20131124131416-bloqueo-yanqui.jpg

 

7:11:09 a.m.

 

El cese total e incondicional del bloqueo genocida impuesto por el gobierno de EE.UU. desde hace más de medio siglo y otras legítimas reivindicaciones de Cuba, hallarán espacio y resonancia en el XVIII Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes Ecuador-2013. 

José Ángel Maury, jefe de la comisión organizadora del Comité Nacional Preparatorio cubano de la gran cita juvenil, habló del Festival como trinchera de combate, con la Antilla Mayor en la primera línea de fuego, en la defensa de las más nobles causas de su pueblo y de todos los pueblos del mundo. 

Centros de debate, talleres, foros de solidaridad, el Tribunal Antimperialista y otros espacios, y la propia agenda en discusión, ofrecen a los jóvenes sobradas oportunidades para exponer, denunciar, reflexionar y juntar voces y corazones en torno a muy justos reclamos, enfatizó. 

Entre estos, mencionó la causa de los Cinco Héroes cubanos condenados en EE.UU. por combatir el terrorismo, el cierre y devolución del territorio que ocupa desde hace más de un siglo la ilegal base naval yanqui en Guantánamo y el fin de la subversión ideológica, las agresiones y hostilidad imperiales. 

Para Cuba, primer país latinoamericano y del Tercer Mundo en celebrar un Festival, en 1978, y que repitió en 1997, la reunión el próximo mes será también tribuna para condenar el terrorismo y demandar justicia, el cese de la impunidad y el castigo para monstruos como Luis Posada Carriles, significó. 

El amplio programa del Festival permitirá a los delegados de la Isla compartir experiencias y aportes en materia de cooperación, en esferas como la salud y la educación, como ejemplos concretos de solidaridad e internacionalismo en favor de los jóvenes y de todos los seres humanos. 

La gran fiesta de las juventudes democráticas y progresistas, del 7 al 13 de diciembre en el medio del planeta, resultará, por supuesto, excelente ocasión para hablar de Cuba —la real, no la que muestran las transnacionales de la desinformación— y de sus jóvenes, recalcó Maury. 

 

(Fuente: radiominas)