20100712052215-1.-e-delbosque-300x300.jpg

Finalmente España cumplió los pronósticos con los que llegó a la copa del mundo y tras un durísimo partido ante Holanda, la Furia terminó superando 1-0 a la Naranja Mecánica para proclamarse por primera vez en su historia campeón del mundo de la FIFA.

Vicente del Bosque, técnico español, aseguró que el país entero se merecía este título mundial y que la coronación del equipo de fútbol trascenderá en otros ámbitos de su nación: "Ha sido una gran alegría la que hay en el vestuario, ha sido difícil pronunciar palabras dentro del ambiente que había, todos estamos contentísimos, y yo creo que el país en general se merece este premio, este campeonato del mundo. Esto se sale de lo meramente deportivo, vamos a celebrarlo bien, con los públicos de toda España que nos han apoyado muchísimo y estamos felices de haberles podido dar este triunfo».

En conferencia de prensa desde el Soccer City, Del Bosque felicitó a Holanda, más allá del exceso de rudeza que imprimieron los tulipanes, pues lograron neutralizar el gran fútbol de la Furia:
 
«Estoy obligado a felicitar a nuestro rival porque nos ha hecho un partido muy difícil, nos ha maniatado, no nos ha dejado jugar con comodidad, y que creo que hasta el momento que Arjen Robben falla la clara ocasión, hasta ahí, España pudo imponerse. Quiero felicitarlos de verdad porque son subcampeones del mundo y ha sido un partido muy intenso». Y agregó que su equipo no lució como en otras ocasiones porque Holanda los complicó muchísimo: «Si no jugamos bien nosotros ha sido por mérito del equipo rival, pero aguantar 90 minutos al ritmo que impuso Holanda era demasiado, habían hecho un gran desgaste físico y sólo les quedaban fuerzas para contraatacarnos, pero ya el dominio del partido estaba de nuestra parte».

Sobre la decisión de sacar a David Villa y Xabi Alonso, especialistas en el cobro de tiros penales cuando la posibilidad de que el partido llegara a esas instancias, Del Bosque explicó: «Claro que se pensó en todo eso, pero también pensamos que no podíamos perder altura porque ellos estaban preparados para que cada falta que había meternos el balón arriba y tenía miedo de hacer el cambio por la pérdida de esa altura, pero creo que Cesc Fábregas coincidió con ese cansancio de Holanda y pudimos encontrar más espacios».

Finalmente, Vicente Del Bosque agradeció a sus jugadores, a quienes dio todo el mérito de este logro histórico para el balompié español: «Tenemos unos jugadores fantásticos que se han sabido sobreponer a un primer tiempo complicado, y creo que hicimos un segundo tiempo en el que merecimos el triunfo. Hoy es un día feliz, todo esto es magnífico, hemos trabajado 50 días sin ningún incidente, ningún suceso desagradable, y eso es para sentirse muy contentos; estos jugadores tienen principios y unos valores importantísimos para España», concluyó.

(Fuente: EFE)