20101005085128-telefonia-celular-cuba.jpg

05/10/2010 0:58:56

Cuba busca extender la telefonía móvil y hacerla más asequible económicamente para la población, pero para ello no subsidiará el servicio, como ocurre todavía con el más de un millón de líneas fijas disponibles en los hogares de la isla.

Los precios ya han comenzado a bajar y«sacar una línea de telefonía móvil en Cuba hace dos años costaba cuatro o cinco veces más de lo que cuesta hoy, mientras que también se han rebajado las llamadas nocturnas.

La política es seguir moviendo las tarifas para poder ir penetrando este servicio en la población pues todavía tiene  precios muy privativos y muy elevados» para el cubano medio.

Mientras la facturación de un teléfono fijo apenas promedia 30 pesos cubanos (1,13 dólares) mensuales debido a las altas subvenciones estatales, los usuarios deben pagar el costo real de la telefonía móviles.

En Cuba ya hay más de un millón de teléfonos móviles, de una población de 11,2 millones. Los teléfonos celulares rebasan ya la cantidad de teléfonos fijos. Las cifras no son todavía las que necesitamos, ni las que necesita el desarrollo económico y social de nuestro pueblo, pero ha habido un movimiento positivo en los últimos dos años y este movimiento va a continuar.

Se busca seguir trabajando en la implementación de tecnologías para ampliar las capacidades de la red móvil, pero no de una manera subsidiada, sino de una manera económicamente rentable y factible, una de las premisas generales seguidas por el gobierno del presidente Raúl Castro en el proceso de «actualización» del modelo económico socialista de la isla.

No se puede montar una cosa a un precio y subsidiarla, porque ya de eso tenemos muchos ejemplos en el país. Tenemos que lograr que las cosas empiecen a ser rentables para que la economía empiece a caminar en un sentido correcto. En la telefonía esto hacer mucho más eficientes las inversiones y bajar el costo por línea” incrementando el número de usuarios.

Montar una línea de telefonía móvil hoy es seis veces más barato que montar una línea de telefonía fija. La época del cobre ya pasó. A medida que montemos más líneas podremos bajar los precios, que la inversión se pueda recuperar más rápido y bajar entonces el costo de operación.

Según cifras oficiales, la señal de la red móvil no llega todavía a 20 de los 169 municipios de la isla, sobre todo en lugares de difícil acceso, aunque la meta para 2010 es que la cobertura abarque a la totalidad de la población. Para los próximos cinco años, el objetivo es llegar a los dos millones de teléfonos celulares.

En los últimos meses, la operadora cubana de telefonía móvil Cubacel ha puesto en marcha además varios servicios agregados, como la posibilidad de llamar a cobro revertido desde el celular o enviar mensajes multimedia MMS a través de la red de datos GPRS.

(Fuente: Cubadebate)