20131217131355-los-gimnasios.jpg


6:57:57 a.m.

 

Desde principios de noviembre se aprecia un constante ajetreo constructivo en una pequeña área verde, frente al Combinado Deportivo de Jibacoa. ¿La razón? Muy pronto los habitantes del Plan Turquino tendrán a su disposición un gimnasio biosaludable. 

La licenciada Marianela Hurtado González, directora del Combinado Deportivo de Jibacoa, se encuentra al frente de la preparación y acondicimiento de la nueva opción. 

«El gimnasio tendrá una extensión de 25 metros de largo por siete de ancho. Lo integrarán once aparatos que ya están aquí, al igual que el cemento, las losas, ladrillos y todos los materiales necesarios para su construcción», explica. 

Según Marianela, el local tendrá un profesor a cargo para asesorar a las personas que deseen ejercitarse, y el horario será de acuerdo a lo que desee la población, aunque la asistencia del profesor será de 7:00 a.m. a 5:00 de la tarde. 

Los módulos son diseñados para trabajar o rehabilitar los diferentes planos musculares, como soluciones urbanas para quienes se afanan por recuperar o conservar su salud y estética personal. 

Si en sus inicios —hace casi un lustro—, los gimnasios biosaludables se destinaron para personas de la tercera edad, la ductilidad y fácil manejo de los diversos aparatos están hoy en la preferencia de niños, jóvenes y adultos. 

Voluntarios de la comunidad junto a los profesores de la institución deportiva trabajan día a día para dejar listo el próximo 23 de diciembre, día de la liberación de Manicargua, el único gimnasio biosaludable que hasta ahora dispondrá el Plan Turquino del Escambray villaclareño.