20101005084851-candidata-de-brasil-copia.jpg

05/10/2010 1:41:16

Dilma Rousseff, obtuvo el mayor porcentaje de votos en la elección presidencial en Brasil, pero no alcanzó el 50% necesario para declararse ganadora, por lo que tendrá que ir a una segunda vuelta el próximo 31 de octubre. La candidata del Partido Verde, Marina Silva, quedó en tercer lugar con 19.53% de los votos.

Con el 97.53% de los votos contados, Rousseff obtuvo 46.56% de los votos, seguida de José Serra, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB) con el 32.74%, informó el Tribunal Superior Electoral (TSE), de acuerdo con la agencia EFE.

Rousseff es una economista formada en la Universidad Federal de Minas Gerais. Hija de un inmigrante búlgaro y una maestra de escuela, la candidata es conocida por su rigor y eficiencia en los cargos que ha desempeñado.

En los años 70, participó en una organización guerrillera de izquierda contra la dictadura militar. Ello le valió tres años de cárcel y torturas.

Divorciada y madre de una hija —que la acaba de hacer abuela—, Rousseff dijo previo a la elección que «quiere serlo para 191 millones de brasileños».

«Yo voy a seguir el camino del presidente Lula. Voy a cuidar el pueblo brasileño como una madre y ahora como una abuela» cuida a sus hijos y a sus nietos. Velando por los que más precisan. Pero «velando también por todos los otros», dijo la candidata de Lula en su campaña.

La candidata del presidente Lula tendrá que competir por la presidencia en Brasil en una segunda vuelta, con el postulante del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), José Serra.

Este domingo estuvieron convocados 135 millones de brasileños a las urnas, en un país donde el voto es obligatorio de los 18 a los 70 años de edad, y de los 16 a los 18 años de edad es voluntario.

El actual presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, cuenta con 80% de simpatía entre los brasileños, uno de los factores que fueron decisivos para que su candidata se pusiera a la cabeza en la primera vuelta de la elección presidencial.

(Fuente: CNN-México)