20140822015929-curso-escolar.jpg

 

7:54:16 p.m.  

Ena Elsa Velázquez Cobiella, ministra de Educación, afirmó este miércoles en esta ciudad que elevar la calidad y el rigor del proceso docente educativo serán vitales en el  nuevo curso escolar que empieza el primero de septiembre. 

Durante un encuentro con dirigentes del sector y pedagogos, expresó que es necesario cumplir el Lineamiento 145 aprobado en el  VI Congreso del Partido, que llama además a jerarquizar la superación permanente y el enaltecimiento y atención a los profesores. 

En ese sentido puntualizó el papel de la familia y de cada barrio para con los niños y jóvenes, y para lograr una mejor utilización y aprovechamiento de la fuerza de trabajo docente y de las capacidades existentes. 

La titular del ramo expresó que el nuevo periodo lectivo en la educación general tendrá una matrícula de unos dos millones de alumnos, y que no quedará ninguna asignatura por impartirse. 

Todos los centros educacionales organizarán sus horarios para una mejor y mayor formación integral de los educandos, y se mantendrá la doble sesión de clases y la merienda en secundaria básica, agregó Velázquez Cobiella. 

Dijo que los ajustes previstos en el tiempo de la docencia favorecerán a los estudiantes, maestros, monitores y garantizarán la asistencia a círculos de interés, laboratorios, bibliotecas, actividades deportivas, culturales y otras. 

Especificó que no se puede permitir el fraude, el incumplimiento de los planes de estudios y el descontrol de los recursos, y calificó a la escuela como el principal centro de la cultura en cada comunidad. 

Destacó la contribución del Estado socialista a los niños sin amparo filial, quienes reciben atención especial, no solamente en alimentación y aprendizaje, sino también en vestuario y calzado. 

Ricardo Yanes Barreda, director de Educación aquí, informó en la reunión que este territorio posee un déficit de 454 docentes, cifra que será completada mediante contratos con maestros jubilados, monitores y alumnos de las escuelas pedagógicas y de otros centros. 

Indicó que aún faltan por llegar a la provincia varios textos para la enseñanza primaria y otros niveles, y algunos centros carecen de equipos de refrigeración. 

(Fuente: Granma/AIN)