20170108023120-juguetes-de-los-reyes-magos-llegan-por-mar.jpg


sábado, 07 de enero de 2017
8:20:36 p.m. 

Los niños alemanes de Langeoog, una pequeña isla del archipiélago de la Frisia, en el mar del Norte, recibieron miles de pequeños recipientes de plástico de colores, que llegaron flotando con la sorpresa de huevos de chocolate en su interior. 

Para los habitantes de Langeoog fue una sorpresa, pero después sobrevino otra mayor, porque para el festejo de Reyes Magos comenzaron a llegar también hermosos juguetes de Lego desde el mar.

El misterio se reveló pronto: un buque de carga con bandera danesa, que provenía de China y se dirigía al puerto alemán de Bremerhaven había perdido cinco cargas de contenedores de juguetes hace unos días a causa de la feroz tormenta Alex.

El viento y las corrientes marinas hicieron el resto.

Fue muy divertido, especialmente para los niños. Sin embargo, el alcalde de la isla, Uwe Garrels, no ocultó su frustración.

"Esto ya no es divertido. Es muy perjudicial para el medio ambiente y es extremadamente peligroso para los animales. El plástico en el mar es peligroso", apuntó.

(Fuente: ANSA)