20160206013032-serie-del-caribe-venezuela-cuba.jpg

 

7:34:22 p.m.

La mejor presentación de los lanzadores de los Tigres de Ciego de Ávila en la actual Serie del Caribe no fue suficiente para anotarse el triunfo ante otros felinos muy efectivos, Los Tigres de Aragua (Venezuela), en un partido de cerrado marcador 3-1, y nuevamente matizado por poco público en el estadio Quisqueya Juan Marichal.

El abridor Vladimir Baños parecía encaminado a una actuación relevante cuando en el tercer capítulo dos batazos que picaron en terreno de nadie en los jardines izquierdos y derechos –debieron ser fildeados de no estar tan retirados los jardineros-, una base por bola intencional e imparable de José Martínez le fabricaron las tres carreras decisivas a la postre en el encuentro.

Para maniatar la artillería cubana, el mentor venezolano Eduardo Pérez elaboró una estrategia no vista hasta hoy en este torneo: usar siete lanzadores en las nueve entradas, quienes dejaron en apenas seis hits a sus rivales, cuatro de ellos repartidos entre José Adolis García y Yulieski Gurriel, con dos per cápita.

A pesar de que la tropa de Roger Machado solo fue retirada de uno-dos y tres en la cuarta entrada, otra vez los batazos oportunos no llegaron a la hora buena, en especial el sexto, octavo y noveno capítulo. En total, once corredores dejados en base son demasiados para aspirar a una victoria que complicó las opciones de avanzar a semifinal.

Una posible victoria este viernes sobre los Leones del Escogido (Dominicana) pudiera significar el pase de los tigres avileños al grupo de los cuatro grandes, si finamente los locales sufren su tercera derrota ante los Cangrejeros de Santurce.

De ganarle los quisqueyanos a los boricuas y caer luego ante los nuestros, más la presumible derrota de los puertorriqueños frente a los Venados de Mazatlán, se produciría un triple empate entre boricuas, cubanos y dominicanos, por lo que habría que ir al sistema TQE y este dejaría fuera a los nuestros.

Moralejas del Partido

Excelente labor de Liván Moinello, quien tiró cuatro entradas herméticas y se reivindicó de una primera salida funesta. Ahora volvió a mostrar su mayor recurso: sacar outs y abrir siempre con strikes.

El robo de base apareció entre las posibilidades de fabricar carreras y cuando se intentó hoy con José Adolis fructificó. ¿Por qué no explotarla más?

La defensa volvió a mostrar lagunas más allá de los errores que van a las hojas de anotación. Y eso cuesta corredores en base, más trabajo de los lanzadores y por supuesto, carreras.

José Adolis García está teniendo una buena Serie, pero es mejor aprovecharlo como segundo en la alineación y no como séptimo.

Excelente una jugada casi en desuso en el béisbol moderno: bola escondida. El desempeño de Yorbis Borroto convenció en segunda y el cuadro se sintió más fortalecido.

Alfredo Despaigne es uno de los grandes bateadores cubanos de los últimos años en eventos nacionales e internacionales, pero no está rindiendo. ¿Seremos consecuentes si lo dejamos en ese turno para el partido decisivo contra Dominicana?

Con signos de admiración el doble play facturado a partir del tiro de José Adolis a tercera en la cuarta entrada. Ni siquiera eso logró levantar el equipo.

El abridor por Cuba para el pleito de este viernes fue anunciado por el mentor Roger Machado en la conferencia de prensa: Vladimir García. ¿Podrá ser este el partido de su vida?

(Fuente: Cubadebate)