20110806060822-dscf5963.jpg

 

 

06/08/2011 12:05:04 AM

 

 

Por Héctor Darío Reyes

(Especial para la Tecla con Café)

 


Cuando en la primavera del 2000 nos reunimos varios «socios» para fundar una banda, yo jamás pensé que esta iba a generar a Cry Out For; devenida una de las agrupaciones roquera más importante del panorama musical cubano en la actualidad. En aquella época cada uno de nosotros había encontrado un camino a seguir y no creí que continuaríamos las correrías «friquis» de mediados de los años 1990.


El caso fue que nació EsKarcha. Con Yoanis Sánchez en la voz, los Humbertos «el Hielo» Rodríguez y «Cartucho» Martínez como iniciadores en las guitarras; hacía falta un bajista y un bateras. Entonces recordé a Harold Pérez e Idalberto Machado, ambos de la tropa del Yabú 3 que llevaban tiempo fajaos con «los hierros». Eskarcha, una agrupación con un estilo propio que mezclaba el alternativo, el trash metal, hip-hop y punk rock, que después de un tiempo de trabajo fue definiendo su estilo hacia el new metal. Y reconozco, siguió a otras del patio pero cuyo discurso tenía más que ver con el panorama actual de la época. Aún recuerdo los alaridos de Idalberto cuando recordaba que «¡Kosovo está…en llamas!»

Después de años de trabajo continuo y estable, logrando un público seguidor, algunos de los músicos abandonaron el proyecto.

Refiere el sitio Ciudad Metal que al entrar nuevos integrantes comenzaron a tener una sonoridad y estilo vocal diferente. Es cuando en el primer concierto, el 23 de marzo del 2004, con una nueva alineación, nació Cry Out For manteniéndose en la línea de las mezclas, pero esta vez con nuevas influencias. El trabajo actual ha sido muy espontáneo. Uniendo géneros como, black metal, heavy metal, gótico, death metal y otras influencias, lo que hace que tengan un estilo auténtico y de gran aceptación en sus presentaciones.

Roberto Reyes, en su Trastienda Musical, refirió sobre Cry Out For como fuentes tan diversas resultan en una obra sólida y sin fisuras. «Desde sus inicios la agrupación se caracteriza por ofrecer frecuentes conciertos, que han recibido tanto los elogios de los seguidores del metal como de la crítica especializada»

Cry Aut For pues, navega actualmente por el panorama musical cubano con buen viento y contra las mareas. Sus integrantes actuales han tenido suficiente presentaciones y apariciones en la escena rockera cubana y escenarios turísticos como para ser conocidos y seguidos por varios idiomas.

«Fanzines», programas de radio y TV ha reseñado a Cry Out For con aceptables críticas. Más de cincuenta presentaciones a lo largo de la isla avalan su música.

Fue la primera banda no habanera que se presentó en el Maxim Rock. Importante escenario del género en la isla. En esta presentación Humberto Martínez tocó durante casi una hora y se escucharon piezas incluídas en su primer demo «No mientas a tu corazón», e incluyó Covers como «The final countdown» de la agrupación ochentera Europa.

Además, en la Gala de Premiación del programa televisivo Cuerda Viva, en 2007, obtuvieron el Premio a la Mejor Banda Novel de Cuba, primera vez que un piquete de la Ciudad Metal alcanza un premio de este tipo.  

Once años después, ya pasadas las correrías frikis, cuando ya EsKarcha no es sino una huella rockera, Cry Out For ha devenido una de las más importantes agrupaciones de la escena nacional. Nacida como un grito en medio del movimiento, Cry Out For es un Rock de los que se piden a gritos.