El primer ministro chino, Wen Jiabao, advirtió que el país sigue enfrentando diversas incertidumbres a pesar de los signos de recuperación económica, y aseguró que el gobierno seguirá aplicando las actuales políticas macroeconómicas.

Wen hizo la advertencia luego de que el presidente de la Reserva Federal estadounidense, Ben Bernanke, declarara el viernes que ha empezado la recuperación económica estadounidense, lo cual impulsó la confianza de los consumidores en todo el mundo e hizo crecer los precios de las acciones y del petróleo crudo.

"Todavía hay un gran número de factores inestables e inciertos y la coyuntura económica se perfila crítica en el futuro, aunque tanto la economía global como la nacional están mostrando señales positivas", subrayó Wen durante una visita de inspección a la provincia oriental china de Zhejiang entre el sábado pasado y hoy lunes.

El primer ministro sostuvo que han surgido cada vez más signos positivos en la evolución económica del país, pero resaltó que la recuperación de la economía nacional todavía es "inestable, desequilibrada y no está consolidada", por lo que subrayó que no puede caerse en un optimismo ciego.

El presidente chino, Hu Jintao, afirmó el 23 de julio que se mantendrán las políticas macroeconómicas existentes, una semana después de que se publicaran las estadísticas económicas del segundo trimestre, durante el cual el país registró un repunte del crecimiento económico.

Wen hizo unas declaraciones en el mismo sentido el 27 de julio durante una visita a la provincia nororiental china de Jilin. En ellas, el primer ministro reiteró que el país mantendrá su política fiscal proactiva y la política monetaria moderadamente expansiva para lograr un crecimiento económico sostenido.

En su explicación el fin de semana, Wen dijo que persisten grandes incertidumbres y que la demanda de exportación sigue siendo baja, y que podría permanecer así durante un largo periodo.

"El desarrollo económico del país sigue careciendo de vitalidad interna para enfrentar la crisis, porque el apoyo político sigue siendo un importante promotor del crecimiento económico", dijo.

La debilitada demanda externa también está creando excesiva capacidad en algunos sectores, lo cual será un gran obstáculo para una recuperación del crecimiento industrial y económico, dijo Wen.

"También es difícil ampliar significativamente la demanda interna en el corto plazo", afirmó. "Algunas políticas de corto plazo podrían ser menos efectivas con el paso del tiempo porque se requiere cierto tiempo antes de que puedan ponerse en vigor políticas de mediano y de largo plazos.

"Por lo tanto, nuestra máxima prioridad sigue siendo mantener las políticas macroeconómicas por un crecimiento estable y relativamente rápido", dijo Wen. "No podemos permitirnos ningún relajamiento ni vacilación al hacerlo.

METAS DE LARGO PLAZO

Wen dijo que el gobierno ha sido capaz de revertir el descenso del crecimiento rápidamente con medidas de estímulo oportunas y decisivas y que la economía nacional se está recuperando, especialmente desde el segundo trimestre, y que las expectativas del mercado han mejorado y la confianza de los inversionistas ha crecido.

"Estos son resultados que se han conseguido con muchos esfuerzos", dijo Wen. La tercera mayor economía del mundo reportó un crecimiento de 7,9 por ciento en el segundo trimestre, lo que impulsó el índice de crecimiento del primer semestre a 7,1 por ciento, después de que el masivo paquete de estímulo y el préstamo récord impulsaran una recuperación del peor crecimiento en una década.

Las medidas de estímulo de China, anunciadas en noviembre del año pasado, incluyeron un paquete de 4 billones de yuanes (585.000 millones de dólares USA) cuyo gasto se ampliará hasta fines de 2010.

Wen subrayó que las medidas de estímulo también están dirigidas a metas de largo plazo, tales como la reestructuración de la economía.

Los planes de estímulo también están destinados a ampliar la demanda interna, a fin de impulsar la economía hacia un desarrollo más equilibrado y sostenido, promover la reestructuración industrial, impulsar la innovación tecnológica y mejorar significativamente la cobertura de seguridad social.

"En el centro de los planes del paquete de estímulo se encuentra una solución a los problemas estructurales en la economía china, una aceleración de la transición en el modo de crecimiento y la promoción del crecimiento económico, al mismo tiempo que se mejora la calidad del desarrollo económico", dijo.

(Fuente: Xinhua)