20140328015125-vc-matanzas-hoy.jpg


8:40:59 p.m.

Por Ray Otero 

Villa Clara y Matanzas se enfrentan ahora mismo en la primera de las dos semifinales de la pelota cubana (2-1, a favor de los Naranjas de Ramón Moré), correspondiente a la Postemporada 2014. Se enfrentan el veterano zurdo Robelio Carrillo (6-3-2.37) y el también zurdo Yoanni Yera (10-3-2.45).

Uno de ellos fue pilar en su elenco en la etapa clasificatoria de esta temporada, el otro trata de regresar por sus fueros. Carrillo se ha venido recuperando de una temporada incierta y de lanzar cercano a su forma, pudiera ser un dolor de cabeza para los muchachos de Víctor Mesa.

Entre tanto Yera, como un sorpresivo máximo ganador de su elenco con balance de 10-3 y 2.45 de PCL, de un Matanzas que no lo veía como el principal hombre del montículo a inicios de campaña, se ha convertido en un lanzador a tener en cuenta y pudiera dar el primer triunfo a los Cocodrilos.

Robelio ya se enfrentó esta temporada a Villa Clara, cuando el pasado 16 de febrero se vieron las caras en el propio estadio que acogerá este choque inicial, el Victoria de Girón. En esa ocasión el villaclareño salió mal parado al cargar con el revés 5-3. Robelio inició el choque pero no pasó de la quinta entrada y en general concedió 8 indiscutibles, 5 carreras limpias, con 2 ponches, un boleto y un pelotazo.

Mientras, Yoanni, de sus 10 victorias de esta 53 SN, dos de ellas fueron a expensas del Villa Clara que verá esta noche, pero en total les lanzó tres veces.

La primera vez que enfrentó a Villa Clara fue el 3 de noviembre del pasado año, cuando inició un choque donde no tuvo decisión y que ganó Villa Clara 2-1en el Sandino villaclareño. En esa ocasión Yera completó 4.2 de innings con 4 indiscutibles, una limpia, 2 ponches y 3 boletos.

Los dos restantes choques fueron triunfos categóricos para el zurdo. El primero llegó el 17 de febrero cuando enfrentó al ahora no presente Freddy Asiel en el mismo Girón matancero, y en esa ocasión Yera tiró una joya de pitcheo completando 8.2 de innings con un solitario indiscutible concedido, 7 ponches y un solitario boleto. El zurdo se quedó a un out de completar la, al final blanqueda de 3-0, al sobrepasar el límite de lanzamientos.

Un mes y algo más después, el matancero volvería a ver las caras de los Azucareros, cuando el 16 de marzo, hace apenas 11 días en los predios rivales del Augusto C. Sandino, dominó a Villa Clara 6-1 con otra —excepcional labor de 8 entradas, 4 indiscutibles, una carrera limpia  cuadrangular del receptor Rudeldis García en el 8vo inning— 10 ponches y otro solitario boleto. Precisamente desde ese día el matancero no ve acción, y esto sería lo único que los villaclareños pudieran tener a su favor.

En total para Yera su labor ha sido más que dominante ante los villaclareños, con 21.1 innings lanzados, 9 solitarios indiscutibles concedidos, dos carreras limpias, 5 boletos y 19 ponches. Casi nada.

Entre tanto, el líder de los lanzadores de la temporada cubana, el zurdo Yasmany Hernández (7-5-1.66), pudo también haber sido el hombre de Villa Clara para este choque inicial, y digo pudo, pues la premura que se ha tenido para el inicio de esta Postemporada —nunca antes vista y sobre todo cuando uno de los elencos aún estaba por definir su boleto—, ha afectado sobremanera el espectáculo de este choque inicial, en donde los mejores lanzadores de ambos conjuntos debían verse las caras.

Así lo ha manifestado el propio mentor de los vigentes Campeones de Cuba, que ha mostrado su inconformidad con la decisión de la Comisión Nacional, y ha incluso dejado ver que realmente no se explica si esta «busca beneficiar a alguien» con este mandamiento.

Lo cierto es que este departamento de pitcheo, en donde los dos equipos sin duda andan muy parejos, se presenta ahora con ligera ventaja para los pupilos de Víctor Mesa, al Villa Clara haber perdido a su estrella, el derecho Freddy Asiel Álvarez, llegar sus mejores cartas sin prácticamente descanso y por demás, el elenco poseer un relevo más debilitado que el de los Cocodrilos. Veamos a cada elenco.

Los contendientes

En términos de PCL, los Campeones de Cuba lo hacen mejor, con un 3.21 por el 3.50 de los matanceros, en otros renglones colectivos de esta área los dos contendientes andan bien cerca, sin embargo, en el departamento de los jonrones permitidos, la diferencia es enorme a favor nuevamente de los titulares de Cuba, quienes solo han concedido 39 cuadrangulares por 67 los matanceros, al final, en este departamento Matanzas fue el peor de la etapa clasificatoria junto al pálido Santiago de Cuba.

Ofensivamente una vez más los números tienen muy cercanos a ambos contendientes. Mientras Matanzas lo hizo mejor en tres de los más importantes aspectos del bateo, AVE/OBP/SLG con .294/.384/.418 por el .283/.368/.387 de los villaclareños, estos últimos resultaron el mejor elenco robando bases, con un total de 65 estafas por solo 36 Matanzas, ambos aspectos bien podrían definir el estilo a usar por los mentores en esta semifinal.

Por último colectivamente el fildeo se ha manifestado también de una forma similar, .973 para Villa Clara por el .977 de Matanzas, pero en un área vital como las estafas, la receptoría de los Cocodrilos luce muy expuesta, con 49 robos permitidos en 78 intentos. En este aspecto, Villa Clara siempre ha sido temida, y esta serie no dejó de ser la excepción, con solo 53 intentos de robo de los rivales, Villa Clara fue el elenco al que menos le trataron de estafar, siendo sus receptores capaces de capturar a 26 hombres.

Un detalle también llamativo de la defensa de ambos lo indica la cantidad de «double plays» que han facturado los equipos. En este aspecto Villa Clara parece mucho más seguro con un total de 134 doble jugadas realizadas, por solo 95 de Matanzas, el peor de todo el torneo.

Individualmente la ofensiva

Las individualidades, en ambos contendientes, pudieran hacer la diferencia. Para el pitcheo de Villa Clara será un reto atravesar una de las más completas baterías del torneo, que incluye a cuatro hombres que terminaron la temporada por encima de los .300, Ariel Sánchez (.341), José M. Fernández (.326), Yadiel Hernández (.323) y Dainer Moreira (.301). Entre ellos conectaron 384 indiscutibles, dispararon 26 cuadrangulares, remolcaron 187 carreras y además, manejaron un total de 191 boletos para el conjunto.

Pero también las caras del ahora relegado Guillermo Heredia, Víctor V. Mesa, el recuperado Yariel Duke, Lázaro Herrera y Yurisbel Gracial, más un banco que tiene de todo un poco incluyendo un veterano como es Eriel Sánchez, hace a Matanzas el equipo con mayor profundidad ofensiva de todos los contendientes.

Villa Clara, en el otro lado, también tiene lo suyo. Si Matanzas puso a cuatro hombres entre los primeros bateadores del torneo, ellos incluyeron a tres, Yordanis Linares (.329), Andy Zamora (.320) y lastimosamente el lesionado Yulexis la Rosa (.315). Pero algo si es cierto, Villa Clara, con una fuerza no tan pareja como el Matanzas, tendrá mucho que basar su ofensiva en tres importantes bateadores como son Ramón Lunar  (.274 AVE con 7 HR y solo 23 remolques), el veterano Ariel Borrero  (.284 con 39 impulsadas), y Yuniet Flores (.290 y 25 remolcadas).

Junto a ellos, otros tres importados deben resultar vitales en las aspiraciones del mentor Moré de revalidar la corona, son ellos William Luis Campillo, máximo jonronero del elenco con 8 e impulsor de 34, Yorbis Borroto, .280 de promedio y 36 traídas para el plato y el receptor Rudeldis García, con .290 ofensivo y 32 remolcadas. Como hablamos del juego de velocidad de los Azucareros, pues decir que dos jugadores llevan la voz cantante en este aspecto, me refiero a Flores con 18 robos como máximo estandarte del elenco y Yordanis Linares, quien además de encabezar las impulsadas con 49, estafó 12 almohadillas en el proceso, en lo que ha resultado su mejor año. Dos hombres nunca deben ser despreciados en este elenco, Andy Sarduy y Yeniet Pérez, ambos han ayudado con su quehacer al campo y al bate, a más de una victoria de los titulares de Cuba.

El pitcheo

Si algo bien pudiera hacer la diferencia en esta semifinal es el pitcheo. Matanzas posee cuatro hombres que mucho aportaron a la causa, Yoannis Yera (10-3-2.45), Yoelkis Cruz (7-6-3.05), Joel Suárez (6-7-3.77) y Yaniel Blanco (7-2-4.00), todos en su mayoría como abridores, mientras en el área que de verdad Matanzas luce mucho mejor a Villa Clara, la del relevo, los nombres de Félix Fuentes (4-1-1.49 y 13 JS en 35 JR), Maikel Martínez (8-2-3.74 en 27 JR) y Lázaro Blanco (9-6-2.77 en 19 relevos), deben llevar el liderazgo. Para Víctor, la baja de Carlos Juan Viera (6-3-3.03 con 13 JS en 38 salidas en este rol), resulta crítica, y esperemos no se note su ausencia con la actuación de los hombres disponibles.

Para que se tenga una idea de la profundidad del relevo de los Cocodrilos —algo en lo que Víctor ha trabajado hasta la saciedad y por lo que también ha recibido críticas— ningún otro elenco puede igualar a los matanceros en esta área, que los vio aportar balance de 26-9 (.743) con 24 salvamentos al elenco. O sea, un total de 50 victorias pasaron por las manos de los «bomberos» de la Ciénaga. Para cimentar esta realidad, agreguemos que el relevo matancero fue el mejor en PCL con 3.48 y al que menos le batearon los rivales, solo .258. ¿Cuál fue el aspecto negativo de los relevistas matanceros?, los 32 batazos de vuelta completa permitidos en 144.1 entradas de trabajo.

Por su parte Villa Clara contará con también cuatro hombres para las aperturas como son el derecho Ismel Jiménez (10-8-2.45), el zurdo Yasmani Hernández (7-5-1.66), otro zurdo en el veterano Robelio Carrillo (6-3-2.37) y el derecho Yasmani Hernández Rojas (6-6-4.05), este último quien pasó del rol de relevo al de las aperturas, con la sanción de Freddy Asiel, por lo que en esta Postemporada bien pudiera ser alternado entre ambas funciones. De ellos, Ismel y Carrillo poseen experiencia de 9 Postemporadas, y esto resultará vital si el zurdo es capaz de lanzar al menos a media máquina. Entre tanto, si otro zurdo como Yasmani Hernández es capaz de imitar lo hecho por el ahora «extranjero» Misael Siveiro en la pasada contienda, entonces podremos decir que Villa Clara estará de a lleno en la pelea por repetir su corona.

Villa Clara no fue glamoroso en el aspecto del relevo, pero tampoco resultó este una catástrofe. Es verdad que fue el cuarto entre todos los elencos que menos victorias aportó, solo 15, y que además le batearon para .271. Pero los relevistas Azucareros tuvieron el segundo mejor PCL del torneo con 3.88 —empatados con Holguín—, resultaron los que menos boletos regalaron con solo 103 y el segundo equipo que menos cuadrangulares concedió, 17.

Pronóstico

Como he expuesto, Villa Clara y Matanzas lucen dos elencos similares, ambos poseen de todo un poco en sus alineaciones para desestabilizar al contrario, pero a mi entender, el pitcheo de relevo será la clave en esta semifinal y es por eso que mi pronóstico va a favor de un Matanzas que en esta área a sido superior no solo a Villa Clara, sino a todos su rivales. Matanzas 4-2 sobre Villa Clara.

(Fuente: www.baseballdecuba.com)