20160313130033-trs-cuba.jpg

 

8:00:21 a.m. 

Por Pedro Hernánez Soto 

Aun no se han apagado los ecos del concierto dado por el afamado conjunto Mayor Lazer en la Tribuna Antiimperialista y los alrededores de la Ciudad Deportiva se llenan de ruidos producidos por las construcciones que acogerán a los míticos Rolling Stones para actuar en las extensas áreas de su parqueo. 

Todavía los jóvenes y aficionados a la música electrónica comentan acerca del recital dado el pasado domingo 6, a cielo abierto y sin costo alguno, por el grupo liderado por el disc jockey (Dj) norteamericano Diplo (ganador del Grammy anglosajón este año por Where are ü now), el jamaicano Walshy Fire y el trinitario Cristopher Leacock (Jillionaire). 

Con anterioridad Thomas Wesley Pentz (Diplo) había manifestado: “… era importante venir a Cuba, porque La Habana es una de las capitales musicales del mundo…”. Me imagino su emoción cuando se enfrentó a un auditorio que el Instituto de la Música cuantificó en alrededor de 400 mil personas. Fueron cerca de cuatro horas de derroche “adrenalínico” en grado sumo, por intérpretes y demás asistentes; un indiscutible éxito del buen arte, puesto a la disposición del público habanero y visitantes. 

¿Y qué decir de la próxima actuación también gratuita de la legendaria banda de los Rolling Stones, el próximo 25 de marzo, en las áreas del parqueo de la Ciudad más Deportiva del Mundo? Será otro espectáculo inimaginable para muchos hace tan solo unos meses. 

Coincidirá con el viernes santo, día de recogimiento según la tradición cristiana, pero ellos prefirieron venir a Cuba y concluir la Semana de la Música Británica en nuestro país. 

Enlas relacionados: