la gloria que este Hijo les da, hay que también pasar por su cruz. Y la vida nuestra es una cruz. En estos momentos nuestro pueblo está viviendo una cruz, tenemos que saber ofrecerlas.

Recordemos que las cruces, no se buscan, las cruces caen; hay que nosotros, por nuestro comportamiento enredamos nuestra vida de tal manera que las cosas se complican y entonces las cruces vienen por mi culpa. Otras veces, las cruces vienen de fuera, y nosotros tenemos que saber distinguir, que, en todo momento, haciendo la voluntad de Dios venceremos las cruces; y en todo momento veremos esta realidad como diciendo, Señor ¿qué me quieres decir para que yo abra los ojos y me encuentre con tu Hijo? ¿Qué Tú me quieres decir cuando la Virgen ha querido hacer siempre tu voluntad, y por eso es grande y Tú la has ensalzado entre todas las mujeres? Así nosotros tenemos que buscar y seguir a la Virgen, siendo nosotros sus hijos.

Hermanos, esto es para todos los hombres de todas las épocas y países, pero es para nuestro pueblo en el día de hoy. Que cada uno se pregunte, y yo ¿qué hago? ¿Busco el sentido de mi vida, o me dejo llevar por aquello que más me gusta? ¿O por una situación que me lleva al mal, que me lleva maltratar a un hermano, que me lleva a considerar que otro hermano no tiene derechos como los tengo yo, que me hace pensar que yo tengo a callar o aplastar a otra persona, que yo tengo derecho a limitar los derechos y los deberes de los otros, que yo tengo derecho…? No hermanos, ese es el pecado, no matarás, respeta, no envidies, no mientas, no te aproveches de tu hermano. Eso es lo que el Señor nos dice hoy, cuando el Señor nos dice “dichosos aquellos que hacen la voluntad de Dios porque de ellos es el Reino de los cielos”. Bienaventurados son.

Yo quisiera meterme en el corazón de cada uno de ustedes, porque ustedes representan a todos los cubanos. Están aquí y tienen que darle gracias a Dios por eso, y sientan en su oración que están pidiendo por todos, yo sé que mucha gente en estos momentos en toda Cuba y fuera de Cuba está pidiendo por Cuba y por todos.

Sí hermanos, nosotros tenemos que recapitular, y tenemos que aprovechar hasta el dolor, fíjense bien, hasta el dolor. Yo quisiera meterme en el corazón de cada uno de ustedes. Una madre anciana ¿qué trae en su corazón cuando está aquí ante la Virgen? Un joven lleno de esperanzas y de ilusiones en la vida ¿qué trae en su corazón cuando viene aquí? Un padre de familia cuando ve a sus hijos pequeños ¿qué trae aquí en su corazón?, ¿qué le dice a la Virgen? Podemos rezar el Avemaría, pero hay un diálogo interior entre nosotros y la Virgen que nos lleva a Dios. ¿Qué le decimos nosotros? ¿Qué le decimos nosotros a una persona que quiere luchar en la vida, para mejorar su vida y la de su familia, y así mejorar la sociedad, cuando no puede y no se siente que tiene las facilidades justas para poder lograrlo? ¿Qué hay allá dentro? ¿Qué hay del dolor de tantas familias que han perdido a sus hijos, que viven en la inquietud en esta terrible epidemia que nos llena de tristeza y de incertidumbre, y lo vuelvo a repetir, y de desesperanza?

Hermanos, todos tenemos que poner de nuestra parte. Acudimos a la Virgen, pero ella nos dice “hagan lo que el Señor Jesús les dice” Y Él nos dice, ama a tu hermano respeta a tu hermano, atiende al que sufre, no te dejes llevar por el mundo sino se siempre fiel a la Palabra de Dios.

No nos ilusionemos con las falsas promesas incumplidas, por tantos motivos porque la vida es así. Esas ilusiones que se crean muchas veces escritas en un buró, que deciden la vida de muchas personas. Hermanos, vamos cada uno de nosotros poner de nuestra parte. Ese egoísmo que muchas veces nos aparta de los demás. No hermanos, eso sí nos lleva a la perdición.

Yo quisiera meterme en el corazón de cada uno de ustedes, y eso es lo que quiero hacer. Y si no puedo saber, porque yo no soy Dios, Dios sí lo sabe; yo sí la misa, la eucaristía, donde Cristo se hace presente bajo las formas del pan y del vino en el sacramento de la comunión… Ahí voy a pedirle a Dios por todos y cada uno de ustedes, por todos sus afanes, por todas sus tristezas y dolores. Voy a tener presente principalmente a las familias de los difuntos; a las familias de los médicos, de los enfermeros, las enfermeras, los que trabajan en los hospitales que llevan mucho tiempo sin descanso cuidando a nuestros enfermos. Voy a sentirme solidario al presentarle a Dios, la incertidumbre con que viven nuestras familias, ante un contagio que puede venir en cualquier momento; voy a pedir a Dios por el desasosiego que nuestras familias muchas veces tienen para encontrar el sustento diario en medio de todas estas dificultades. Voy a poner ante la Virgen, también todos nosotros, a nuestros niños y jóvenes que llevan casi dos años sin participar en una clase presencial, con lo que eso significa para su desarrollo posterior. Voy a ponerme también en la mente de los que gobiernan, de los que buscan soluciones, para que el Espíritu Santo les ilumine, y cualquier decisión sea tomando en cuenta el concurso de todos, porque todos tenemos que intervenir en lo que nos concierne a todos.

Voy a pedir, en fin, hermanos, para que el Señor nos de la esperanza, nos de la serenidad para enfrentar el mal y nos dela voluntad para hacer siempre el bien. Que Dios nos ayude a vivir así. Y voy a pedir que aumente nuestra fe, que aumente nuestra fe; la fe firme nos salva de la desesperanza, la fe firme le da sentido a la vida, la fe firme en Cristo Jesús nos da muchas respuestas. Tenemos que buscarlas.

Que el Señor nos ayude a vivir así en este día, y en medio de la tristeza, de la confusión, de la desesperanza, tenemos que presentar la confianza en Dios; y ésa nos da esperanza, nos da la alegría de saber que el Señor nos quiere, nos ama y nos espera, y nos da también la fortaleza para enfrentar y luchar en esta vida por el bien y por la paz. Como decíamos en la introducción de la misa, la justicia y la misericordia para todos.

(Fuentes: ANSA/ACIPrensa/arzobispadosantiagodecuba/Granma/Cubadebate/radiohc)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , ,


Vital y estratégico para Cuba cortar la epidemia


lunes, 13 de septiembre de 2021 
11:48:26 pm
 

El gobierno cubano consideró "vital y estratégico" cortar la epidemia de Covid-19, que tiene 39.610 infectados activos en Cuba, 8.342 nuevos casos y 74 muertes, según el reporte publicado hoy.  

La propagación del coronavirus está encabezada el lunes por los 1.575 contagiados en la provincia de Pinar del Río, oeste nacional, seguida por Sancti Spiritus, centro, con 1.121 y en el este por Las Tunas con 805 contagiados. 

Durante los 12 primeros días de septiembre surgieron 94.080 contagios y 996 muertes. Cortar la transmisión sigue siendo lo más importante, expuso el presidente cubano en una videoconferencia el fin de semana y divulgada hoy por medios de la prensa local. 

Estimó que la aceleración del ritmo de vacunación contra el SARS-CoV-2 actualmente en marcha "debe ir acompañada del incremento de las medidas higiénico-sanitarias". 

Llamó a incrementar "el rigor social e individual en el cumplimiento de las medidas higiénico-sanitarias especialmente el uso del nasobuco (mascarilla facial) en todo momento hasta dentro de los hogares". 

Las autoridades sanitarias subrayaron que tales medidas apoyan a la vacunación en marcha que debe llevar a una reapertura del país y de su industria del turismo el 15 de noviembre próximo. 

La reapertura busca respaldar la atribulada economía nacional. En ese sentido Díaz-Canel dijo durante la videoconferencia que en el marco del comercio interno se trata de atenuar "la continuada y creciente insatisfacción de la población con las colas (filas) en las tiendas", según fue citado por la prensa local. 

Reclamó más mecanismos para reducirlas, "como la desconcentración de las ventas con la apertura de nuevos puntos de expendio". 

"Es irracional que alguien esté cinco y seis horas en una cola, y a veces, cuando le toca el turno, hasta se acabó el producto o quedan menos ofertas", afirmó.  

Parte de cierre del día 13 de septiembre a las 12 de la noche 

Al cierre del día de ayer, 13 de septiembre, se encuentran ingresados en hospitales para vigilancia clínica epidemiológica mil 729 pacientes, de ellos: en vigilancia 67, sospechosos mil 086 y confirmados 576. 

El Dr. Francisco Durán García, Director Nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública de Cuba, informó este lunes en Conferencia de Prensa, que fueron confirmados 31 nuevos casos de Covid-19, para un acumulado de 4 684 en el país. De ellos se han dado en total, 3 930 altas médicas, para un 83,9% de casos recuperados. 

Para COVID-19 se estudiaron 7 mil 380 muestras, resultando 42 muestras positivas. El país acumula 492 mil 527 muestras realizadas y 4 mil 726 positivas (0,96%). Por tanto, al cierre del día de ayer se confirman 42 casos nuevos, con un acumulado de 4 mil 726 en el país. 

De los 42 casos diagnosticados: 41 son cubanos y un extranjero con fuente de infección en el exterior. 

Del total de casos (42): 31 fueron contactos de casos confirmados, 10 sin fuente de infección precisada, y uno con fuente de infección en el extranjero. 

De los 42 casos confirmados, 17 son masculinos y 25 son femeninas. El 71,4% (30) fueron asintomáticos, acumulándose 2 mil 775 que representan el 58,7% de los confirmados hasta la fecha. 

La residencia por provincias y municipios de los 42 casos confirmados: 

Artemisa (4 casos), La Habana (17 casos), Matanzas (5 casos), Sancti Spíritus (3 casos), Ciego de Ávila (9 casos), Camagüey (3 casos), y Holguín (1 caso). 

De los 4 mil 726 pacientes diagnosticados con la enfermedad, se mantienen ingresados confirmados 576 (12,2%), 559 el 97% con evolución clínica estable. Se reportan 108 fallecidos (ninguno del día), dos evacuados, 110 altas del día, se acumulan 4 mil 040 pacientes recuperados (85,5%). Se reportan cinco pacientes en estado crítico y 12 en estado grave. 

Hasta el 13 de septiembre se reportan 185 países con casos de COVID-19, asciende a 28 millones 802 mil 775 los casos confirmados (+286 mil 031) y 920 mil 931 fallecidos (+4 mil 926) para una letalidad de 3,19% (-0,02). 

En la región las Américas se reportan 14 millones 847 mil 457 casos confirmados (+117 mil 630), el 51,54% del total de casos reportados en el mundo, con 512 mil 221 fallecidos (+2 mil 712) para una letalidad de 3,44% (-0,01). 

(Fuentes: Minsap/CMHW/ANSA/PL)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , ,


Adiós eterno a los colegas Franklin Reinoso y José A. Rivero


martes, 14 de septiembre de 2021 
1:50:45 am

Franklin Reinoso Rivas, destacado locutor y director de programas de CMHW, Premio Nacional de la Radio Cubana en 2021, falleció este 13 de septiembre en Santa Clara debido a complicaciones derivadas de la COVID-19. 

Con profundo dolor, la Radio Cubana y de Villa Clara lamentan el fallecimiento en Santa Clara del destacado locutor y director de programas Franklin Reinoso Rivas, Premio Nacional de Radio 2021.

Contaba con 75 años de edad al momento de su deceso, debido a complicaciones derivadas de la COVID-19, tras permanecer ingresado durante varios días en la ciudad de Santa Clara, atendido por un equipo médico que laboró por salvar su vida.

Su entrada a la Radio fue en el año 1957 cuando asistía a la emisora de su natal Caibarién, junto a su padre Feliciano Reinoso, comentarista deportivo.  Allí se entrenó como operador de sonidos y luego como locutor.

En la locución incursionó en casi todos los géneros de esta especialidad: noticias, revistas informativas, musicales, narraciones dramáticas, declamación, lo que le permitió alcanzar el Primer Nivel de Locutor en 1970 y que mantuvo hasta su jubilación, asimismo fue premiado en múltiples oportunidades en Festivales Nacionales de la Radio Cubana. 

 

Obtuvo la Condición de Artista de Mérito de la Radio Cubana, el Micrófono de la Radio en 2004, la Orden Majadahonda como artista Internacionalista, el Sello 85 aniversario de la Radio Cubana, el sello del Laureado 1993, el Premio Rolando Rodríguez Frenes que otorga la Filial de Radio, Cine y Televisión de la UNEAC en Villa Clara, la Medalla Raúl Gómez García, la Medalla de la Lucha contra Bandidos, la Llave de la Ciudad de Santa Clara y en 2019 recibió la condición de Maestro de Radialistas.

Su jubilación en 2007 por motivos de salud, nunca lo separó de la CMHW, donde continuó colaborando como asesor musical en varios programas especializados y contribuyendo a la preservación del patrimonio sonoro de la radio. 

Adiós a José Antonino Rivero, productor y alma de Telecubanacán 

Difícil es despedir también a una persona imprescindible; más aun es para los trabajadores de Telecubanacán, en Villa Clara, decir adiós a José Antonino Rivero, productor y alma de este canal de televisión, que ayudó a fundar y crecer. 

Quienes lo conocieron, pueden dar fe de su eterna alegría, de su desenfado en cualquier escenario y de las dos manos que siempre estaban dispuestas para ayudar.

  

Las anécdotas de los 37 años del telecentro siempre se enriquecían con su inmensa imaginación, demasiado grande para contener y no compartir su visión de la vida, de lo necesario, y de todo a lo que estaba dispuesto para que un programa de televisión o una noticia, tuvieran éxito. 

Por donde quiera que pasaba dejaba una sonrisa, muchas veces carcajadas, detrás de las que siempre había un detalle y un consejo. 

A los 60 años, las complicaciones de un virus nos lo arrebatan, pero esa voz, esa risa, ese corazón, serán imposibles de borrar de la historia de Telecubanacán. 

Adiós, amigo. 

Muestras de apoyo ante la pérdida de Franklin Reinoso Rivas

martes, 14 de septiembre de 2021
6:26:34 pm

Desde la tarde de este lunes, 13 de septiembre, colegas, instituciones, y personalidades de todo el país enaltecen el legado del Maestro de Radialistas y Premio Nacional de Radio 2021. 

El Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez escribió en su perfil de Twitter un sentido mensaje de condolencia. 

Ha muerto en nuestra común ciudad, #SantaClara, el Premio Nacional de Radio, Franklin Reinoso Rivas. Otro golpe de la #COVID19 que tenemos el compromiso de erradicar. Abrazo sentido a su viuda María Teresa Valdés, familiares, colegas y amigos.

Así mismo, desde la cuenta de la Radio Cubana, en la misma plataforma virtual, se publicó un mensaje de apoyo a todo el colectivo radial con quien compartió su obra, y a familiares y amigos.

Luz a Franklin Reinoso, un maestro de la Radio Cubana, de un grande de la locución radial en Cuba, un hijo ilustre de Caibarién y de Villa Clara. Las condolencias a su esposa María Teresa y su familia y amigos. Un abrazo al colectivo de @radiocmhw #RadioCubana de luto.

En la cuenta de Twitter del otrora Instituto Cubano de Radio y Televisión, se muestra una pequeña entrevista a Franklin Reinoso cuando le fue otorgado el Premio Nacional de Radio, en este mismo año.

Onelio Castillo Corderí
Dolorosa pérdida para la creación radiofónica de #Cuba. Hombre éticamente íntegro, humilde y talentoso, que entregó a la radio lo más preciado e intenso de su vida. A familiares y amigos de #FranklinReinosoRivas, y a su entrañable esposa María Teresa, nuestras condolencias.

Radio CMHW
La @radio_cubana lamenta el fallecimiento en #SantaClara del destacado locutor y director de programas #FranklinReinosoRivas, Premio Nacional de Radio 2021 y querido trabajador de @radiocmhw. Las más sentidas condolencias a los familiares, amigos y compañeros de profesión.

(Fuentes: Telecubanacan/CMHW/ Gricelys María Moreno García)

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , ,


Estudiante vietnamita entre los 50 mejores escolares a nivel global

20210915171211-lateclaconcaf-e-dong-ngoc-ha-estudiante-vietnamita.jpg


miércoles, 15 de septiembre de 2021 
12:06:11 pm

Dong Ngoc Ha, estudiante de la Escuela Secundaria de Ciencias Naturales de la Universidad Nacional de Hanoi, se incluyó en la lista de 50 mejores escolares a nivel global publicada en la página web de la Fundación Varkey.

Se trata del Premio de Estudiante Global, que se lleva a cabo por primera vez este año bajo el auspicio de la Fundación Varkey y la compañía proveedora de soluciones de tecnología educativa de Estados Unidos, Chegg.org, una nueva plataforma que resalta en todo el mundo los esfuerzos de estudiantes extraordinarios, que están teniendo un impacto real en el aprendizaje, las vidas de sus compañeros y de la sociedad en general.    

Los 50 mejores estudiantes del mundo fueron seleccionados entre tres mil 500 candidatos procedentes de 94 países y todos poseen logros académicos sobresalientes con influencia en sus respectivos países.

En 2020, Ngoc Ha ganó la medalla de plata en la Olimpiada Internacional de Biología y recibió la Medalla Laboral de Tercera Clase.

Los cuatro estudiantes vietnamitas que compitieron en la Olimpiada Internacional de Biología 2020 ganaron una medalla de oro, una de plata y una de bronce. En la foto, de izquierda a derecha, los galardonados Ho Duc Viet, Dong Ngoc Ha, Ha Vu Huyen Linh y Nguyen Thi Thu Nga.

Desde su interés por la biología, Ngoc Ha elaboró proyectos y estableció foros para compartir su conocimiento en el campo con estudiantes de todo el país.

Según la directora de Chegg.org, Lila Thomas, este premio se estableció para honrar a los estudiantes en el mundo que han tenido la gran determinación de continuar sus estudios durante la pandemia del COVID-19.

 Los 50 estudiantes finalistas

 Los finalistas preseleccionados para el Global Student Prize 2021 fueron seleccionados entre más de 3500 nominaciones y solicitudes de 94 países de todo el mundo.

Son ellos: Aayush Gupta, Kaif Ali, Seema Kumari y Vipin Kumar Sharma (India), Ahmed Ullah y Kehkashan Basu (Canada), Alex Kyabarongo (Uganda), Alex Santiago Gamaliel,  Ana Julia Monteiro de Carvalho y Anna Carolina Silva Aragão (Brasil), Amisa Rashid  (Kenia), Ancelmo Miguel Catalla (Filipinas), Antonia Contreras  (Chile), Aya Yousef (Libano), Blessing Akpan, Esther Ajari, y Oluwadamilola Akintewe (Nigeria), Brendan Loon (Singapur), Chiranthi Senanayake (Sri Lanka), Cinthia Karely Ovando López (México), Clement Ngosong (Camerún), Daniel Nwoke, Emma Yang, Francisco Marchi, Hannah Guan, Jana Amin, Matine Khalighi, Shreya Ramachandran, Shreyaa Venkat, Tanishq Abraham y Zofia Kierner (Estados Unidos), Dong Ngoc Ha (Vietnam), Elliott Lancaster, Enoch Opare Mintah (Reino Unido), Farhad Shamo Roto (Francia), Galyah Zaini (Arabia Saudita), Henar Maíllo (España), Igor Jovanovic (Serbia), Jeremiah Thoronka  (Sierra Leone),  Lamya Butt (Emiratos Árabe Unidos), Lisandro Acuña y Mario Maximiliano Sánchez (Argentina), Mirko Cazzat (Italia), Nazeli Ter-Petrosyan (Armenia), Obakeng Leseyane (Sudáfrica), Rashaun Stewart (Jamaica), Salaado Qasim (Finlandia), Tafadzwa Munzwa (Zabia), Valentyn Frechka  (Ucrania), y Yiq Zhenn Leong (Malasia).

El Premio Global para Estudiantes de Chegg.org es un premio de US $ 100.000 otorgado a un estudiante excepcional, que tiene un impacto real en el aprendizaje, la vida de sus compañeros y en la sociedad más allá.

(Fuente: vietnamnet/VNA)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , ,


Caricaturista cubano Ares conquistó el primer premio del "Beavers Laugh" 2021

20210915201000-lateclaconcafe-por-ares.jpg

 

miércoles, 15 de septiembre de 2021
3:22:31 pm 

Un nuevo eslabón a su larga cadena de triunfos añadió el artista gráfico Arístides Hernández Guerrero, Ares, al conquistar el primer premio en el concurso internacional de dibujo humorístico Beavers Laugh 2021 (la Risa de los Castores), convocado por quinta vez en la comunidad ucraniana de Bobritsa, de la región de Kiev. 

Apelando a la figuración humana que caracteriza su estilo, Ares respondió al tema propuesto por los organizadores, el silencio, con una metáfora sumamente ingeniosa en la que cuestiona y a la vez reivindica el valor de la comunicación humana en los tiempos actuales.


Bobritsa se ha convertido en los últimos años en uno de los centros más activos para la confrontación internacional de los humoristas gráficos, como lo prueba la concurrencia de obras de más de un centenar de artistas de 52 países al concurso de este año. 

La emergencia de la villa ucraniana en el terreno del humor es comparable a la de Sejong (Corea del Sur), Deva (Rumanía), Niemodlin (Polonia) y Olense (Bélgica). 

(Fuente: Granma/Pedro de la Hoz)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , ,


Celebra México 211 años del Grito de Independencia


jueves, 16 de septiembre de 2021 
4:54:03 pm

El presidente Andrés Manuel López Obrador durante el Grito de Independencia. AMLO grita "vivas" a la honestidad y a los pueblos prehispánicos

A las 11 de la noche de este miércoles, el Presidente Andrés Manuel López Obrador salió al balcón central de Palacio Nacional para dar el tradicional Grito de Independencia, nombrado este año “Por la libertad y la justicia”. El mandatario exclamó esta vez “vivas” a la honestidad, a los héroes anónimos y a los pueblos prehispánicos, además de las tradicionales dedicadas a los personajes y valores patrios. 

Por segundo año consecutivo, el “Grito” se realizó frente a una Plaza de la Constitución vacía, en la restricción impuesta por la pandemia de covid-19.

El jefe del Ejecutivo se dirigió a la nación y enseguida lanzó una veintena de “vivas” para después hacer sonar la campana histórica, fabricada en 1768, también conocida como Esquilon de San José.

El presidente exclamó: “Mexicana, mexicanos, viva la Independencia, viva Miguel Hidalgo y Costilla, viva José María Morelos y Pavón, viva Josefa Ortiz de Domínguez, viva Ignacio Allende".

“Viva Leona Vicario, viva Vicente Guerrero, vivan los héroes anónimos". “Viva la libertad, viva la justicia, viva la igualdad, viva la democracia, viva la honestidad".“Viva nuestra soberanía, viva la fraternidad universal, viva el amor al prójimo". “Vivan las culturas del México prehispánico". "Viva México, viva México, viva México”.

 Cinco minutos antes, acompañado de su esposa Beatriz Gutiérrez, presenció el Toque de Silencio y el Himno Nacional en los salones de Palacio.

Mexicanas, mexicanos: ¡Viva la Independencia! ¡Viva Miguel Hidalgo y Costilla! ¡Viva José María Morelos y Pavón! ¡Viva Josefa Ortiz de Domínguez! ¡Viva Ignacio Allende! ¡Viva Leona Vicario! ¡Viva Vicente Guerrero! ¡Vivan los héroes anónimos! ¡Viva la libertad! ¡Viva la justicia! pic.twitter.com/hyrgpxGX3X

Un par de horas antes de las once de la noche, decenas de personas y familias completas salían a pie de las calles aledañas a Palacio Nacional, totalmente cerradas al tránsito vehicular.

Del otro lado de la Plaza de la Constitución, por calle Madero, la gente se congregaba con la intención de pasar, en la zona restringida. Algunos gritaban ¡queremos entrar, queremos entrar!

Desde lejos, las personas que habrían deseado estar frente a Palacio Nacional vieron la pirotécnica y los videos proyectados sobre las paredes de los inmuebles del zócalo, así como de la maqueta del Templo Mayor.

Los que sí disfrutaron del audio y la imagen fueron los integrantes del gabinete quienes salieron a los balcones de palacio a mirar el espectáculo.

Igualmente el presidente, con la banda tricolor en el pecho, sonreía y miraba al cielo para mirar el espectáculo de luz, sonido, canciones tradicionales y pirotecnia.

Llega a México el presidente de Cuba

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, llegó este jueves 16 de septiembre a México para asistir al desfile conmemorativo del inicio de la guerra de Independencia y a la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac). 

En el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, el canciller Marcelo Ebrard recibió al mandatario cubano y a su esposa, Lis Cuesta. 

"Le di la bienvenida al Presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel quien participará en el desfile militar de esta mañana. Con ello se inicia el arribo de Jefes de Estado y de Gobierno que asisten a la VI Cumbre de CELAC", escribió Ebrard en su cuenta de Twitter. 

Se espera la asistencia de jefes de Estadoy/o de gobierno de 17 países de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños para participar en la VI Cumbre que se realizará el fin de semana en Ciudad de México. 

Con sus mejores tradiciones, México fue el único país de América Latina que no rompió relaciones con la Cuba revolucionaria, por un mandato imperial, y a lo largo de los años “no se ha quebrado lo que la historia unió indisolublemente”, sostuvo hoy el presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel. En el mensaje que dirigió en la ceremonia para conmemorar el inicio de la guerra de Independencia, ponderó como de “valor inconmensurable” haber recibido la invitación de honor.

“En el momento en que sufrimos los embates de una guerra multidimensional, con un bloqueo criminal recrudecido oportunistamente con más de 240 medidas en medio de la pandemia de Covid-19, que tan dramático costo tiene para todos los países de menor desarrollo, estamos enfrentando paralelamente, una agresiva campaña de odio, desinformación, manipulación y mentiras montada sobre las más diversas plataformas digitales, que desconoce todos los límites éticos bajos.”

Los grupo de invitados al evento escucharon con atención, entre ellos el embajador de Estado Unidos en México, Ken Salazar, quien siguió, serio, las palabras de Díaz-Canel cuando reconoció al presidente López Obrador, por sus expresiones de apoyo permanente, el reclamo por el levantamiento del bloqueo, y por que se cumpla el voto anual de Naciones Unidas en hechos concretos, “algo que su país ha cumplido, agradecemos profundamente la ayuda recibida en insumos médicos y alimentos, para paliar los efectos combinados del acoso económico y la pandemia”.

El presidente Díaz-Canel adujo, que ante la compleja situación epidemiológica que enfrenta el mundo, “la solidaridad y la cooperación entre nuestro pueblo quiere mayor trascendencia por esa razón nuestros profesionales y técnicos de la salud no dudaron acompañar en cuanto fue necesario, al pueblo mexicano”.

A ese agradecimiento añadió el compromiso de defender “la unidad, en la diversidad de nuestra América, como expresara Fidel (Castro) en un acto amistad cubano-mexicana, celebrada el 2 de agosto de 1980: ´nada soportaremos contra México lo sentiremos como propio sabremos ser fieles a la amistad que han forjado siglos.”

e l

Antes, inició la celebración dos 211 años del levantamiento independentista en la Nueva España, en Palacio Nacional, el presidente Andrés Manuel López Obrador recibió como invitado de honor a Díaz-Canel. Frente a la puerta principal de Palacio Nacional se instaló un templete para que ambos dignatarios y el secretario de Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval, dirigieran un mensaje dirigieran sus respectivos mensajes.


Antes del desfile militar, con la plancha del Zócalo ante ellos, donde se encontraban perfectamente alineados miles de efectivos del Ejército, de la Armada y de la Guardia Nacional, López Obrador se dirigió al pie de la asta monumental, donde izó la bandera nacional mientras las bandas de guerra entonaban el himno mexicano. De ahí, sobre un vehículo Hummer descapotado, y en compañía del general Sandoval, y del secretario de marina, Rafael Ortega, pasaron revista a las fuerzas armadas.

Así, se celebró el evento conmemorativo, que hoy tuvo un giro en la tradición de observar el desfile desde el balcón central de Palacio Nacional. López Obrador y Díaz-Canel lo siguieron sentados, desde el templete que se instaló para emitir sus respectivos mensajes. Los dos presidentes estuvieron acompañados de sus esposas, y de la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, y el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard.

Cuba enfrenta "los embates de una guerra", dice Díaz-Canel (Discurso completo)


México, 16 de septiembre de 2021. 

Estimado Andrés Manuel López Obrador, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos: 

Distinguidas invitadas e invitados: 

Querido México: 

Gracias por la oportunidad que nos das de traer el abrazo agradecido de Cuba a tus hermosas celebraciones patrias por aquel Grito de Dolores que tanto afán libertario despertó en nuestra región hace más de 200 años. 

Entre todos los hermanos que nos dio Nuestra América, México cuenta, por muchas razones, como uno de los más entrañables para Cuba. 

Ese afecto que une a nuestras tierras comienza con el deslumbramiento que nos provocan sus huellas profundas y diversas en la Literatura y la Historia de América: 

“Cuánto es bella la tierra que habitaban los aztecas valientes”, dice en el “Teocalli de Cholula”, el cubano José María Heredia, abriendo una fascinante puerta a ese Mundo Nuestro, muy anterior al de la terrible conquista que iniciarían siglos después, con matanza y destrucción sin freno, las tropas españolas que venían de Santiago de Cuba, al mando de Hernán Cortes. 

Pero nadie nos dirá más de México que José Martí. Cito fragmentos de su memorable discurso pronunciado en la velada en honor a este país en la Sociedad Literaria Hispanoamericana en 1891: “(…) hoy nos reunimos a tributar honor a la nación ceñida de palmeros y azahares que alza, como un florón de gloria, al cielo azul, las cumbres libres donde el silbato del ferrocarril despierta, coronada de rosas como ayer, con la salud del trabajo en la mejilla, el alma indómita que chispeaba al rescoldo en las cenizas de Cuauhtémoc, nunca apagadas. ¡Saludamos a un pueblo que funde, en crisol de su propio metal, las civilizaciones que se echaron sobre él para destruirlo!”. 

Más adelante, refiriéndose a la significativa fecha que conmemoramos hoy expresa: “…Trescientos años después, un cura (…) citó su aldea a guerra contra los padres que negaban la vida de alma a sus propios hijos; era la hora del Sol, cuando clareaban por entre las moreras las chozas de adobe de la pobre indiada; ¡y nunca, aunque velado cien veces por la sangre, ha dejado desde entonces el sol de Hidalgo de lucir! Colgaron en jaulas de hierro las cabezas de los héroes; mordieron los héroes el polvo de un balazo en el corazón; pero el 16 de septiembre de cada año, a la hora de la madrugada, el Presidente de la República de México vitorea, ante el pueblo, la patria libre, ondeando la bandera de Dolores”. Fin de la cita. 

Por sus características, el proceso independentista mexicano, que iniciara con el Grito de Dolores, protagonizado por el Padre Miguel Hidalgo un día como hoy de 1810, y se consumara 11 años después con la entrada del Ejército Trigarante en la Ciudad de México, tuvo un notorio componente de reivindicaciones sociales e indigenistas que lo diferenció de otros procesos que tipificaron a la época de las independencias. Su impacto fue, sin dudas, extraordinario en la lucha libertaria y anticolonialista de nuestra región y particularmente en Cuba. 

Recogía aspiraciones ancestrales de pueblos enteros que habitaban el territorio, no sólo mexicano, sino también de centro y sur América y de las Antillas; reivindicaba a todos los sectores criollos pobres –blancos negros y mestizos- sumidos en la miseria, el hambre y la explotación y se oponía a la esclavitud del negro. 

La amplia presencia popular influyó de forma decisiva en su radicalización y en la concreción de importantes demandas sociales y políticas, lo que constituyó una inmensa inspiración y aliento para nuestro movimiento independentista. 

No son pocos los notables cubanos que dejaron su sangre y sus nombres en la Historia de México. Sobresale especialmente la solidaridad cubana en el enfrentamiento de México a las invasiones texanas en 1835-1836 y la invasión norteamericana de 1846 al 48, se destacan los generales Pedro Ampudia, Juan Valentín Amador, Jerónimo Cardona, Manuel Fernández Castrillón, Antonio Gaona, Pedro Lemus y Anastasio Parrodi. 

Los cubanos Florencio Villareal y José María Pérez Hernández, lanzaron en marzo de 1854 el histórico plan de Ayutla, determinante en el rompimiento del ejército y la sociedad mexicana con el gobierno dictatorial del General Santa Anna. 

Como ha confirmado el prestigioso investigador René González Barrios, varios de aquellos hombres ocuparon puestos claves en la vida político-militar mexicana y fueron gobernadores o comandantes militares en importantes plazas del país. 

Dos de ellos, los generales de división Anastasio Parrodi y Pedro Ampudia Grimarest fueron ministros de Guerra y Marina en el gobierno de Benito Juárez durante la Guerra de Reforma. 

En el Congreso, el Gobierno, el exilio o la Guerra al lado de Juárez hubo siempre cubanos. Elogian su obra magnífica compatriotas prominentes como el General Domingo Goicuría y Cabrera y los poetas Juan Clemente Zenea y Pedro Santacilia, quien fuera su yerno, secretario y agente de la República de Cuba en Armas ante el gobierno mexicano. 

En la guerra contra los franceses, sirvieron al ejército mexicano los hermanos Manuel y Rafael de Quesada y Loynaz, general y coronel respectivamente; los coroneles Luis Eduardo del Cristo, Rafael Bobadilla y Francisco León Tamayo Viedman; el médico comandante Rafael Argilagos Gimferrer y el capitán Félix Aguirre. Todos regresarían a Cuba, al comenzar la Guerra de los Diez Años. 

Fue México el primer país en reconocer nuestra lucha armada y en abrir sus puertos a los barcos con la bandera de la estrella solitaria. Lo aprobó el Congreso, lo sentenció Juárez y lo agradeció Carlos Manuel de Céspedes, el Presidente de la República en Armas, en carta memorable a su par mexicano y cito: “…altamente satisfactorio que México haya sido la primera nación de América que hubiese manifestado así sus generosas simpatías a la causa de la independencia y la libertad de Cuba…”. 

Una de las principales tareas que entonces cumpliría Pedro Santacilia, con el consentimiento de Juárez, fue enviar a Cuba a un selecto grupo de militares mexicanos para contribuir a la formación y entrenamiento del naciente Ejército Libertador. Los mexicanos brillaron en los campos de Cuba y sus proezas inspiraron a la tropa y a cuantos oyeron hablar de ellas. 

Otra vez dejó el Padre de la Patria cubana, constancia de aquella entrega, en carta al “Benemérito de las Américas”. Escribe Céspedes: “…algunos caballeros mexicanos han venido aquí y han derramado su generosa sangre en nuestro suelo y por nuestra causa, y todo el país ha mostrado su gratitud por su heroica acción…”. 

Dos de aquellos bravos militares mexicanos, veteranos de la Guerra de la Reforma y la contienda contra el imperio francés, llegaron a ostentar los grados de General de brigada del Ejército libertador cubano y formaron parte del cuadro de sus principales jefes: José Inclán Risco y Gabriel González Galbán. 

Queridas amigas y amigos: 

Por esa memoria entrañable que compartimos, nos estremecen e inspiran estos actos que reverencian la historia y volvemos una y otra vez sobre cada línea escrita para México por José Martí, quien enlaza para siempre a nuestras dos naciones en toda su obra, pero especialmente en las cartas a su gran amigo mexicano Manuel Mercado. 

Es también a ese amigo del alma a quien deja en carta inconclusa, su rotundo testamento político: la voluntad consagrada al objetivo de “impedir a tiempo, con la independencia de Cuba, que se extiendan por las Antillas los Estados Unidos y caigan, con esa fuerza más, sobre nuestras tierras de América”. 

Años antes, en camino a Veracruz deja escrito: “¡Oh México querido! ¡Oh México adorado, ve los peligros que te cercan! ¡Oye el clamor de un hijo tuyo que no nació de ti! Por el Norte, un vecino avieso se cuaja (…) Tú te ordenarás: tú entenderás; tú te guiarás: yo habré muerto, ¡Oh México por defenderte y amarte!”. 

Aquí murió por la Revolución, el joven comunista Julio Antonio Mella, asesinado en una calle de esta misma ciudad en la que se conocerían, años después, Ernesto Che Guevara y Fidel Castro, por intermedio de su hermano Raúl. 

Aquí se entrenaron y organizaron su expedición los jóvenes de la Generación del Centenario. Aquí forjaron amistades y afectos que aún perduran y que se inmortalizaron en una canción que es como un himno de aquellos tiempos épicos: “La Lupe” de Juan Almeida Bosque. 

De ese período mexicano quedaron para siempre en la historia cubana, entre muchos otros, los nombres de María Antonia González, Antonio del Conde, el Cuate, clave en la adquisición del yate Granma, Arsacio Venegas y Kid Medrano, luchadores profesionales que dieron entrenamiento físico a la tropa, Irma y Joaquina Vanegas, que ofrecieron su casa como campamento. 

El paso de Fidel y sus compañeros por México dejó profunda impresión en los futuros expedicionarios del Granma y un cúmulo de leyendas por todas partes de las que todavía se habla con admiración y respeto. 

No olvidaremos nunca que gracias al apoyo de muchos amigos mexicanos, zarpó el yate Granma de Tuxpan, Veracruz, el 25 de noviembre de 1956. De esa histórica embarcación, descendió siete días después, el 2 de diciembre, el recién nacido Ejército Rebelde, que venía a libertar a Cuba. 

Tampoco olvidamos que a solo unos meses del histórico triunfo de la Revolución en 1959, nos visitó el general Lázaro Cárdenas. Su voluntad de estar junto a nuestro pueblo a raíz de la invasión mercenaria por Playa Girón en 1961, marca sensiblemente el carácter de nuestras relaciones.

Fiel a sus mejores tradiciones, México fue el único país de América Latina que no rompió relaciones con la Cuba revolucionaria cuando fuimos expulsados de la OEA por mandato imperial. 

A lo largo de los años jamás se ha quebrado lo que la historia unió indisolublemente. Nuestros dos países han honrado sus políticas soberanas, al margen de cercanías o distancias entre los gobiernos. Impera lo que preconiza un principio muy mexicano: el respeto al derecho ajeno es la paz. 

Hay un mérito indiscutible en quienes han dedicado vida y energías, alma y corazón, a alimentar esa hermandad con la ternura de los pueblos. Rindo tributo aquí a la solidaridad sostenida, invariable, apasionada y firme que siempre encontramos en esta tierra, que todos los cubanos debemos amar como a la nuestra. 

Lo dijo el Apóstol cubano, quien además dibujó con su prosa colorida un retrato fiel de este pueblo generoso al afirmar: “Como de la raíz de la tierra le viene al mexicano aquel carácter suyo, sagaz y señorial, pegado al país que adora, donde por la obra doble de la magnífica Naturaleza y el dejo brillante de la leyenda y la epopeya, se juntan en su rara medida el orden de lo real y el sentimiento romántico”. 

Desde aquellas palabras hasta hoy, no ha dejado de crecer el patrimonio común levantado por una infinita lista de prestigiosos intelectuales y artistas de ambas naciones. Nos unen la literatura, el cine, las artes visuales, el bolero y el mambo. 

Podría decirse que el significativo intercambio cultural entre México y Cuba alcanza todas las manifestaciones de la cultura en su más amplia acepción, por cuanto no es menos influyente la relación en el deporte, especialmente el béisbol y el boxeo, donde la conexión se da tan natural y profunda que por momentos se pierde el origen exacto de obras y hechos y hay que concluir que proviene de ambos.

Amigas y amigos: 

Por esas y otras razones que no caben en un discurso necesariamente breve, es un gran honor participar en el desfile militar que conmemora el inicio de la lucha por la independencia de México y expresar nuestros sentimientos ante su gobierno y su pueblo. 

Lo hago consciente de que es un reconocimiento a los lazos históricos y de hermandad existentes entre México y Cuba, una muestra genuina de aprecio, cariño y respeto que agradezco profundamente en nombre de mi pueblo. 

La decisión de invitarnos tiene un valor inconmensurablemente mayor, en momentos en que sufrimos los embates de una guerra multidimensional, con un bloqueo criminal, recrudecido oportunistamente, con más de 240 medidas, en medio de la pandemia de la COVID 19 que tan dramáticos costos tiene para todos, pero en particular para los países de menor desarrollo. 

Estamos enfrentando, paralelamente, una agresiva campaña de odio, desinformación, manipulación y mentiras, montada sobre las más diversas e influyentes plataformas digitales, que desconoce todos los límites éticos. 

Bajo el fuego de esa guerra total, la solidaridad de México con Cuba ha despertado en nuestro pueblo una mayor admiración y el agradecimiento más profundo. 

Permítame decirle, Presidente, que Cuba recordará siempre sus expresiones de apoyo, su permanente reclamo por el levantamiento del bloqueo y porque se convierta el voto anual de Naciones Unidas en hechos concretos, algo que su país ha cumplido de forma ejemplar para con nuestro pueblo. 

Agradecemos profundamente la ayuda recibida en insumos médicos y alimentos para paliar los efectos combinados del acoso económico y la pandemia. 

Hermanas y hermanos: 

Ante la compleja situación epidemiológica que enfrenta el mundo, la solidaridad y la cooperación entre nuestros pueblos adquiere mayor trascendencia. 

Por esa razón, nuestros profesionales y técnicos de la salud, no dudaron en acompañar, en cuanto fue necesario, al pueblo mexicano. Y volveremos a hacerlo siempre que lo precisen. 

Reconocemos el excelente trabajo desempeñado por México al frente de la Presidencia Pro Témpore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, mecanismo de genuina vocación latinoamericana y caribeña destinado a defender la unidad en la diversidad de Nuestra América, frente al proyecto de recolonización neoliberal que se nos intenta imponer. 

Como expresara Fidel en un Acto de Amistad Cubano-Mexicana celebrado el 2 de agosto de 1980: “¡Nada soportaremos contra México! lo sentiremos como propio. ¡Sabremos ser fieles a la amistad que han forjado siglos de historia y de hermosos principios comunes!”. 

¡Viva México! 

¡Viva la amistad entre Cuba y México!

 Cese el bloqueo de EU y reconciliación entre cubanos, demanda AMLO (Discurso completo) 

Excelentísimo señor Miguel Díaz-Canel, presidente de la República de Cuba.

General Luis Cresencio Sandoval González, secretario de la Defensa.

Almirante José Rafael Ojeda Durán.

Representantes del Gobierno de México, del Poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

Pueblo de México.

Amigas, amigos todos.

Por esas singularidades de nuestra historia, la fecha que más celebra el pueblo de México es la del inicio, la del Grito y no la de la consumación de la Independencia nacional.

A los mexicanos nos importa más el iniciador, el cura Hidalgo, que Iturbide, el consumador, porque el cura era defensor del pueblo raso y el general realista representaba a la élite, a los de arriba, y sólo buscaba ponerse la diadema imperial.

Hidalgo fue otra cosa. A él le tocó, con Allende, Aldama, Jiménez y otros dirigentes populares enfrentar a la oligarquía dominante y proclamar la abolición de la esclavitud.

El pensamiento de Hidalgo era subversivo. Nada en su personalidad lo distanciaba de ser un revolucionario y no se andaba por las ramas. Por ejemplo, en una de sus cartas al intendente Juan Antonio Riaño escribía:

‘No hay remedio, señor intendente. El movimiento actual es grande y mucho más cuando se trata de recobrar derechos santos concedidos por Dios a los mexicanos, usurpados por unos conquistadores crueles, bastardos e injustos que, auxiliados de la ignorancia de los naturales y acumulando pretextos santos y venerables, pasaron a usurparles sus costumbres y propiedad, y vilmente de hombres libres convertirlos a la degradante condición de esclavos.’

Al mismo tiempo, Hidalgo era un hombre profundamente humano, un auténtico cristiano. Así lo demuestra el hecho de que, para evitar el degüello de miles de oponentes realistas, pero también de inocentes, prefirió quedarse en el Cerro de las Cruces y no tomar la Ciudad de México, que estaba prácticamente rendida.

Sin embargo, sus adversarios nunca le perdonaron la osadía de querer igualar a los pobres con las clases más favorecidas; baste recordar el juicio en que lo excomulgan y la manera en que lo asesinan, le cortan la cabeza y la exhiben como escarmiento por más de 10 años en la plaza principal de Guanajuato.

Ningún dirigente en la historia de México ha recibido más insultos que el cura Hidalgo. Paco Ignacio Taibo hace un recuento de todos los improperios: endurecida alma, escolástico sombrío, monstruo, taimado, corazón fementido, rencoroso, padre de gentes feroces, Cura Sila, entrañas sin entrañas, villano, hipócrita, refinado, tirano de tu tierra, pachá, lo-cura, imprudentísimo bachiller, caco, malo, malísimo, perversísimo, ignorantísimo bachiller Costilla, excelentísimo pícaro, homicida, execrable majadero, badulaque, borriquísimo, primogénito de Satanás, malditísimo ladrón, liberticida, insecto venenoso, energúmeno, archiloco americano’.

Por si fuese poco, en el juicio de excomunión lo llaman demagogo, desnaturalizado y frenético. Él se defendía respondiendo que actuaba con apego a su conciencia y es célebre la frase que dirige a sus acusadores:

‘Abrid los ojos, americanos. No os dejéis seducir de nuestros enemigos. Ellos no son católicos, sino por política. Su dios es el dinero y las conminaciones sólo tienen por objeto la opresión. ¿Creéis acaso que no puede ser verdadero católico el que no esté sujeto al déspota español?’

En fin, si Hidalgo no hubiese sido auténtico, como lo era, no lo hubiesen sacrificado con tanta saña, como lo hicieron con Jesús Cristo.

Sin embargo, Hidalgo, en sus últimas horas dio muestra de un temple excepcional y de una serenidad conmovedora, y hasta tuvo el gesto de una insólita amabilidad de componer unas décimas de agradecimiento a sus carceleros por el buen trato que le brindaron; una de ellas, dedicada al cabo Manuel Ortega, dice así:

‘Ortega, tu crianza fina, /tu índole y estilo amable/ siempre te harán apreciable/ aún con gente peregrina. Tiene protección divina/ La piedad que has ejercido/ con un pobre desvalido/ que mañana va a morir, y no puede retribuir/ ningún favor recibido.’

Lo que permitió al Padre de la Patria enfrentar la muerte con aplomo y tranquilidad fue la paz con su conciencia. La certeza de que, con fidelidad a sus principios y valores, había hecho lo correcto y lo que era necesario para el bien de pueblo al que se debía.

Cuando lo iban a fusilar, a cuatro metros de distancia, los soldados temblaban, le dieron varios tiros sin matarlo y el sargento del pelotón tuvo que ordenar a dos de ellos que le pusieran las bocas de los fusiles directamente en el corazón. Después de matarlo, le cortaron la cabeza y, junto con las de Allende, Aldama y Jiménez, las colocaron en cada esquina del edificio de la Alhóndiga de Granaditas.

Nosotros, los mexicanos, nos sentimos orgullosos de este héroe y de muchos más, porque aquí en México, como en ninguna otra parte, el movimiento independentista no se inició por simples reacomodos en las cúpulas del poder, ni se gestó únicamente por un sentimiento nacionalista, sino que fue fruto de un anhelo de justicia y de libertad. Por ello, el grito de libertad y justicia va antes que el de la Independencia política.

No obstante, este ideal profundo representó todo un desafío para los potentados, quienes lograron contenerlo y postergar su realización durante 100 años, porque es hasta un siglo después de consumada la Independencia, que otro grito, el de la Revolución mexicana de 1910, empezara a convertir en realidad los sueños y los ideales de los curas Miguel Hidalgo y José María Morelos, de Josefa Ortiz de Domínguez, de Leona Vicario, de Juan Aldama, de Ignacio Allende, de José Mariano Jiménez y de muchos otros dirigentes, mujeres y hombres, que comenzaron la lucha por la emancipación autentica del pueblo de México.

El día de hoy recordamos esa gran gesta histórica y la celebramos con la participación del presidente de la República de Cuba, Miguel Díaz-Canel, quien representa a un pueblo que ha sabido, como pocos en el mundo, defender con dignidad su derecho a vivir libres e independientes, sin permitir la injerencia en sus asuntos internos de ninguna potencia extranjera.

Ya he dicho y repito: podemos estar de acuerdo o no con la Revolución cubana y con su gobierno, pero el haber resistido 62 años sin sometimiento es una indiscutible hazaña histórica. En consecuencia, creo que, por su lucha en defensa de la soberanía de su país, el pueblo de Cuba merece el premio de la dignidad y esa isla debe ser considerada como la nueva Numancia por su ejemplo de resistencia, y pienso que por esa misma razón debiera ser declarada patrimonio de la humanidad.

Ahora sólo agrego que el gobierno que represento llama respetuosamente al gobierno de Estados Unidos a levantar el bloqueo contra Cuba, porque ningún Estado tiene derecho a someter a otro pueblo, a otro país. Es preciso recordar lo que decía George Washington: ‘Las naciones no deben aprovecharse del infortunio de otros pueblos’.

Dicho con toda franqueza, se ve mal que el gobierno de Estados Unidos utilice el bloqueo para impedir el bienestar del pueblo de Cuba con el propósito de que éste, obligado por la necesidad, tenga que enfrentar a su propio gobierno.

Si esta perversa estrategia lograse tener éxito, algo que no parece probable por la dignidad a que nos hemos referido, repito, si tuviera éxito, se convertiría en un triunfo pírrico, vil y canallesco, en una mancha de que esas que no se borran ni con toda el agua de los océanos.

Es mejor el entendimiento, el respeto mutuo y la libertad sin condiciones ni prepotencia. Todavía vive y desde esta plaza principal de México le enviamos un saludo al presidente Jimmy Carter, quien supo entenderse con el general Omar Torrijos para devolverle a Panamá el canal y su soberanía. Ojalá que el presidente Biden, quien posee suficiente sensibilidad política, actúe con esa grandeza y ponga fin, para siempre, a la política de agravios hacia Cuba.

En la búsqueda de la reconciliación también debe ayudar la comunidad cubano-estadounidense, haciendo a un lado los intereses electorales o partidistas. Hay que dejar atrás resentimientos, entender las nuevas circunstancias y buscar la reconciliación.

Es tiempo de la hermandad y no de la confrontación, como lo señalaba José Martí. El choque puede evitarse con el exquisito tacto político que viene de la majestad, del desinterés y de la soberanía del amor.

¡Que viva la independencia de México!

¡Que viva la independencia de Cuba!

¡Que viva la independencia de todos los pueblos del mundo!

¡Que viva la fraternidad universal!

Plaza de la Constitución, 16 de Septiembre de 2021

En imágenes el  desfile militar por los 221 años del Grito de Independencia

 

 

Las Fuerzas Armadas mostraron una vez más su organización, capacidades y disciplina.

Participaron 34 banderas de guerra nacionales, 13 banderas y 437 militares de fuerzas armadas amigas, 15 mil 180 integrantes de las tres Fuerzas Armadas y de la Guardia Nacional, 60 charros, 599 vehículos, seis unidades de maquinaria pesada, 276 caballos y 205 canes.

En la parte aérea militar, 71 aviones, 28 helicópteros, es decir, un total de 99 aeronaves. Sobre plataformas desfilaron seis helicópteros y cuatro aviones no tripulados. 

Como invitados de honor estuvieron presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez y a su esposa, Lis Cuesta Peraza.

El gobierno mexicano hizo un respetuoso llamado a Estados Unidos para que levante el bloqueo contra Cuba. Es tiempo de la hermandad y no de la confrontación. (Ver vídeo del desfile)





 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , ,


Declaración de la Ciudad de México: VI Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de la CELAC

20210919173500-foto-oficial-cumbre-de-la-celac.jpg


domingo, 19 de septiembre de 2021 
10:56:46 am 

El secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, anunció en conferencia de prensa este sábado los acuerdos adoptados en la reunión inicial de los jefes Estado y Gobierno en la Sexta Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) celebrada este sábado.

“A pesar de las diferencias que hay, que son serias, que son importantes, se logró la reunión y se adoptaron varias decisiones sustantivas”, dijo Ebrard.

El diplomático comentó al término de la reunión queda una declaración de 44 puntos que llevó semanas de negociación, en tanto se recogieron los puntos de vista de cada estado miembro y sus posicionamientos.

El canciller mexicano mencionó también las declaraciones especiales adoptadas como organismo regional como el fin del bloqueo económico sobre Cuba o el tema de las Malvinas o la Cumbrec del Cambio Climátioco Cop26 venidera a celebrarse en Glasgow.

 

En su relatoría final, el canciller Marcelo Ebrard, quien dirigió la reunión, dijo que no era preciso leer las declaraciones aprobadas, pero detalló que la principal, conocida como Declaración de México y en manos de los dignatarios, consta de 44 numerales, cada uno referido a un tema importante.

Al margen de que el documento será público en su momento, explicó que la confección y aprobación del mismo fue resultado de un trabajo común durante meses y sintetiza la voz unitaria de los países.

Anunció que hay declaraciones especiales como la referida a la necesidad de ponerle fin al bloque económico contra Cuba y otras más, aparte de las conocidas sobre el fondo de ayuda ante desastres, la cual recaudó 15 millones de dólares en la misma jornada de la Cumbre para su inicio.

Declaración de la VI Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de la CELAC (PDF 554 Kb)

Celac reitera compromiso en la región para la unidad económica

La Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) reiteró este sábado su compromiso con la unidad e integración política, económica, social y cultural, y la decisión de continuar trabajando para hacer frente a la crisis sanitaria, social, económica y ambiental, ocasionada por la pandemia de Covid-19, el cambio climático, desastres naturales y la degradación de la biodiversidad del planeta.

En la “Declaración de la Ciudad de México”, emitida luego de la VI Cumbre de la Celac celebrada este sábado la capital mexicana, el organismo se posiciona en 44 puntos sobre una amplia diversidad de temas, que incluyen un orden internacional más justo, la consolidación de la democracia, el fortalecimiento de la educación y de la igualdad de género, la lucha contra la corrupción y la pobreza, y el respeto a los derechos humanos y de los derechos de las minorías, los grupos vulnerables, los pueblos originarios, indígenas y afrodescendientes, entre muchos otros asuntos.

En el documento la organización regional hace un llamado para democratizar la producción y eliminar los obstáculos que dificultan el acceso justo y equitativo a las vacunas contra Covid-19, en tanto bienes públicos globales.


Destaca un llamado a las instituciones financieras regionales e internacionales para continuar desplegando una respuesta eficaz contra los efectos de la pandemia que permita acelerar la recuperación económica y social inclusiva, equitativa y sostenible para los países de la región.

También sobresale el rechazo de la Celac a la aplicación de medidas coercitivas unilaterales, contrarias al derecho internacional, y reafirma su compromiso con la plena vigencia del Derecho Internacional, la solución pacífica de controversias y el principio de no intervención en los asuntos internos de los Estados.

En la declaración, la Celac reafirma su compromiso de proteger los derechos humanos de las personas migrantes, promover esfuerzos regionales integrales para fortalecer la gobernanza migratoria efectiva, bajo los principios de una migración responsable, segura,ordenada y regular, trabajando por erradicar las causas de la migración irregular, facilitando las vías para la regularización migratoria, sobre la base de un enfoque transversal cuyo centro sean las personas migrantes, la protección de sus derechos humanos y la integración socioeconómica.

Además rechaza la criminalización de la migración irregular y de toda forma de racismo, discriminación racial, xenofobia, discursos de odio y otras formas conexas de discriminación e intolerancia contra personas migrantes y solicitantes de refugio.

La Comunidad se compromete a incrementar la ambición climática en sus Estados miembros en torno a los objetivos del Acuerdo de París e insta a los países desarrollados a cumplir con sus compromisos de financiamiento en todos los acuerdos multilaterales ambientales.

(Fuentes: lajornada/Arturo Sánchez Jiménez y Blanche Petrich/Cubadeate)

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , ,


López Obrador ante Cuba y EU: poner fin al bloqueo

20210919184953-amlo-discurso-desfile-militar-6143661e56ae9.jpg

 

domingo, 19 de septiembre de 2021
2:33:25 pm

Por Periódico La Jornada

En su discurso por el 211 aniversario del inicio de la Revolución de Independencia, el presidente Andrés Manuel López Obrador llamó a su homólogo estadunidense, Joe Biden, a levantar el bloqueo contra Cuba y a buscar una reconciliación que “ponga fin para siempre a la política de agravios” hacia la isla.

Acompañado por su colega cubano, Miguel Díaz-Canel, el mandatario recordó que ningún Estado tiene derecho a someter a otro país y evocó las palabras de George Washington en el sentido de que las naciones no deben aprovecharse del infortunio de otros pueblos. Asimismo, consideró que “se ve mal” mantener esta “perversa estrategia” de precipitar un cambio de régimen mediante la asfixia económica, pues, incluso si llegara a cumplir su propósito, “se convertiría en un triunfo vil, pírrico, canallesco; sería una mancha de ésas que no se borran ni con toda el agua de los océanos.” 

Debe recordarse que las palabras de López Obrador no sólo representan su sentir personal o una postura aislada del gobierno de México, sino que reflejan el posicionamiento de la comunidad internacional, plasmado en las 29 ocasiones en que la Asamblea General de Naciones Unidas ha condenado por mayoría abrumadora el embargo impuesto hace 59 años.   

La actualidad de este reclamo se refleja en el hecho de que hace apenas tres meses la resolución que exhorta a Washington a terminar con esta medida ilegal y unilateral fue aprobada con 184 votos a favor, dos en contra —los de Estados Unidos e Israel—, y tres abstenciones —las de Ucrania, Emiratos Árabes Unidos y Colombia—. 

Además de ser fruto de un consenso mundial, debe resaltarse que las expresiones del Ejecutivo federal no se emiten desde una posición de hostilidad, pues se encuentra fuera de toda duda el ánimo de colaboración y diálogo que caracteriza a la actitud del gobierno mexicano hacia su contraparte estadunidense.

En el contexto de una relación respetuosa y mutuamente benéfica, el presidente mexicano apela a la sensibilidad de un jefe de Estado que, en este tema, se encuentra en falta con la legalidad internacional, con los derechos humanos y los principios éticos, pero también con la propia corriente política que representa: no puede olvidarse que el ex presidente Barack Obama, en cuya administración Biden fungió como vicepresidente, encabezó un giro histórico al moderar la agresividad de Washington contra la isla, en un proceso de normalización que se pretendía fuese irreversible, según declaró el entonces asesor adjunto de seguridad nacional, Ben Rhodes.

Está claro, entonces, que la postura del gobierno de México no es de confrontación, sino de búsqueda de soluciones a un añejo agravio por el bien de Cuba, pero también de Estados Unidos: como se hizo evidente durante la breve distensión, el bloqueo es inmoral, criminal y, para colmo, contraproducente para la libertad de hacer negocios de muchos empresarios estadunidenses. Por ello, cabe destacar que el discurso obradorista apela a la comunidad cubano-estadunidense, de la cual parten las mayores redes de intereses y las inercias ideológicas que impiden transitar el camino de la conciliación. 

Cabe esperar que la Casa Blanca entienda este llamado como un legítimo intento de superar una situación insostenible y reabrir las vías para que se dé un entendimiento necesariamente positivo para todas las partes involucradas. (viernes 17 de septiembre de 2021)

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,


Presidente de Vietnam concluyó su visita a Cuba (Resumen)

 

martes, 21 de septiembre de 2021
9:35:51 pm

Con la colocación de una ofrenda floral en homenaje al Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, ante la roca monumento que atesora sus cenizas en el cementerio patrimonial Santa Ifigenia, el presidente de la República Socialista de Vietnam, Nguyen Xuan Phuc, concluyó en esta ciudad su visita oficial a Cuba, iniciada el 18 de septiembre, en La Habana.

El también miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de la hermana nación asiática, junto a la comitiva que lo acompañó en el viaje a la Isla, rindió tributo al Héroe Nacional José Martí, en el mausoleo que guarda los restos de quien escribió su admiración a «la tierra de los anamitas».

En el libro de visitantes de la necrópolis patrimonial, el mandatario reafirmó la amistad que une a los pueblos de Cuba y Vietnam, y dijo de la admiración especial por Fidel.


Al cabo de un intercambio, Valdés Menéndez y Johnson Urrutia acudieron a despedir al Jefe de Estado en la terminal aérea de Santiago de Cuba.

Díaz-Canel recibe al Presidente de la República Socialista de Vietnam 

El primer secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, recibió el domingo 16 de septiembre al presidente de la República Socialista de Vietnam y miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista, compañero Nguyen Xuan Phuc, de visita oficial en Cuba.

Acompañaron al distinguido visitante los compañeros Phan Dinh Trac, miembro del Buró Político y del Secretariado del Partido Comunista de Vietnam, jefe de su Comisión de Asuntos Internos; Bui Thanh Son, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, ministro de Relaciones Exteriores; Le Khanh Hai, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, jefe de la Oficina del Presidente; Nguyen Thang Nghi, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, ministro de la Construcción; Nguyen Chi Dung, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, ministro de Planificación e Inversión; Nguyen Hong Dien, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, ministro de Comercio e Industria; Nguyen Manh Hung, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, ministro de Información y Comunicación; Nguyen Thi Hong, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, ministra gobernadora del Banco Estatal; Hoang Xuan Chien, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, viceministro de Defensa Nacional; Nguyen Van Son, viceministro de Seguridad Pública; y Le Thanh Tung, embajador de Vietnam en Cuba, expresión de la diversidad de esferas en las que estamos cooperando. 

La visita de Nguyen refleja la solidaridad y el apoyo de Vietnam a Cuba frente a la pandemia de COVID-19, dijo el vicecanciller Dang Hoang Giang. Mientras tanto, el embajador vietnamita en Cuba, Le Thanh Tung, dijo que esta es la primera visita oficial de un líder de un Estado extranjero a Cuba desde 2020 cuando comenzó la pandemia de COVID-19.

También es la primera visita de alto nivel entre los dos países desde el XIII Congreso Nacional del Partido Comunista de Vietnam y el VIII Congreso Nacional del Partido Comunista de Cuba, agregó.

Durante la visita, se espera que Nguyen y los líderes cubanos discutan sobre las orientaciones para fortalecer aún más la amistad consagrada y la cooperación integral, particularmente en campos como la economía, el comercio y la inversión.

Comercio entre Viet Nam y Cuba

El comercio bilateral alcanzó los 53,7 millones de dólares en el primer semestre de este año, y el valor de las exportaciones de Vietnam ascendió a 51,4 millones de dólares, según el Departamento de Mercado Europeo-Americano del Ministerio de Industria y Comercio.

Si bien el comercio bilateral registró una tendencia a la baja en los últimos dos años, Cuba se mantiene entre los 10 países con el mayor volumen de comercio con Vietnam en América.

Condecorado con la “Orden Nacional José Martí”

El distinguido visitante fue condecorado con la “Orden Nacional José Martí” por su valioso aporte al fortalecimiento de los históricos lazos de amistad, solidaridad y cooperación entre Cuba y Vietnam. 

En el marco de esta visita se procedió, además, a la firma de una Declaración Conjunta y de varios acuerdos en el interés común de conducirla relación especial hacia una nueva etapa de desarrollo integral, basada en la confianza política mutua y en la complementariedad existente entre ambas naciones. 

 

Encuentro con el Primer Ministro de la República de Cuba Manuel Marrero Cruz

 

El primer ministro de la República de Cuba, Manuel Marrero Cruz sostuvo este domingo un encuentro con el presidente de la República Socialista de Vietnam, compañero Nguyen Xuan Phuc.

Durante el amistoso y fraternal intercambio, ambas partes coincidieron en el excelente estado de las relaciones bilaterales, al tiempo que resaltaron la importancia del intercambio de experiencias sobre la construcción del socialismo, partiendo de las realidades específicas de cada país.

El mandatario vietnamita felicitó a Cuba por los resultados del VIII Congreso del PCC y la marcha del proceso de actualización del modelo económico y social, así como por el desarrollo alcanzado en el sector de la salud y la biotecnología.

Expresó su satisfacción por el buen estado de los proyectos de cooperación económica y las inversiones vietnamitas en Cuba y constató las potencialidades para continuar desarrollando la colaboración bilateral en todas las esferas.

El visitante reiteró el rechazo invariable de Vietnam al injusto bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos a Cuba.

Ambas partes expresaron la determinación de fomentar la cooperación integral, con énfasis en el enfrentamiento conjunto a la Covid-19, como expresión de la solidaridad que siempre ha acompañado a los entrañables lazos de cooperación y amistad entre ambas naciones.

Vietnam y las vacunas contra la Covid

Cuba aprobó para Viet Nam el uso de emergencia de la vacuna Abdala el 9 de julio después de que los fabricantes anunciaran en junio que la vacuna tenía una efectividad superior al 92 por ciento cuando se administraban tres dosis.

También se utilizan AstraZeneca del Reino Unido, Johnson & Johnson, Moderna y Pfizer-BioNTech de EE. UU., SputnikV de Rusia, Sinopharm de China y Hayat-Vax de los Emiratos Árabes Unidos.

Más de 33 millones de los 96 millones de vietnamitas  han sido vacunados, con más de 6.18 millones recibiendo dos dosis

Transferencia tecnológica de producción de vacunas Covid a Vietnam


El gobierno cubano envió expertos médicos a Vietnam para ayudar con la lucha contra Covid-19, así como medicamentos contra la Covid-19. 

Vietnam cooperaría con Cuba para producir una vacuna cubana Covid-19 llamada Abdala después de que el Instituto de Vacunas y Productos Biológicos Médicos (IVAC) reciba la tecnología de producción necesaria. 

La vacuna Abdala, que ha pasado las tres fases de los ensayos en humanos, aún no se ha sometido a ensayos clínicos en ningún otro país. 

La vacuna requiere tres inyecciones, con un intervalo de 14 días. Podría almacenarse entre 2 y 8 grados centígrados, agregó. Los resultados del ensayo inicial mostraron que la vacuna es eficaz contra ciertas variantes de coronavirus (Beta y Gamma), segura de usar e inmunogénica. 

Cuba está dispuesta a cooperar con Vietnam en el suministro de vacunas y transferencia de tecnología para producirlas, incluso podría abrir dos plantas de producción en Vietnam en caso de una gran demanda. 

Vietnam está buscando asegurar 150 millones de dosis este año para cubrir el 70 por ciento de su población. 

Hasta ahora, más de 3,6 millones de personas han sido vacunadas en el país, y más de 204.000 ya han recibido dos inyecciones. 

Vietnam producirá vacuna Covid cubana

Vietnam cooperaría con Cuba para producir una vacuna cubana Covid-19 luego de que el Instituto de Vacunas y Productos Biológicos Médicos (IVAC) reciba la tecnología de producción necesaria.

La vacuna Abdala producida por Cuba ha superado las tres fases de los ensayos en humanos, y en la tercera participaron unas 48.000 personas de 19 a 80 años. Sin embargo, la vacuna aún no se ha sometido a ensayos clínicos en ningún otro país, dijo el miércoles el ministro de Salud Pública de Cuba, José Ángel Portal Miranda. Los resultados del ensayo inicial mostraron que la vacuna es eficaz contra ciertas variantes de coronavirus (Beta y Gamma), segura de usar e inmunogénica.

La vacuna requiere tres inyecciones, con un intervalo de 14 días. Se puede almacenar entre 2 y 8 grados centígrados. Cuba podría producir alrededor de 100 millones de dosis de la vacuna Abdala al año, de las cuales solo 30 millones se reservarían para uso doméstico. Como tal, Cuba está dispuesta a cooperar con Vietnam en el suministro de vacunas y transferencia de tecnología para producirla, dijo Miranda, agregando que incluso podría abrir dos producciones. instalaciones en Vietnam en caso de alta demanda.

El ministro de Salud, Nguyen Thanh Long, apoyó la decisión y agregó que el ministerio informaría a las autoridades superiores para decidir cuántas dosis compraría Vietnam.  

Vietnam también está produciendo cuatro vacunas nacionales Covid-19: Nanocovax de Nanogen, Covivac de IVAC y otras dos de la Compañía de Producción de Vacunas y Productos Biológicos No. 1 (Vabiotech) y el Centro de Investigación y Producción de Vacunas y Productos Biológicos.

Nanocovax ha entrado en su tercera fase de ensayos en humanos, se está probando en 13.000 voluntarios y se espera que dure hasta finales de septiembre. Además de sus fuentes nacionales de vacunas, Vietnam también está buscando vacunas Covid-19 extranjeras, ya sea a través de contratos o del mecanismo global de acceso a la vacuna Covax.

El país ha inoculado a más de 1,5 millones de personas desde marzo utilizando una vacuna Covid-19 producida por AstraZeneca, priorizada principalmente para los combatientes Covid-19 de primera línea.

Vietnam busca asegurar 150 millones de dosis para cubrir el 70 por ciento de su población. 

$ 113 millones para comprar 20 millones de dosis de Pfizer

El gobierno utilizará más de VND2.6 billones ($ 113.65 millones) del fondo de vacunas para comprar casi 20 millones de dosis de la vacuna Pfizer Covid-19 y cubrir los costos de vacunación.

El primer ministro Pham Minh Chinh dijo que el uso del dinero debe ser transparente, eficiente y económico. La decisión de comprar las vacunas eleva el número total de vacunas Pfizer que Vietnam ha pedido hasta ahora a 51 millones de dosis.

El gobierno estableció el fondo nacional de vacunas Covid-19 en mayo para recaudar contribuciones de diversas fuentes y aliviar la carga de sus finanzas. Además de comprar vacunas, también se utiliza para financiar estudios sobre ellas y su producción.

Vietnam tiene como objetivo obtener 150 millones de dosis de vacunas para inmunizar al 70 por ciento de su población de 96 millones para abril del próximo año. Hasta agosto había recibido 33 millones de dosis de diversas fuentes, incluidas ayudas y contratos comerciales firmados por la ministerio y empresas. Hasta ahora, más de 33 millones de personas han sido vacunadas, y 6,18 millones recibieron dos inyecciones

Japón donará 1,3 millones más de dosis de vacuna a Vietnam, vecinos asiáticos

Japón  donará 1,3 millones de dosis adicionales de la vacuna AstraZeneca Covid-19 a Vietnam, Taiwán y otros vecinos asiáticos. Taiwán recibirá 500.000 dosis más, lo que eleva la donación total de Japón a la isla a 3,9 millones, dijo a los periodistas el ministro de Relaciones Exteriores, Toshimitsu Motegi. El último lote de donaciones saldrá lo antes posible e incluye otras 400.000 inyecciones para Vietnam, 300.000 para Tailandia y 100.000 para Brunei, dijo Motegi.

Hasta la fecha, Japón ha distribuido más de 23 millones de dosis de la vacuna AstraZeneca producida en Japón a países del sur de Asia y las islas del Pacífico, dijo. Además, Japón ha prometido $ 1 mil millones y 30 millones de dosis para el programa Covax, supervisado por la alianza GAVI y la Organización Mundial de la Salud. Japón ha vacunado completamente al 50 por ciento de su población, según datos del gobierno el lunes.

El país ha dependido principalmente de vacunas de tipo ARNm importadas de Pfizer Inc y Moderna Inc para su inoculación nacional. empujar, eligiendo regalar la mayoría de sus suministros de la inyección de AstraZeneca.

Francia e Italia donan 1,4 millones de dosis de vacuna a Vietnam

 

Vietnam recibió 1.484.060 dosis de la vacuna AstraZeneca Covid-19 de Francia e Italia a través de Covax el martes.

Francia proporcionó 672.000 dosis e Italia 812.060 dosis, según un comunicado de prensa de UNICEF Vietnam. El embajador de Francia en Vietnam, Nicolas Warnery, dijo que el apoyo de Francia tenía como objetivo demostrar su solidaridad con Vietnam en la pandemia, una declaración que hizo eco el embajador de Italia en Vietnam, Antonio Alessandro, quien afirmó que Italia estaba cerca de Vietnam y su pueblo en la lucha contra el Covid-19.

El viceministro de Relaciones Exteriores de Vietnam, To Anh Dung, dijo que las donaciones de Francia e Italia, así como las realizadas a través del mecanismo global de acceso a la vacuna Covax, eran apreciadas por garantizar un acceso equitativo a las vacunas Covid-19.

Vietnam ha recibido hasta ahora más de 11,7 millones de dosis de vacuna Covid-19 a través de Covax.

El país ha vacunado a más de 30 millones de personas con al menos una dosis de vacuna Covid-19, y alrededor de 5,5 millones de personas han sido completamente inoculado. Vietnam tiene como objetivo asegurar 150 millones de dosis para vacunar al 70 por ciento de su población de 96 millones para el próximo año. 

Alemania entrega a Vietnam 850.000 dosis de vacuna Covid  

 

"Alemania apoya a Vietnam en la lucha y la superación de la pandemia de Covid-19. Solo podemos derrotar la pandemia si se controla en todas partes. Por lo tanto, Alemania y la Unión Europea apoyan la campaña de vacunación de Covax para un acceso justo y transparente a Covid-19 vacunas en todo el mundo ", se citó al embajador alemán en Vietnam, Guido Hildner, en un comunicado de la embajada alemana. Kidong Park, representante de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en Vietnam, dijo:

"Dada la desafiante situación pandémica en el país ahora, continuamos abogando por que el gobierno dé prioridad a la vacunación de los trabajadores de la salud y los trabajadores de primera línea, los ancianos, las personas con co -Morbilidades y aquellos que tienen mayor riesgo de padecer enfermedades graves o la muerte ".

Con la última entrega de vacunas donadas por Alemania, Vietnam ha recibido más de 12,57 millones de dosis de vacunas a través de la iniciativa Covax, codirigida por la OMS, Coalition for Epidemic Preparedness and Innovations (CEPI), GAVI-the Vaccine Alliance, y UNICEF como un socio de entrega clave. Vietnam tiene como objetivo recibir 150 millones de dosis de vacunas Covid-19 para inocular al 70 por ciento de su población de 96 millones a fin de lograr la inmunidad colectiva en abril del próximo año.

A fines de agosto, Vietnam había recibido 33 millones de dosis de diferentes fuentes, incluidas ayudas gubernamentales y contratos comerciales asegurados por el Ministerio de Salud y empresas locales. Hasta el miércoles, más de 31,2 millones de personas han sido vacunadas, y más de 5,8 millones recibieron dos dosis.

Vietnam records 10,040 new coronavirus cases (Sunday, September 19, 2021, 21:41 GMT+7)

Vietnam informó el domingo 10,025 nuevos casos locales de Covid-19, lo que eleva el recuento de infectados en la nueva ola a 682,618 casos. 

Las tres localidades con mayor número de casos nuevos fueron Ciudad Ho Chi Minh con 5.496 casos, Binh Duong con 2.332 casos y Dong Nai con 953 casos. 233 muertes se agregaron a la base de datos nacional el domingo, con 182 casos en la ciudad de Ho Chi Minh, 31 en Binh Duong, nueve en Long An, tres en An Giang, dos en Binh Thuan y Tien Giang, y uno en Khanh Hoa. , Kien Giang, Quang Binh y Tay Ninh. El número total de muertes por coronavirus hasta ahora es de 17.090 casos, o alrededor del 2,5 por ciento de todos los casos infectados.

También el domingo, se anunció la recuperación de 9.137 pacientes de Covid-19, lo que eleva el número total de casos recuperados hasta el momento a 457.505. Vietnam ha vacunado a más de 34 millones de personas con al menos una inyección de Covid-19. Alrededor de 6,5 millones de personas se han vacunado por completo.

(Fuentes: VNA/ncov.vnanet.vn/ vietnambreakingnews/ vietnamplus/Granma/Cubadebate)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , ,


Los Idus de marzo de Cintio Vitier


martes, 28 de septiembre de 2021 
6:35:21 am
 

PorFélix Julio Alfonso López

En marzo de 1974, el historiador Sergio Aguirre publicó en la revista Revolución y cultura, órgano del CNC, un artículo que pretendía establecer los derroteros por los que debían transitar los investigadores cubanos sobre el pasado.

El texto de marras se titula “La trampa que arde” y está datado en noviembre de 1973. Con lenguaje amenazador y didascálico al mismo tiempo, Aguirre intentó pautar el campo académico de los historiadores cubanos con una línea de pensamiento uniforme, que incluía no pocos extravíos, entre los cuales estaba el ataque directo a aquellos estudiosos considerados no marxistas, colocados bajo las más diversas etiquetas: positivistas, idealistas, católicos y liberales.

El antiguo historiador marxista se quejaba del “déficit cualitativo” que exhibía la producción historiográfica del momento, y la emprendía contra los que se ocupaban “de narrar con minucia los hechos históricos”, los que escribían “historia idealista”, los “católicos que han logrado convencerse a sí mismos de que no intentan dañar el proceso revolucionario y lo único que piden es una sencillez: decir lo que les dé la gana”, y los “liberales de combate que quieren lograr patente de circulación en una sociedad socialista”. Para el autor de las “Quince objeciones a Narciso López”, lo más importante para un historiador cubano revolucionario, independientemente de la cultura que poseyese o de su trabajo en archivos y bibliotecas, era “manejar los principios fundamentales del marxismo leninismo”.

A tales desmanes parece responder el prólogo de Manuel Moreno Fraginals a la edición definitiva de El Ingenio, fechado en febrero de 1974, (pero que no fue publicado hasta 1978) donde explica su método de trabajo: “Venimos sin interés polémico y sin presunciones de entregar una nueva y definitiva interpretación de la historia de Cuba (…) Hemos ido hacia una obra de investigación analítica y densa, porque creemos que la Revolución necesita estudios básicos, con firmeza en los métodos empleados y en las fuentes de documentación. Hasta aquí hemos llegado. Que se nos perdone si a veces ponemos demasiada pasión en nuestras frases. No nos avergonzamos de ello: la pasión es el más noble ingrediente de la historia”. Por ese acto inefable que Lezama Lima llamó “azar concurrente”, y seguramente sin saberlo ninguno de los dos, el prólogo de Cintio Vitier a su libro Ese sol del mundo moral, está fechado un mes más tarde, en marzo de 1974, y debe ser leído también como otra respuesta, inteligente y sutil, desde un interés y una sensibilidad diferente, a aquellos que pretendían empobrecer y desunir la cultura cubana con criterios intolerantes y dogmáticos.

Cintio no era un historiador profesional, ni tampoco pretendía con su obra establecer un canon historiográfico. Desde el inicio reconoce con honradez que en su ensayo no había “hecho trabajo de historiador en el sentido riguroso del término. Para ello hubiera tenido que investigar la relación de los sucesos éticos más relevantes de la historia cubana con las estructuras socioeconómicas y con el devenir político y cultural en todas sus manifestaciones” y añade con probidad: “Esta sería una tarea distinta, mucho más compleja y científica que no es la que corresponde a un poeta sencillamente enamorado de su patria.” Es pues, desde esa atalaya poética y patriótica, que emprende una búsqueda de las raíces morales de la nacionalidad cubana, o como prefiere llamar a esta indagación: “la captación de un proceso espiritual concreto: el de la progresiva concepción de la justicia, y las batallas por su realización, en la historia cubana”. No se trataba de una historia de las ideas en un sentido puro o abstracto, sino de explicar la manera en que las doctrinas de justicia social habían encarnado en actos liberadores, que redimían a los seres humanos y rescataban a un país de seculares dominaciones.

La osadía de este libro, en tanto proyecto intelectual emancipador, rebasaba la inopia mental de aquel momento. No resulta aventurado suponer que entre esos que Aguirre llama con ofensa “católicos que quieren decir lo que les dé la gana” estaba Cintio Vitier. Con la diferencia de que Cintio, que se declara con leve ironía en su prólogo “aspirante vitalicio a poeta y a cristiano”, hablaba con el corazón de un patriota y la lucidez de un intelectual honesto y martiano hasta los tuétanos. Era un compendio de ideas que desafiaban, desde una auténtica cultura humanista, la modorra y el maniqueísmo imperante, que comenzaba citando la Filosofía del derecho de Hegel, en una época donde citar a Marx era obligado artículo de fe, aunque Marx aparezca luego de manera diáfana en el texto, en fecundante diálogo martiano, y que en lugar de analizar los procesos económicos o sociopolíticos, apuntaba su brújula a una dimensión espiritual, como es el caso de la eticidad, todo lo cual resultaba transgresor y subversivo.

Lo terrible y paradójico al mismo tiempo de su censura, lo que impidió su publicación en aquel momento, es que el ensayo tomaba como guía de su meditación a la figura de José Martí, a quien declara ser “uno de aquellos hombres “acumulados y sumos”, como él llamó a otros, que llevan en sí la agónica rectoría moral de sus pueblos”. Y por si fuera poco, el discurso se concebía guiado por una reflexión de Fidel en el vigésimo aniversario del Moncada, el 26 de julio de 1973, donde afirmaba, refiriéndose a Martí: “En su prédica revolucionaria estaba el fundamento moral y la legitimidad histórica de nuestra acción armada. Por eso dijimos que él fue el autor intelectual del 26 de Julio.” A lo que acota Cintio: “Es ese “fundamento moral”, con sus antecedentes premartianos y sus vicisitudes hasta nuestros días, lo que va a constituir el centro y el norte de nuestra pesquisa”. Y ya casi al final destaca el carácter de la Historia me absolverá “como una pieza ética de primera magnitud”. Se trataba, en suma, de una obra plena de espiritualidad cristiana, martiana y fidelista.

La frase que da título al libro, es un fragmento de aquel apotegma de Luz y Caballero en que decía: “Antes quisiera, no digo yo que se desplomaran las instituciones de los hombres —reyes y emperadores—, los astros mismos del firmamento, que ver caer del pecho humano el sentimiento de justicia, ese sol del mundo moral”. Después de Martí, Luz es el otro gran adalid intelectual que guía las reflexiones de Cintio, y que resume la evolución del pensamiento cubano desde su tío el presbítero Caballero, pasando por Varela, Saco y Delmonte, hasta llegar al maestro de El Salvador, de quien afirma:

Saco fue hombre de una sola pieza. Varela, aficionado al violín en su juventud y fundador de la Sociedad Filarmónica de La Habana, mucho más sensible y dinámico, fue capaz de evolucionar de la filosofía ecléctica o “electiva” a la prédica revolucionaria y después a la espiritualidad evangélica más fina. De los tres principales discípulos del padre Agustín, José de la Luz y Caballero, sobrino suyo, fue el más complejo y el preferido por Martí, que recibió su legado espiritual desde el tránsito a la adolescencia, en el colegio de Rafael María de Mendive, discípulo de Luz.

La trama discursiva del ensayo sigue la cronología del devenir cubano, desde aquel mestizo Miguel Velázquez, que proclamó a su patria en el siglo XVI “triste tierra tiranizada y de señorío”, hasta la revolución de Fidel Castro, trazando con frases fervorosas, imágenes deslumbrantes y pluma ensayística, los avatares ideológicos, filosóficos y estéticos que conllevaron al surgimiento de una conciencia nacional, los procesos revolucionarios que consolidaron la nacionalidad y propiciaron el surgimiento de la república y aquellos que combatieron contra el modelo neocolonial impuesto en 1902. Es una lección de historia escrita desde la pasión del poeta, la honestidad cristiana y el conocimiento cabal de las grandes tradiciones de la historiografía y el pensamiento cubano, aspecto este último que tuvo en su padre Don Medardo, a uno de sus más autorizados estudiosos.

Una de las líneas maestras en este ensayo es su explicación ecuménica y fraterna del acontecer de la cultura cubana. A diferencia de los exaltados y vociferantes apologistas del dogmatismo, en el discurso de Cintio predomina la visión culta, el acento humanista y la erudición serena. Como ejemplo de que un conservador católico y un revolucionario de izquierda formaban parte de la misma tradición cultural, Cintio refiere la fiel amistad que unió a José María Chacón y Calvo con Pablo de la Torriente Brau, de cuya casa en Madrid partió a luchar por la República española. Cita con absoluta naturalidad y pondera los estudios sobre Martí de intelectuales ideológicamente diversos, como son los casos de Juan Marinello, Jorge Mañach, Emilio Roig y Medardo Vitier y también los de Carlos Rafael Rodríguez sobre Luz, Chacón y Calvo sobre Heredia, Antonio Hernández Travieso sobre Varela y Roberto Agramonte sobre José Agustín Caballero. Con el mismo acierto reverencia la monumental obra etnográfica de Fernando Ortiz y añade que en ese campo también se distinguió Lydia Cabrera con El Monte y La sociedad secreta Abakuá. 

A diferencia de los alabarderos del sectarismo, en Cintio no hay descalificación ni ofensa contra los creadores que practicaban la ideología marxista. Sobre la poesía social de Nicolás Guillén, cuyo ejemplo capital lo es sin dudas su Elegía a Jesús Menéndez, reproducida extensamente en sus páginas, afirma Cintio con honda emoción: “La justicia y la poesía, hermanadas desde Heredia, fundidas en Martí, volvían a combatir juntas en poemas como éste, vivo mural trágico donde, sobre la vindicativa etopeya del “Capitán del Odio” y las cotizaciones manchadas de sangre de Wall Street, se eleva el tallado elogio de Jesús, “negro y fino prócer, como un bastón de ébano”. Más adelante, resuelve con prestancia la sospecha de los intelectuales comunistas contra los poetas católicos de la revista Orígenes, cuando dice: “Con el tiempo se haría ostensible que Orígenes no era enemigo de La Gaceta del Caribe, sino que el enemigo de ambos era la frustración de la república y la traición de los gobernantes”. 

Una de las páginas más conmovedoras de este libro, es aquella en que describe, con trazos breves y precisos, el devenir de la poesía cubana desde Heredia hasta la generación de Orígenes, y fertiliza como la emoción patria, de manera evidente o subterránea, es la imagen que guía siempre el misterio de sus versos. Me permito citarla in extenso:

Heredia había iniciado la conciencia poética de la patria, la libertad y la justicia. Plácido apresó la bondad en límpidos giros; Manzano, el esclavo, en la sombra estoica. José Jacinto Milanés, al descubrir la pureza, descubrió el escrúpulo, pasión del alma. Poetas del alma fueron Zenea y Luisa Pérez. Casal tocó el fondo metafísico de la desolación colonial cubana. En Martí lo íntimo y lo revolucionario se integraron en una sola agonía de signo redentor. Frustrada la república, Poveda y Boti buscaron refugio en la palabra, mientras Acosta se acercaba, en La zafra (1926), al lugar del crimen: los cañaverales, “el coloso norteamericano”. Martínez Villena rompía el hechizo, reasumiendo la ética martiana, pero al caer con la vanguardia de su generación dejaba al país entregado a la farsa y a su contrapartida el “choteo”, musas tristes de Tallet. Una nueva ética social, campesina y proletaria, que se anunciaba en Navarro Luna y en Pedroso, halló su formulación más plena en Guillén y su interiorización más fina en Mirta Aguirre. Otros líricos del “alma trémula y sola” proseguían su monólogo: Dulce María Loynaz, Brull, Ballagas, Florit, el aislado Samuel Feijóo, maestro de los coloquios del alma con la naturaleza y con los pobres, explorador de la sabiduría guajira. Vestido de memoria o de misterio, el “imposible” a la vez íntimo y nacional, histórico y trascendente, se apoderaba de los poetas de Orígenes.

Es notable también su reflexión en torno a tópicos de gran sensibilidad humana, como es su mención al testamento político del líder estudiantil José Antonio Echeverría, joven de profunda fe católica, y los intentos torpes de algunos extremistas de ocultar esa creencia tras el triunfo de la Revolución, suprimiendo unas líneas donde aludía al favor de Dios “para lograr el imperio de la justicia en nuestra patria”. Sobre este pasaje, Cintio le cede la palabra a la severa crítica de Fidel a quienes pretendían, con esas mutilaciones, entronizar una versión falaz y perversa del análisis de los sujetos y procesos históricos.

Para el poeta, el triunfo de la Revolución el 1 de enero de 1959, no solamente desquició el antiguo régimen de dominación neocolonial, sino que también aquel día la patria “que estaba en los textos, en los atisbos de los poetas, en la pasión de los fundadores, súbitamente encarnó con una hermosura terrible, avasalladora”. Aquella jornada épica es narrada como el advenimiento de una epifanía:

Y entonces llegó, con el día glorioso, con el primero de enero en que un rayo de justicia cayó sobre todos para desnudarnos, para poner a cada uno en su exacto sitio moral, la confrontación de los fragmentos de la realidad, que andaba rota y dispersa, a más de deshonrada: por lo tanto absurda, o enloquecida, o yerta. En un pestañear se rehízo la verdad, que estaba deshecha, en agonía o sepultada. La verdad, la realidad poética, la sobreabundancia del ethos desbordando las pesadillas de las puertas del infierno.

Pese a todo, se trataba de un proceso preñado de conflictos y sobresaltos, no solamente para las clases dominantes/dominadas, despojadas de sus privilegios y que abandonaron en masa el país, sino también para los hombres y mujeres de carne y hueso, trabajadores manuales o intelectuales que debían construir la nueva sociedad, al mismo tiempo que se transformaban a sí mismos. Por eso afirma con íntima vivencia:

Las hazañas y los logros de la Revolución, con sus dificultades, errores, problemas e insuficiencias, no tienen nunca un carácter estático; son otros tantos pasos dialécticos hacia el cumplimiento colectivo de un bien que en cierto modo impulsa y guía, a la vez que pone el sello de autenticidad a cada uno de esos pasos. La vivencia de la Revolución año tras año, día tras día, no iba a ser idéntica a la vivencia del triunfo de la Revolución en enero de 1959. Conflictos, perplejidades y desgarramientos serían el precio obligado para algunos. Pero de aquella primera vivencia había algo que se mantenía indestructible, vivo al fondo de todos los sucesos. Ese algo era, es, la raíz ética: raíz, como la propia palabra lo indica, no prescriptiva o normativa sino sustentadora y nutridora, nutrida ella misma de los jugos primigenios, de la tierra original del hombre, del acumulado humus de la patria.

Las páginas finales del libro nos llevan al 26 de julio de 1959, y la llegada de miles de campesinos a la ciudad con “la mano armada pero sin ira”, para conmemorar la fecha del Moncada. Aquella visión de los que llama con emoción “los sacros campesinos, el ejército más hermoso del mundo”, representaba para el poeta la imagen de una fecundación histórica: “para encarnar la palabra en la tierra, lo invisible en lo visible, la poesía en la historia”. Pero también era el comienzo de “otros combates”, en cuyo devenir era fundamental el hecho de que existía la Revolución misma, en tanto “raíz, coherencia, identidad”.

Vetada su publicación en Cuba por las sinrazones de la rigidez y la intolerancia, el libro apareció en México, por la Editorial Siglo XXI en 1975, en su colección de Teoría. No fue el único texto suyo que encontró espacio en dicha casa editora, fundada y dirigida por el argentino mexicano Arnaldo Orfila Reynal, pues su primera narración de ficción De Peña Pobre: memoria y novela, vio la luz en México en 1978 y dos años más tarde en La Habana, por la Editorial Letras Cubanas. En el caso de Ese sol del mudo moral la espera fue más larga, exactamente veinte años, aunque como me recuerda el fraterno Norberto Codina, al constituirse en 1986 el Consejo Editorial de Ediciones Unión, con Ambrosio Fornet al frente, este propuso publicar entre sus primeros títulos Ese sol del mundo moral, cuestión que se vio dilatada por otros avatares, incluyendo la llegada del llamado “periodo especial”. Finalmente, superados los agravios y desvaríos ideológicos de lo que algunos llaman “quinquenio” y otros “decenio” gris, el libro fue publicado en su patria en 1995, el lugar al que pertenecía por derecho propio y a cuyo pueblo estaba destinado.

Por esos secretos del hado, llegó cuando más necesario nos era, entre las turbulencias de la grave crisis económica de los años 90, y abrigo la íntima certeza de que su presencia en las librerías y bibliotecas nos ayudó también a resistir, en aquello que era su esencia, es decir, mantener viva la idea de libertad y soberanía, frente a los terribles desafíos internos y externos que retaban por aquellos años a la Revolución, no muy diferentes a los que seguimos confrontando ahora. Por eso me gusta pensar en Ese sol del mundo moral como un libro que renace siempre, que es capaz de derrotar imposibles históricos, como tanto le gustaba conjeturar a Lezama, y que expresa como pocos, en un lenguaje ameno, cordial y profundo, la verdadera naturaleza de las luchas y sacrificios del pueblo cubano, en aras de realizar aquel supremo ideal martiano: “conquistar toda la justicia”.

(Fuente: HR)

 

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , ,




<a href="http://amigaswebs.blogspot.com/2010/12/traductor-con-banderas-animadas-para-tu.html/" target="_parent">Traductor
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Chinese Simplified


La página de Mercylatecla, en el centro de Cuba.
Una mujer que desde hace mucho
decidió sus destinos por el periodismo
y el magisterio, y aún sigue apostando
por ambos... junto al café, el fútbol y el rock.










Pronóstico de Tutiempo.net



Una dosis de buen rock puede
levantar el ánimo como ninguna
otra música;pero hay gente que
no lo entiende, o le teme, o lo
odia, y se deprime criticándolo
o se suicida prohibiéndolo.

 

CUBA ES SU MÚSICA













En el fútbol, como en la vida,
la velocidad de la cabeza es más
importante que la de las piernas.

Mi Ping en TotalPing.com



¡Disfrútelo! en Santa Clara


BLOQUEO A CUBA
visto por el caricaturista
Alfredo Martirena
del suplemento humorístico Melaíto



























COVID-19
visto por caricaturistas y colaboradores
del suplemento humorístico villaclareño y del DTT











































Archivos

Enlaces

Ms













script src="http://feeds.feedburner.com/Matemticas-NoticiasDeLaCienciaYLaTecnologa?format=sigpro" type="text/javascript" >




















Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next