&wid Enero 2010 | LA TECLA CON CAFÉ
Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Enero de 2010.

Roban «Las Coristas» de Edgar Degas

20100102061447-edgar-degas-coristas.jpg

Como siempre, los ladrones supieron escoger el día. Esta vez el último del año 2009, para llevarse de un museo en la ciudad francesa de Marsella una pintura valorada en más de un millón de dólares. La obra, que data de 1877, mide apenas 32 centímetros por 27 centímetros. «Las coristas» formaba parte de una muestra temporal relacionada con el mundo del teatro.

Según la BBC la pérdida fue advertida cuando el Museo Cantini en el centro de la Ciudad Luz, abrió a las 10: 00 AM hora local el jueves 31 de diciembre. La pintura había sido prestada por el Musée d´Orsay de Paris, inaugurado en 1986.

Edgar Degas (1834-1917), pintor y escultor francés cuyas composiciones innovadoras, sus magistrales dibujos y su perspicaz análisis del movimiento le convirtieron en uno de los maestros del arte moderno de finales del siglo XIX.

Degas no gozó de gran fama en su época y su auténtica dimensión artística no habría de valorarse hasta después de su muerte, acaecida el 27 de septiembre de 1917 en París. Agudo observador del entorno parisino que frecuentaba, acumuló un copioso repertorio de actitudes y gestos recogidos en los cafés, en los teatros y en las carreras de caballos.

La pintura robada se inscribe entre aquellas imágenes atrapadas bajo la luz artificial del teatro, expresado en la temática de la danza, que es lo que ha dado mayor notoriedad.

 

Etiquetas: , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...

Recomiendan limitar el uso de videojuegos a dos horas diarias

20100102061952-videojuegos.jpg

La Asociación Española de Pediatría (AEP) aconseja que los adolescentes no usen los videojuegos durante más de dos horas seguidas al día, ya que esto puede causar «adicción a las pantallas». Reconoce ciertos beneficios cuando se utilizan racionalmente, y advierte de los peligros asociados a su excesiva dependencia.

Cuando el niño alcanza la adolescencia, abandona los juguetes clásicos para incorporar otros más sofisticados de estructura electrónica, como ordenadores o videojuegos, explica el coordinador del Comité de Seguridad y Prevención de Accidentes de la AEP, el doctor Jordi Mateu. «Es en esta etapa cuando los padres deben estar más pendientes del juego de sus hijos y de su contenido», apunta Mateu, quien admite que este tipo de recreación puede ayudar a medir las habilidades del jugador y acrecentar la autoestima del pequeño «si se utilizan con mesura».

Y alerta: «Cuando el niño se desentiende de sus amigos, desconecta de su familia y se refugia en el mundo de los audiovisuales», puede acabar en una «adicción a las pantallas». El principal problema es que «este enganche exclusivo impide al niño relacionarse con el mundo real que le envuelve». Menores con cierta fragilidad en su personalidad, que son inhibidos, introvertidos e inseguros, «pueden llegar a desconectarse del mundo real», explica el doctor.


 

Etiquetas: , , , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...


Muestra de arte cubano en Nueva Orleans

20100102063707-muestra-de-arte-cubano.jpg

«¡Sí Cuba!» es el nombre de la muestra que se exhibirá en varios museos y galerías de la ciudad de Nueva Orleans desde principios de año hasta fines de marzo, organizada conjuntamente por la Newcomb Art Gallery, el centro de estudios latinoamericanos Stone de la universidad Tulane y el Museo de Arte de Nueva Orleans (NOMA).

Bajo la dirección del Centro de Arte Contemporáneo Wifredo Lam de La Habana la muestra itinerante abarca más de 50 obras de pintura, dibujo, escultura, fotografía, vídeo e instalación de 27 artistas cubanos contemporáneos entre los cuales figuran René Peña, Luis Enrique Camejo, Ricardo Elías y Douglas Pérez.

La muestra se inaugura el 16 de enero con actividades simultáneas en NOMA y en la galería.  También está previsto un panel sobre arte cubano, integrado por críticos, historiadores de arte y artistas, auspiciado la universidad de Tulane.

Tomarán parte del panel Gerardo Moquera, Ricardo Viera, Holly Block, Sandy Levinson, Dan Cameron y el destacado artista cubano Antonio Eligio Fernández, más conocido como Tonel.

Otras galerías y museos de la ciudad se han unido a «¡Sí Cuba!» con exhibiciones de artistas de la Isla.

Fuente: EFE



 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...

La salud y los fríos del invierno

20100109060238-cuando-descienden-las-temperaturas.jpg

Cuando caen las temperaturas aumentan también los infartos y los derrames cerebrales, pues al enfrentarse al frío el cuerpo pierde calor más rápido que el que genera, y los vasos sanguíneos de la piel se contraen de manera brusca. Por cada punto que marque el termómetro por debajo de los 18ºC (64.4ºF) aumentan las muertes en cerca de 1,5%. Las personas más vulnerables a estos cambios son los ancianos y los individuos con sistemas inmunes comprometidos, aunque todos corremos riesgos.

Pero con el frío cambia, además, cambia la composición sanguínea y el corazón comienza a latir con más fuerza para bombear la sangre a través de los vasos contraídos, de modo que aumenta el riesgo de coágulos y los trastornos que ellos provocan. De modo que si usted padece de algún problema cardíaco y va a salir a un ambiente frío deberá evitar esfuerzos repentinos, como ponerse a palear o a empujar un auto atascado.

Otro riesgo son las infecciones. El aire frío afecta la forma como el tracto respiratorio nos protege de enfermedades, ya que produce una mucosidad más densa y pegajosa que favorece el desarrollo de patógenos intrusos que producen gripe e influenza. Los científicos han descubierto que en temperaturas bajas este virus desarrolla una capa dura y flexible, una especie de robusto recubrimiento, resistente incluso a los detergentes.

Con tales fríos los ancianos resultan los más afectados, pues sus vasos sanguíneos se tornan más susceptibles a la coagulación. Con los años el cuerpo pierde la capacidad de regular la temperatura, lo que disminuye en los abuelitos la capacidad de juzgar si tienen frío o calor. Así que al no poder mantenerse adecuadamente calientes corren más riesgo de sufrir enfermedades relacionadas con el frío y morir. Los expertos afirman que es clave mantenerse en ambientes con temperaturas entre 18ºC y 21ºC (69.8ºF).

En este desacostumbrado invierno cubano, con regiones donde la temperatura ha bajado hasta 8ºC (46.4ºF), no está de más advertir a todos que se abriguen y cubran con guantes y sombrero. Y aunque es recomendable permanecer en interiores, si decide emprender un trayecto largo, lleve un termo con te u otra infusión caliente.

 

Etiquetas: , , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...

Mi homenaje a Celia

20100109061104-mi-homenaje-a-celia..jpg

 

Regresaba yo de La Habana a Villa Clara, cuando escuché en la radio del ómnibus la noticia de la muerte de Celia Sánchez Manduley. El suceso provocó un extraño murmullo colectivo. El próximo 11 de enero, se cumplirán 30 años. Imposible pasar por alto a «la flor más autóctona de la Revolución», como la calificara Armando Hart Dávalos. En la foto que acompaño, puede observarse a Celia entre Mariposas, la flor nacional cubana con la cual se le identifica. Como prueba de mi admiración por ella, unos instantes de contemplación frente al enorme lienzo, en el pasillo central de la Escuela de Trabajadores Sociales que lleva su nombre, en Santa Clara.

Celia organizó la ayuda a los expedicionarios del yate Granma, fue la primera mujer que se incorpora al Ejército Rebelde y por consiguiente a la lucha en la Sierra Maestra, trabajó 23 años junto al Fidel, y sobresalió por la modestia, la firmeza y el humanismo.

En su natal Media Luna, municipio de la provincia Granma, en el oriente de Cuba, pioneros, estudiantes, obreros y campesinos rinden desde ya tributo a Celia. En los más diversos sitios de Cuba también recibe honores, se inauguran exposiciones de artes plásticas y organizan coloquios sobre su vida y obra.


 

Etiquetas: , , , , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...

BASILIA: CON EL UNIFORME Y DE CUERPO ENTERO

20100109061939-04-basilia.jpg

Quién no conoce, aunque solo sea por la voz amplificada desde el auto parlante o difundida por la radio, a la oficial de Tránsito en Santa Clara Basilia García Agüero? Pobre, negra y mujer, confiesa que nada bueno le depararía la vida si no llega aquel 1º de Enero de 1959. Sin la edad requerida, se va con las milicianas a hacer guardia. Próxima a cumplir los 45 años en la Policía Nacional Revolucionaria, le sobran condecoraciones y distinciones como para cubrirse el pecho de medallas. Sin embargo, nada la enorgullece más que el reconocimiento de su pueblo, que la eligió diputada a la Asamblea Nacional del Poder Popular. Toda una vida como agente del orden público, muy pocos reconocerían a esta capitana vestida para una fiesta, porque como ella misma dice, siempre suele andar vestida de policía, con el uniforme en la cabeza, en el cuerpo y en el corazón.

Por Mercedes Rodríguez García

Ha recibido 20 condecoraciones, incluyendo cinco Servicio Distinguido del MININT, y otras otorgadas por los CDR y la FMC, muy significativas para ella, porque es —afirma —como si el pueblo entero reconociera su trabajo.

De asuntos teóricos y prácticos sobre Tránsito no hay quien le haga cuentos. Y aunque su misión específica en caso de accidentes consiste en evitar la presencia inoportuna de curiosos que puedan entorpecer el trabajo de los investigadores, su asidua presencia en el escenario de grandes eventos la ha identificado, paradójicamente, más con la vida que con la muerte. «¡Cuánto dolor y sufrimiento no habré visto en tantos años de servicio! Por eso no me canso de alertar, de enseñar, de educar a la ciudadanía, pero sobre todo a los niños, adolescentes y jóvenes, que se han convertido en las principales víctimas de los sucesos en la vía», afirma.

-Cómo aprendiste a enfrentar la crudeza de ciertos accidentes?

-La fuerza de la costumbre, pero ni te creas. Cuando la reciente gravedad de mi madre, me fallaron el valor y la fuerza para enfrentar el dramatismo de una sala hospitalaria. Parecido me sucede ante el fallecimiento de niños porque un irresponsable violó las regulaciones establecidas, digamos, por conducir en estado de embriaguez.

-¿Un caso que todavía recuerdes?

-El de un panelito que se volcó en la Autopista y cayó desde el puente de Ranchuelo. Como ocurrió de madrugada, nadie pudo auxiliarlos. Los encontró un campesino cuando fue a ordeñar su vaca. Se mataron los cinco que venían, incluyendo un niño de siete años. Cuando llegó el forense determinó que todos sucumbieron al instante y que solo el pequeño quedó con algo de vida, y por eso pudo arrastrarse hasta el cuerpo de la madre. Lo encontramos muerto, con su manito en el pecho de ella.

-¿Cómo transcurre para ti un día normal de trabajo?

-Salgo de casa entre las seis y siete de la mañana, y no sé la hora de regreso. En nuestro trabajo predomina lo contingente.

-¿Algo que te haya ocurrido de forma inesperada?

-Había escapado de su jaula el león del Zoológico. Yo conducía y Heriberto, el actual jefe de Tránsito en la provincia, hacía la locución. Le pedía a la población que no saliera de sus casas. Bueno, subimos los cristales y nos preparamos por si saltaba la cerca. Al final lo capturaron, sin más percances.

-¿Y si la fiera, hambrienta como estaba, los atacaba? ¿Sentiste miedo entonces?

-No. Le temo más a un chofer indolente que a un animal fuera de control. Subimos los cristales del auto y nada más. Lo de nosotros era recorrer las inmediaciones y alertar a la ciudadanía para que se resguardara. Se trata de una labor de educación vial indispensable, que no todo el mundo sabe apreciar porque no tienen idea de cuántos percances evitamos al pedirle a un transeúnte que abandone la calle y camine por la acera, o al advertirle a un conductor que va contrario al tráfico.

-Pero a veces «suena» demasiado autoritario.

-Sí, y también le pongo multas a los transgresores.  Pero en este caso el tono de la voz, la forma en que proyectamos el mensaje constituyen recursos para hacer cumplir nuestra autoridad. Lo que no puede hacer ningún policía es comportarse de forma descortés ni faltarle el respeto a nadie.

-Ya no haces ese trabajo...

-Es una lástima, porque para mí es lo más lindo que se puede hacer en Tránsito. Lo recuerdo con mucho cariño, al igual que Nena, Andrea, Teresa, Lucía, Adalgisa, mis compañeras. Le poníamos alma, corazón y vida.

-Esos carros parlantes, ¿desaparecieron? Si es así, ¿por qué no rescatarlos ante el incremento de las indisciplinas sociales?

-No. Solo que ahora se llaman carros móviles y prestan, además, servicio de patrulla. Concuerdo con tu idea y así mismo lo he planteado en muchas ocasiones.

-El policía de Tránsito ¿corre menos riesgos?

-Los mismos que un policía del frente. ¿O es que piensas que no voy a intervenir en una bronca, en un accidente, en un robo si mi presencia en determinada zona coincide con algún hecho de este tipo? El policía es policía todo el tiempo, andes o no andes en funciones, con uniforme o sin él.

-Nunca te he visto sin uniforme...

-Pero me encanta vestirme elegante y ponerme zapatos de tacón alto, pintarme los labios y sombrearme los ojos, el pelo siempre bien arreglado. No, ¡nada de collares ni cadenas!, solo mi reloj y los anillos de compromiso. Yo traigo el uniforme en mi cabeza.

-Me contaron una anécdota tuya con un cochero un día que ibas a un acto, muy bien vestida...

-Cierto. Iba contra el tráfico por la calle Maceo. Casi me tira el caballo encima. Lo enfrenté de tal modo que me decía: «Pero, señora, ¡póngase para la acera que la va a matar un carro!» Y yo recriminándole y exigiéndole la patente una y otra vez. Hasta que le pregunté si no me conocía. Entonces me quité las gafas y lo miré bien de frente. Se moría de vergüenza. «Sí, ya sé, usted es Basilia; Basilia, la de Tránsito». Andaba muy apurada, así que le dije que me fuera a ver al otro día a la Unidad.

-Y hablando de calles congestionadas, ¿no han pensando en reordenar el tráfico vehicular en Santa Clara, bien complicado luego del cierre del Parque Vidal, al menos abrir las dos alas que desembocan en  las calles Cuba y Colón; en establecer pasos peatonales, las llamadas cebras, colocar semáforos en pasos estratégicos... ?

-En algún momento habrá que sentarse y tomar una determinación respecto al cierre del Parque. Lo demás responde a normas que manejan los especialistas en ingeniería de Tránsito. Pero también resulta muy importante educar a la población para que aprenda a comportarse, ya sea peatón, chofer o pasajero. En esto centro mi labor al frente de los seis círculos de interés que atiendo en el Palacio de Pioneros. 

-Hay que insistir mucho en ese sentido, con las comisiones de Vialidad y Tránsito, con las escuelas, con los medios de difusión...

-En un tiempo coexistieron muy buenos espacios televisivos, spots y hasta personajes como el Oso Prudencio. ¿Recuerdas cómo salía advirtiendo con voz grave y tan lenta como su paso bamboleante: «Eso no se hace, eso no se hace»?

-¡Claro, si era mi esposo disfrazado! Lo montaban en un carro y lo paseaban por toda Cuba.

-¿Cuándo lo conociste?

-En 1965, pasaba la Escuela de Tránsito en La Habana. Yo era auxiliar de la PNR, y él, mecánico de los carros patrulleros. Fue un noviazgo largo para hoy en día; muy bonito, un matrimonio que se ha mantenido contra viento y marea desde el 24 de octubre de1970, cuando nos casamos.

-Háblame de Basilia en su hogar, ¿qué labores domésticas te gustan más?

-Lavar, cocinar frijoles negros. Sí, me gusta la música, pero suave, no soporto las escandaleras. Veo poca televisión porque llego tarde y cansada. Sigo la novela y, cada vez que puedo, el NTV y las mesas redondas. Paseo poco, prefiero un buen libro para distraerme.

-¿Qué ejercicio te produce más placer, el de diputada o el de policía?

-Ambos. Policía porque lo he sido toda mi vida y diputada porque me hace inmensamente feliz, pues ello me permite transmitir en las sesiones en que participo, con respeto y sin temor, todo lo que pienso y siento, que no difiere en nada de lo que piensan y sienten quienes me eligieron.

-La Asamblea Nacional aprobará en julio la Ley 60 del Código de Vialidad y Tránsito, y como dijera Ricardo Alarcón de Quesada, presidente del Parlamento, ese día será la culminación de un proceso de levantamiento de la conciencia social sobre esta temática. Junto al incremento de las acciones preventivas, ¿no crees que la Ley debía ser más severa?

-Claro que sí. Apenas ha comenzado el año y ya, solamente en Santa Clara, se han producido 49 defunciones por accidentes del tránsito.

-¿Por qué no te has jubilado?

-Me lo han sugerido, pero no, trabajaré mientras me asistan fuerzas, ánimo, capacidad y lucidez. Todavía hay mucho por hacer en mi trabajo de prevención y educación vial.

-¿Qué te queda por hacer? ¿Planes inmediatos?

-Seguir enseñando, seguir educando. Ver a mi hija graduada de abogada. Luchar, luchar por mis tres hijos, mis dos nietas, mis padres, mi familia, mis electores, mi pueblo, que lo es todo para mí.

-Con el tiempo que llevas en el Ministerio del Interior, Basilia, ya podías ostentar un grado superior.

-Desde 1969, cuando me entregaron los de sargento, he pasado por todos, hasta que en 1998 me ascendieron a capitana y hasta el día de

hoy: ¡feliz y contenta con la satisfacción que produce el cumplimiento del deber!

-¿Y no piensas en llegar a mayor?

-Si me alcanza la vida, tal vez, pero ello depende del MININT.

-¿Y post mórtem?

-¡Jamás! Todas las alegrías, reconocimientos y recompensas que me las den en vida. No reclamo ni mendigo nada. Quiero viva lo que me merezco por mi trabajo y mi incondicionalidad a Fidel, al Partido y a la Revolución. Y si a alguien se le ha ocurrido cosa semejante... Mira, deja eso, ¡me muero de capitana!

-¿Con el uniforme en la cabeza?

-Y en el cuerpo, que para eso lo he sabido llevar.




 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...

EL REINO DESTROZADO DE ESTE MUNDO

20100115072430-haiti-terremoto-arreglada-1.jpg

Por Mercedes Rodríguez García

Los haitianos han aprendido a resistir ante una serie de devastadores huracanes, aunque este último desastre supone un revés que pocos países, ricos o pobres, serían capaces de afrontar. « ¿Qué hizo Haití para merecer tanta desgracia junta?». «¡Oh, Dios! ¿Por qué te has ensañado con los pobres?» Hoy Haití semeja un espejo ante el cual el drama humano destella sin misericordia. Pero ningún Fin de la Tierra, ninguna maldición. Desde siglos antes la agobian penurias económicas, degradación ambiental, violencia, inestabilidad y gobiernos de facto. Ahora, de nuevo, otra catástrofe.

Desde la tarde del pasado martes 12 de enero decenas de miles de victimas del sismo en Haití, viven en la incertidumbre, el miedo la zozobra y la desesperanza. Aun con las réplicas reiteradas, 60 integrantes de la Brigada Medica cubana Henry Reeve se sumaron a los más de 300 que se encontraban allí, repartidos en los 10 Departamentos del hermano pueblo, a veces conviviendo con los haitianos en comunas prácticamente inaccesibles.

Desde el primer momento enfrentaron las consecuencias derivadas del terremoto en el más pobre de todo el Hemisferio Occidental, agobiado por el SIDA, el analfabetismo, la deforestación y décadas de violencia, inestabilidad, regímenes de facto.

No creo que valga la pena reiterar los elementos noticiosos del hecho que, gracias a la instantaneidad de Internet, saturan las portadas de los principales medios de prensa, incluyendo los weblog o páginas personales. Incluso, con las comunicaciones telefónicas colapsadas pero con algunos servicios de WWW todavía disponibles, las primeras fotos, vídeos y testimonios de lo que ocurría allí provinieron de usuarios de la red social Twitter.

En este caso un rápido «paseo» por Internet nos permite, además de conocer múltiples aristas del suceso, saber cómo piensan los públicos que acceden a los contenidos y dejan en sus opiniones, juicios y reflexiones respecto. Aún imágenes difundidas por nuestra televisión, no muestran la rudeza del desastre.

«Eso son los fines de la Tierra, que viene en el 2012», comenta un internauta que firma Eridania; otro, llamado Alex, responde: «Qué ignorancia la del hombre, es normal temblores en esta zona pues la atraviesa el cinturón de fuego del Caribe, área de temblores, terremotos, volcanes. Nada que ver con fin del mundo ni mucho menos».

Un tal Sherift se pregunta «¿Qué maldición pesa sobre Haití el país más pobre del Caribe, golpeado por una serie de tormentas y huracanes en 2008, Fay, Gustav, Hanna y Ike, los cuales dejaron cientos de muertos y millones de personas sin hogar?»

Ningún fin de la Tierra, ninguna maldición. Sí un terremoto de grandes proporciones. Y los ha habido muy poderosos, como el de Valdivia, en Chile, el mayor movimiento telúrico jamás registrado: marcó 9,5 grados en la Escala Richter y dejó más de 2.000 muertos. O el que devastó Nicaragua, sacudido 23 de diciembre de 1972 por un sismo de 7,6 y donde perdieron la vida unas 25.000 personas.

Todos eventos destructibles de la Naturaleza, pero que sufren el doble o el triple las naciones más aniquiladas del Planeta. Haití, como tantos otros países del llamado Tercer Mundo, no está equipada para responder a un desastre de tal magnitud, mucho menos en medio de la actual crisis capitalista, generalizada en los cuatros puntos cardinales del Planeta.

Haití fue la primera república negra del mundo y el primer estado en la región en lograr su independencia. Pero su orgullo histórico resultó borrado por décadas de penurias económicas, degradación ambiental, violencia, inestabilidad y gobiernos de facto. Esa ha sido su mayor desgracia, junto con la inestabilidad y la violencia de la década de los 80.

En lo adelante, continuas crisis políticas y económicas, cada vez más violenta, muertes extrajudiciales, tortura y brutalidad, confrontaciones violentas entre pandillas y grupos políticos rivales.

En la actualidad siete de cada 10 haitianos viven en niveles de pobres, y la nación ocupa la posición 150 de 177 países en el Índice de Desarrollo Humano de la ONU. Tan sólo el 52,9% de la población está alfabetizada y, en general, se espera que un haitiano no viva más de 60 años. Esto, entre otras cosas, se explica porque apenas tres de cada 10 personas tienen acceso al sistema de salud.

No, Haití no es una tierra maldita ni maldecida. Tras la tragedia todo empeorará. Se calcula que el país necesita unos US.000 millones en ayudas desde el exterior para reactivar la economía, proveer acceso a servicios básicos y reducir la vulnerabilidad del país ante los desastres naturales.

El año pasado representantes de 40 países y agencias internacionales se reunieron para coordinar un nuevo esfuerzo. Allí se obtuvieron US4 destinados a la reconstrucción de la infraestructura dañada por el paso de cuatro huracanes consecutivos a fines de 2008.

Mas, la ausencia de una administración pública eficiente y la decadente infraestructura del país dificultan la distribución efectiva de los recursos, aseguran analistas.

Un terremoto de ese rango ¿hubiera causado tanto estrago, conmoción planetaria y víctimas, por ejemplo en Canadá o en Suiza? Aunque exiguo resulta el ser humano contra las fuerzas de la Madre Natura, ahora como nunca sentimos toda su fuerza, toda su ira, aunque hayamos sido los pobres del Planeta los más benevolentes. Bien se sabe quienes la han lacerado hasta extinguirla prácticamente en algunas áreas del Planeta.

Sin embargo es hora de ayudar, y los cubanos lo hacemos por costumbre. La esencia solidaria se reafirma y crece. Allá, bajo carpas improvisadas, nuestros cirujanos atienden sin descanso a quienes llegan heridos o mutilados. La fila es interminable, como innumerable la fila de personas en busca de atención médica. Y los hay también nativos formados en la hermana antillana Mayor.

Cientos de nuestros galenos ayudaron, entre 2001 y marzo de 2007, a devolver la vida o calmar del dolor de las 132.000 personas que quedaron sin hogar tras los desastres naturales, causantes en esa etapa de 18.000 víctimas entre muertos, heridos y desaparecidos.

No, no se extiende sobre Haití ninguna maldición, aunque con relación a los desastres naturales resulta influyente su ubicación en zonas tropicales y el medio ambiente degradado. La disminución de la producción agrícola debido a los efectos de la deforestación y la erosión, entre otros factores, impulsó una fuga masiva hacia las ciudades. Puerto Príncipe, con 2,5 millones, soporta a más de un cuarto de la población, lo que ha repercutido en la proliferación de barrios de chabolas. Y la infraestructura no da abasto.

Quienes hemos sobrevolado La Española vemos que desde las alturas se puede observar la diferencia entre los dos países: de una parte, la geografía de República Dominicana luce verde; la otra, la de Haití, completamente rapada. La deforestación contribuye a que las tormentas tropicales se tornen más devastadoras, y los analistas afirman que la raíz de los problemas de seguridad alimenticia de Haití constituye el resultado de una agricultura de quema que ha destruido el medioambiente. Cabría preguntarse: ¿Por qué cortan leña los pobres?

Y otro serio problema social, nada apreciable desde el aire, divide a la sociedad haitiana: la inequidad. La brecha entre la mayoría negra empobrecida, cuya lengua es el creole, y los mulatos francófonos, el 1% de los cuales es dueño de casi la mitad de las riquezas.

Bienvenidas ahora todas las ayudas, incluso, la «muy oportuna» de Estados Unidos, que despachó el miércoles rumbo a Haití un portaviones nuclear y tres embarcaciones anfibias.

¿Causalidad? El USS Carl Vinson ya estaba en ruta, con  un grupo anfibio que incluye el USS Bataan, un barco de 844 pies de eslora capaz de transportar a unos 2.000 infantes de marina con helicópteros, así como dos navíos más pequeños, con sus bomberos, paramédicos, especialistas en rescate, médicos de urgencia, ingenieros estructurales, técnicos en materiales peligrosos, especialistas en comunicaciones y en logística, seis perros especializados en la búsqueda de víctimas bajo los escombros y 48 toneladas de equipo de rescate.

Todo proveniente del mismo Imperio que en 2004 forzó al exilio al presidente Aristide, actualmente refugiado en Sudáfrica y convertido en el principal acusador Washington, que niega haberlo expatriado.

¿Señor, qué hizo Haití para merecer tanta desgracia junta?». «¡Oh, Dios! ¿Por qué te has ensañado con los pobres?» Son preguntas que corren en boca de miles de cristianos en el mundo, pero jamás entonadas con la carga de dolor y e impotencia de los supervientes que vagan desconcertados sobre los escombros en que se ha convertido Puerto Príncipe, la capital haitiana.

«Invito a todos a unirse en oración ante el Señor por las víctimas de esta catástrofe y por aquellos que lloran su desaparición», dijo el Papa Benedicto XVI en la catequesis de la audiencia general a la orden de los mendigos Franciscanos y Dominicanos, el pasado miércoles.

¡Pobres infortunados y siempre desamparados haitianos! El mundo entero se muestra solidario, pero la solución no puede venir a ritmo de desgracias que enrumban al alivio humanitario, pero no a resolver situaciones de fondo.

La devastadora sacudida ha trastocado los modestos indicios de progreso en el desarrollo de la empobrecida isla caribeña. En lo adelante urge un enorme y continuo esfuerzo mundial para reconstruir Haití, nación donde un nativo de la región central de Hinche asegura que comer «galletas» de fango «da fuerzas y es buena para la salud». Ineludible que todos los habitantes del Planeta miren hacia esta pequeña porción del Globo, para que no continúe sobreviviendo de crisis en crisis.

No, Haití no es una nación maldita ni maldecida, y sus hijos han aprendido a resistir ante una serie de devastadores huracanes, aunque este último desastre supone un revés que pocos países, ricos o pobres, serían capaces de afrontar.

Haití semeja un espejo ante el cual el drama humano destella sin misericordia. Mirarse el alma en el azogado cristal, de frente o de costado, equivaldría a contemplar más de las cercas del vecino ardiendo.

Como también señaló el Sumo Pontífice, vivimos en «una sociedad en la que a menudo prevalece el tener sobre el ser.» Sí, la magullada Naturaleza anda agonizando y cobrando todos los dolores sin dar señales de remordimiento. Tampoco el Imperio parece arrepentido.  Al menos que enviar un portaviones nuclear constituya su acto de constricción, que tiene más de alegoría carpenteriana... Como otro Henri Christophe de «El reino de este Mundo» finalizando ya la primera década del siglo XXI.



 

Etiquetas: , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...

EL MARTÍ DE YAMIL EL PADRE DE ISMAEL

20100123045845-la-tecla-foto-yamil-copia.jpg

Por Mercedes Rodríguez García

Se ha dicho que la obra del periodista, narrador, poeta y editor Yamil Díaz Gómez está caracterizada por varias obsesiones, entre ellas, José Martí y los poetas cubanos, al punto de reconocer que ama a Santa Clara por su gente y su dinámica cultural, pero no a la ciudad como ente físico, ya que «Sin mar y sin un sitio pisado por Martí», no le halla encanto alguno.

Por si fuera poco, nombró a su hijo Ismael, como el del Maestro. Así que en este aniversario 157 del natalicio de nuestro Héroe Nacional, me decidí a buscar, en Yamil, al Apóstol, a quien no solo ha visto en sueños sino en ese otro plano al que engañosamente llamamos «realidad».  

Contemporáneo y auténtico Martí emerge en este diálogo como un hombre que, por ser poeta, ya nada en él resulta común y corriente. Sin acotaciones, sin retórica, sin florituras, ni ambages, manteniendo siempre el tono coloquial, como le pedí, me respondió el cuestionario enviado con premura. No hubo entrevista. Pese a mi insistencia evadió el diálogo.

Creo que en su habitación-biblioteca de la añeja y céntrica casona, sobre la medianoche, prefirió quedarse a solas con Martí, bajo la tutela de Cintio.

Alguien entendido en cuestiones del espíritu me contó que un primero de febrero de 1971 a la una de la tarde, el alma de Martí vagaba por Santa Clara buscando un vientre a punto de eclosionar. ¿Pudiera haber sido el tu madre? Es que siempre he tenido la idea que naciste martiano, incluso físicamente muchos te hayan cierto parecido con él. ¿Qué piensas al respecto?

«Como yo creo en la reencarnación, te diré lo que pienso al respecto: aquel mediodía de hace casi treinta y nueve años, quien reencarnó en el hijo menor de mi madre ha de haber sido alguno de aquellos mambises iletrados que conocieron a Martí en las montañas de Oriente. Esos que oían sus arengas y algo mejor: lo vieron dormir en una hamaca, escribir a sus amigos, almorzar, comentar las hazañas de la Guerra Grande. Tal vez no lo entendían -de acuerdo con el concepto vulgar del verbo ‘entender’-, pero sí lo entendían de una manera más profunda: como lo hacía aquel niño salido del vientre de mi madre en quien el amor a Martí se dio casi ‘por generación espontánea’, de forma tan temprana que ha de ser anterior al más antiguo de todos mis recuerdos». 

De niño, ¿cuál fue tu primer contacto con José Martí? A esa edad ¿cómo veías al Maestro?

«De niño, me llamaba la atención cualquier cosa relacionada con Martí. Aprendí precozmente, por supuesto, algunos Versos sencillos, lo dibujé en mis libretas. Leí una fascinante antología titulada Martí por Martí. Ya hacia finales de la primaria, comencé a escribir una «biografía» del Apóstol e hice en mi cuarto todo un Rincón Martiano con flores blancas y retratos». 

¿Algún hecho o situación específica que te vincule a él definitivamente?

«Lo difícil sería encontrar un hecho o situación específica que me distanciara Martí. Está en el aire de Cuba -ya lo decía Eliseo Diego-, en la luz, en la tierra. Basta salir a la calle para vivir en comunión con él. Pero sí, existe un hecho que me vincula definitivamente a él de una manera no solo sentimental sino ya más «profesional». Cuando estudiaba Periodismo en la Universidad de La Habana, Pedro Pablo Rodríguez nos dio una conferencia sobre el periodismo martiano. Recuerdo que nos hizo una lectura comentada de la crónica sobre el terremoto de Charleston. Quedé tan deslumbrado que decidí hacer mi trabajo de diploma sobre Martí. Cinco minutos después de la conferencia, Pedro Pablo aceptó ser mi tutor. Así fue que entré en el tema a partir de intereses investigativos, hasta hoy».

Si es que has llegado a desentrañarlas ¿Cuáles pudieran ser las principales características de la personalidad de Martí afines con las tuyas?

«Preferiría dejar a un lado las mías y concentrarme en las de él. Desentrañar las «características de la personalidad» de Martí no es tan sencillo, pero tampoco imposible. Mucho nos ayudaron en esa tarea autores como Blanche Zacharie de Baralt, Leonardo Griñán Peralta y el maestro Ezequiel Martínez Estrada. Con aciertos y desaciertos, don Ezequiel se acercó a su caligrafía, a su iconografía. Creo que es hora de que grafólogos, psicólogos y otros expertos actualicen estas búsquedas, donde a partir de los manuscritos y los dibujos podamos precisar un poco mejor cuáles fueron los rasgos de su personalidad. Pero, para volver a tu pregunta, hay dos rasgos martianos que son los que más le admiro, los que me gustaría poder exhibir también: su extraordinario don seductor y su indoblegable voluntad».

¿Lo has visto en sueños? Me refiero a algún sueño real, a lo onírico, sin metáforas.

Perdona, no sólo lo he visto en sueños. Me parece que en ocasiones lo he visto también en ese otro plano al que engañosamente llamamos ‘realidad’».

Muchas veces a nuestros niños y jóvenes se les pide asumir los mismos sacrificios que Martí, sin que verdaderamente -pienso yo- se encuentren identificados con esa vocación. No se trata ya del «culto a la estatua» como refería Portuondo en un su artículo «Retratos infieles», sino del modo tan convencional y fortuito que se hace de la figura de nuestro Apóstol, de aprender y repetir hasta el cansancio sus frases harto conocidas pero desgajadas del conjunto que les sirve de forma...

«Pienso que el sacrificio de Martí -que incluyó dolorosamente sacrificar a su hijo, para poder cumplir su tarea como padre de toda una nación- buscó precisamente evitarnos sinsabores a sus hijos de su hoy. Pero ya sabes que figuras de esa magnitud nunca se salvan de las lecturas aberradas ni de la manipulación».

¿Cómo te gustaría que en nuestras escuelas enseñaran la vida y obra del Apóstol?

«A partir de aquellos textos martianos en los que asoma un ademán autobiográfico. Por ejemplo, tomar los Versos sencillos y contar a los niños cuál es la anécdota que está detrás de esta o aquella cuarteta; decirles quién fue la mujer a la que quiso en Aragón, o cuál favor recibió «de la tierra generosa»... Tomar sus cartas y explicar quiénes son las personas que menciona, los elementos contextuales respecto al lugar desde donde la escribe. Y así...».

El antiimperialismo de Martí, tras largos y enconados combates ideológicos ha logrado sentar plaza de manera irrecusable. Háblame de ese Martí cuya esencia revolucionaria le haría despreciar las falsas libertades y democracias burguesas, tanto como las posiciones oportunistas en el terreno político-ideológico.

«Martí se ha mantenido tan vivo como abiertas se han mantenido las venas de lo que él llamó Nuestra América. Creo que siempre habría estado contra el imperialismo ‘norteamericano o cualquier otro’ -como valientemente precisó el Che Guevara en 1965-. Creo que no habría dejado de sufrir ante las corrupciones y los oportunismos que tantas veces siguieron a los movimientos emancipatorios del continente desde el siglo xix. Creo que no se habría cansado nunca de luchar por la Libertad que no es ‘burguesa’ ni ‘proletaria’, porque los apellidos destruyen la pureza de los conceptos- sino sencillamente sagrada e irrenunciable».

Crees que la actitud de los jóvenes cubanos hacia los destinos de la nación guarde correspondencia con la vasta finalidad patriótica de la obra martiana? ¿Qué ventajas reportaría a la Patria del futuro uno de sus hijos formado en las doctrinas del Maestro?

«No me siento apto para juzgar a ‘los jóvenes cubanos’ pues de los millones que existen apenas conozco personalmente a algunos cientos. Ahora se ha puesto de moda hablar horrores de los jóvenes y acusarlos de una pérdida de valores que ciertamente ha ganado terreno en toda la sociedad, independientemente de las edades. Creo que a la luz de los momentos históricos actuales y futuros, Martí seguirá siendo un paradigma insuperable para los niños, jóvenes y adultos de Nuestra América».

Si pudieras retroceder en el tiempo, ¿a qué etapa, día, o momento de la vida del Apóstol te gustaría detenerte?

«Viajaría al 19 de mayo de 1895, ante todo para ver si la tragedia de ese día se pudiese evitar. Pero si me tocara ser un espectador pasivo, al menos me permitiría precisar hechos, aclarar dudas que duelen más que inquietar».

En cuestión de gustos y estilos con quien te quedarías, ¿con el Martí escritor o con el Martí periodista?

«Precisamente para quedarme con el Martí escritor, me quedaría con el Martí periodista».

Porque sé que desprecias los estereotipos y los clisés, ¿qué no te agrada de Martí? ¿Nunca te has cuestionado algunos de sus actos? Producto de tus investigaciones ¿Qué sabes que poco o nada se conozca de su vida?

«Bueno... difícil tu pregunta. Sí me he cuestionado algunos de sus actos, como la ruptura con Gómez y Maceo en 1884, donde me parece que actuó con soberbia y no con su habitual sentido de la moderación... Y en el plano más íntimo, por ejemplo, su dramática vida amorosa, creo que por fin este año terminaré mi libro sobre el tema, donde se hablará de hechos poco conocidos, pero debidamente explicados y contextualizados. Desprecio los clisés y estereotipos, como también la ligereza y la falta de responsabilidad».

De todos los cubanos ilustres que han escrito sobre el Apóstol ¿a quiénes recomendarías para empezar a conocerlo, a amarlo, a imitarlo...?

«Siempre es injusto mencionar a unos y olvidar a otros, cuando tantos intelectuales cubanos y no cubanos nos han regalado páginas brillantes sobre él. Pero si hay que comenzar por algún autor -y si no se trata solo de emprender la tarea de conocer sino también de amar al Apóstol- yo recomendaría a Cintio Vitier. ¿Quién sabe si mientras yo respondo a tus preguntas, el maestro Cintio está conversando con Martí?».



 

Etiquetas: , , , , , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...

NUEVO LIBRO: LA AGRESIÓN PERMANENTE: USAID, NED y CIA

20100131114950-la-agresion-permanente-25-9-kb.jpg

Comenta Eva Golinger

"Si Estados Unidos no podía controlar a América Latina, ¿cómo iba a dominar al mundo?" - Henry Kissinger

Los textos seleccionados para este libro, «La Agresión Permanente: USAID, NED y CIA», ilustran la constancia de la injerencia y su adaptación a las cambiantes circunstancias en América Latina. Nosotros, los autores, Jean Guy Allard y mi persona, somos investigadores dedicados desde hace muchos años a descubrir, analizar, monitorear, revelar y denunciar la injerencia y subversión imperial en América Latina, en todas sus formas.

 

Con este conjunto de ensayos, queremos evidenciar la permanencia de la agresión de Estados Unidos y sus aliados contra los movimientos revolucionarios de América Latina. Queremos demostrar que esa agresión no cesa simplemente porque un hombre de distinto color ocupa la posición de mando en Washington - más bien, como verán en las siguientes páginas, las amenazas imperiales se están intensificando y el peligro crece cada día.

Las palabras de Henry Kissinger nos indican la razon detrás de esta escalada de agresiones contra América Latina. Si ya no dominan al sur de su frontera, ¿cómo mantendrán su dominación mundial?

En un mundo multipolar, no hay imperios. La integración latinoamericana significa la decadencia del imperio estadounidense, y esa gran bestia peleará con toda su fuerza hasta el último momento.

Pensamos que hay una urgencia para alertar a los pueblos frente a lo que vemos es una nueva etapa -más peligrosa- de injerencia. El "smart power" (poder inteligente) de la administración Obama ha logrado bajar la guardia de los pueblos, y hasta algunos piensan que por haber ganado el "Premio Nobel de la paz" Obama estará obligado de construir la paz mundial. Mientras tanto, las bombas caen con más frecuencia sobre Afganistán, la guerra continúa en Irak, Pakistán e Irán están en la mira, América Latina recibe "siete puñales en el corazón" con las bases militares en Colombia, la subversión y contrainsurgencia aumentan, y dentro de Estados Unidos, crecen la miseria, el desempleo, la pobreza y la represión.

Con este libro, también lanzamos el Centro de Alerta para la Defensa de los Pueblos, como un espacio de combate para mantenernos informados sobre las nuevas estrategias y tácticas de injerencia y subversión, y su aplicación contra nosotros. Y hacemos un llamado para unir a nuestros esfuerzos y conocimientos para combatir lo que percibimos es una agresión colectiva contra todos los pueblos desafiantes que resistimos las imposiciones imperiales.

Noam Chomsky dijo que la integración "es una condición previa para la independencia; si están separados los van a atacar uno a uno, pero si están integrados habrá cierto tipo de defensa." Frente a la agresión permanente contra nuestros pueblos, llamamos para construir la defensa colectiva.

[Libro completo disponible aquí]


 

Etiquetas: , , , ,

No hay comentarios. Comentar. Más...



Fotografía

 

La página de MercyLaTecla,
desde el centro de Cuba.
Una mujer que desde hace
mucho decidió sus destinos
por el periodismo y el magisterio,
y aún sigue apostando por ambos.



contador de visitas html


Habana, CUBA


Pronóstico de Tutiempo.net


qr code



Servicios Médicos Cubanos

Cubanacan

Mi Ping en TotalPing.com














Los Portales


contador gratis para web

Archivos

Enlaces

Ms













script src="http://feeds.feedburner.com/Matemticas-NoticiasDeLaCienciaYLaTecnologa?format=sigpro" type="text/javascript" >




















Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next