20140327115555-more.jpg


6:47:15 a.m.

Ramón Moré, manager de los actuales campeones de la pelota cubana no consigue pasar página de la decisión que dejó fuera a su as del pitcheo, Freddy Asiel Álvarez. Sabe que el de Corralillo le hará falta para defender el banderín. Pese a la confianza de que dirige un equipo grande, que no cree en inventadas maldiciones y otras bien intencionales, está consciente que la tarea en terreno matancero es difícil. Pero Moré quiere hablar de la justicia, una palabra que le ha tocado mirar de lejos esta temporada.

El que conozca de ajedrez sabe que sin torre y sin dama no se puede jugar una partida. Nosotros tuvimos que jugar 22 partidos sin la torre, Ramón Lunar, nuestro tercer bate que había producido 60 carreras en 55 choques. Hemos jugado 27 partidos sin la dama, el principal pitcher del staff, y para males mayores hemos jugado los seis últimos partidos sin un caballo, ¿qué manera de jugar ajedrez tan mala?.

«Por eso este ha sido un resultado y un mérito a la justicia, porque recuerdo la despedida de duelo a los mártires de Barbados, cuando Fidel dijo: "Cuando un pueblo enérgico y viril llora la injusticia tiembla, y Cuba entera está temblando por Villa Clara».

«Y no vamos a pensar que porque clasificamos ya terminamos, nosotros vamos a buscar el campeonato, es nuestro interés y la decisión de este grupo. No vamos a Matanzas a pasear, vamos a defender el campeonato».

«Otra injusticia, nunca se han empezado las semifinales al otro día de terminar la etapa regular, jamás. Parece que todo se concentra en que el equipo de Villa Clara tiene que perder, y no, que nadie se crea ese cuento. Vamos a demostrar que los villaclareños no se rinden nunca. Que pase lo que pase, que sigan haciendo ellos lo que están haciendo. No sé a quién están apoyando, ni me interesa..., yo no estoy para criticar a nadie. Mi interés es la dirección del Villa Clara y seguir adelante».

De la rotación del pitcheo, Moré aseguró la presencia de Robelio Carrillo en la lomita para el choque inicial, y según lo que suceda la otra carta sería Yasmany Hernández Romero. El objetivo villaclareño es dividir honores en terreno de Cocodrilos.

(Fuente: Vanguardia / Mayli Estévez)