20141126164829-cuba-ron-s.a-isla-tesoro.jpg

 

10:39:56 a.m.

Al conjuro de tres de sus maestros debe la Corporación Cuba Ron S.A la nueva leyenda de la licorería: Isla del Tesoro, Extra Añejo 20 plus, dormido por casi medio siglo en las propias bodegas donde se creó el ron ligero.

La excepcionalidad marca la más reciente entrega de Tranquilino Palencia (Tano), José Navarro Campas y Julio Ayán, revestida además de un hermético halo místico, como el que acompaña cada una de las mezclas que lanza al mercado la compañía. 

Durante algo más de cuatro décadas los toneles conservados con todo celo en Santiago de Cuba, en el extremo oriental del país, mimaron el caldo disponible ahora en la versión comercial de 500 mililitros, envasado en una botija de cerámica elaborada especialmente por artesanos de Isla de la Juventud, además de recubrirse en un cofre de maderas preciosas —a la usanza de piratas— donde también se conserva un pergamino con su leyenda. 

Isla del Tesoro probará suerte próximamente en la Feria Internacional de Shanghái, China, luego de una primera incursión a principios de año en la Feria Alimentaria de Barcelona, en España, un mercado donde gana adeptos entre clientes exigentes Igualmente, por estos días deleitó a los asistentes al Encuentro Internacional de Amigos de la Casa del Habano Partagás. 

El director de exportaciones y marketing de la firma, Jorge Cardoso Segredo, asegura que se trata de una oferta élite limitada, con sólo 10 000 botellas anuales y en cajas de cuatro cofres, protegidas con Denominación de Origen, disponibles sólo en licorerías escogidas de La Habana. 

Con el Extra Viejo Isla del Tesoro —afirma Cardoso Segredo— se pretende rescatar la tradición de las naves de añejamiento del país y brindar una bebida singular, considerada con toda propiedad una de las maravillas de la industria ronera cubana. 

(Fuente: CC)