20141005150259-hanoi-festejos-60-aniversar.jpg


8:58:14 a.m.

El presidente de Vietnam, Truong Tan Sang, comenzó rindiendo homenaje a los patriotas encarcelados hace más de seis décadas el programa conmemorativo de los 60 años de liberación de Hanoi, que prosigue hoy con diversas actividades.

Un encuentro de Sang con 400 ex combatientes que pasaron por distintas prisiones del país durante la resistencia a la ocupación colonial francesa marcó esta semana la arrancada de una gran celebración que concluirá el 10 de octubre.

En esa fecha de 1954, el Ejército Popular de Vietnam entró para siempre en Hanoi, acogido jubilosamente por la población después de la victoriosa batalla de Dien Bien Phu, y los acuerdos de Ginebra que restableció la independencia en el norte del país.

Por este motivo las autoridades de la capital abrieron cuatro exposiciones sobre los logros socioeconómicos a través de las seis décadas transcurridas en la hoy moderna metrópoli de seis millones de habitantes que aporta el 10 por ciento del producto interior bruto.

Entre las obras inauguradas para la ocasión destaca una nueva planta de tratamiento de desperdicios sólidos de alta tecnología capaz de procesar 400 toneladas diarias de deshechos a la que seguirán otras iguales previstas con la perspectiva del 2030.

A su vez se dispuso que seis calles más se conviertan en peatonales durante los horarios nocturnos de fin de semana en el casco antiguo de la ciudad para un turismo que crece atraído por reliquias históricas de varios siglos atrás.

La noche del 10 de octubre citadinos y visitantes disfrutarán de un espectáculo pirotécnico desde 20 lugares de la ciudad, principalmente en el emblemático lago de la Espada Restituida, que es como el corazón de los hanoiyenses, el jardín Tay Ho y el estadio nacional.

En Hanoi, el 2 de septiembre de 1945 el presidente Ho Chi Minh proclamó la República Democrática de Vietnam y el 19 de diciembre de 1946 a un llamamiento suyo el ejército y los ciudadanos lanzaron una ofensiva contra los ocupantes franceses.

Después de de ocho años de guerra de resistencia, el 10 de octubre de 1954, las calles de Ha Noi se engalanaban con banderas y flores para saludar a las tropas comunistas liberando la capital.

(Fuente: PL)