20180203062939-opt-ruso-motociclista-smb.jpg


viernes, 02 de febrero de 2018
11:35:27 p.m. 

Como lo hiciera en 1952 Ernesto Guevara en su periplo por Latinoamérica, el ruso Oleg Jaritónov ha recorrido Cuba en honor al 90 Aniversario del natalicio del mítico guerrillero, y de vuelta, en Santa Clara, rindió tributo en el lugar donde reposan sus restos.

Durante su visita al Complejo Escultórico resaltó, en intercambio con la prensa, la singularidad de los cubanos, a quienes distingue de los habitantes del resto de los lugares visitados, quizás por encontrarlos muy parecidos a su cultura y su gente.

Jaritónov, de 46 añosarribó al país el pasado 28 de diciembre por la centrosureña provincia de Cienfuegos en un barco velero desde Jamaica, y desde entonces emprendió un periplo por varias provincias (en ida y vuelta), pues, según declaró, Cuba siempre fue un sueño para él y el Che una persona muy especial, un verdadero romántico.


La Habana, Cienfuegos, Santa Clara, Ciego de Ávila, Camagüey y Santiago de Cuba, fueron los  destinos fijados por Jaritónov tras haber comenzado meses atrás su periplo latinoamericano que lo llevó a Bolivia, Argentina, Chile, Uruguay, Perú, Ecuador y Colombia.

El propio Jaritónov no sabe a ciencia cierta qué lo impulsó a salir de su casa y enrolarse en una aventura por el mundo, pues la isla caribeña se convirtió en el país número 70 que visita.

Con más de 140 mil kilómetros recorrido desde el 2014, Oleg ha desafiado condiciones inhóspitas en lugares como el Himalaya o Tayikistán, donde estuvo a 350 metros por debajo de la superficie terrestre.

  

Su motocicleta es el resultado del trabajo de maestros mecánicos rusos. Unos fabricaron algunas piezas; otros las ensamblaron, pero el éxito de la misión no está solo en la fortaleza de sus condiciones técnicas, pues según el motociclista lo más importante «es creer en ti, en que puedes lograr el objetivo trazado,  por eso es que la figura del Che para mí tiene tanto valor, porque estando enfermo se propuso metas y las logró desde joven, por eso me inspiró».

Oleg Kharitonov quedó tan impactado con Cuba que desea regresar y traer consigo a su hija menor. Al pueblo cubano le dejó un mensaje de cariño y lo exhortó “a mantenerse unido a su nación a la que nos atan lazos históricos”.

Antes de partir hacia Santiago de Cuba, Jaritónov sostuvo un encuentro con el también motociclista Ernesto Guevara (hijo) en la embajada de Rusia en Cuba, y ambos recorrieron junto al jefe de esa legación diplomática, Mijaíl Kaminin, una exposición fotográfica acerca de la colaboración entre ambos países en la esfera del transporte.

El motorista solitario ruso pretende partir este 4 de febrero hacia México, atravesar Estados Unidos, Canadá y regresar por Alaska a su tierra natal. 

(Fuente: VdC)

Enlaces relacionados: