20150402114735-una-mano-impresa-en-3d.jpg

 

5:30:07 a.m. 

Abbi Jillians, una niña de cuatro años de edad nació con sólo un dedo pulgar en la mano izquierda, pero ahora gracias a una impresora 3D, tiene una mano "robótica" con la que finalmente puede tomar a su muñeca y cepillarle el pelo. 

Según rescata el Daily Mail en su portal web, Abbi tuvo una operación a los 18 meses de edad, en la que tomaron parte de los dedos de su pie para agrandarle la palma de la mano izquierda, además de sustituir los dedos de los pies con huesos de su cadera. 

Sin embargo, Jullie Jillians, madre de Abbi, dice que ahora está reconsiderando realizar más operaciones a su pequeña debido al éxito que ha tenido la nueva mano prostética. 

Jullie, de 47 años de edad, inició una campaña en línea hace tres meses para tener acceso a una impresora 3D que pudiera imprimir la mano de Abbi, desarrollada por Enabling the Future, sitio web que provee el software y los patrones para imprimir las manos, un equipo que podría ayudar a más niños en situaciones similares en el país. 

Finalmente, el grupo Tavistock ayudó a la madre de Abbi a conseguir el dinero para la impresión, y ahora la pequeña no quiere despegarse de su nueva mano. 

"Es fantástico y simplemente no puede dejar de usarla. Ella quiere usarla todo el tiempo y no puede creer lo que tiene ahora. Todavía está acumulando su fuerza y ​​acostumbrándose a la mano, por lo que no puede sostener nada demasiado pesado", explicó Julie, según cita el portal SWNS. 

"Ella nunca fue capaz de andar en bicicleta antes, pero ahora pueda dar vueltas alrededor de la casa. La tecnología es fantástica. Cuanto más se llega a utilizar, más fuerte se vuelven la muñeca y el brazo. No hay manera de que yo consideré otra operación para ella ahora, esto es simplemente demasiado funcional", aseguró la mujer.  

(Fuente: SLP)