20090217032920-con-chavez...-small-.jpg

Sin dudas que el «Sí» del pueblo venezolano al referéndum del domingo 15 de abril para aprobar la reelección ilimitada de cargos públicos, constituye una nueva etapa para la revolución bolivariana, y de hecho la profundización de los logros sociales y la lucha contra la exclusión y la pobreza.

 

Desde el balcón del Palacio de Miraflores el mandatario agradeció a Dios «esta victoria, limpia, transparente y contundente del pueblo venezolano» ante cientos de partidarios.

A su juicio, es imposible que la tendencia victoriosa del «No» sea revertida, y destacó que su victoria supone un triunfo para la Constitución Bolivariana y para el pueblo venezolano, a quien felicitó por permanecer durante 25 horas «batallando» para dar un ejemplo al mundo.

Venezuela participó de forma masiva en esta consulta popular para pronunciarse sobre el futuro del presidente y la mayoría lo hizo para darle su apoyo. La enmienda sobre la reelección ilimitada fue aprobada por un 54,36% de los votos frente a un 45,63 por ciento que votó en contra, con una participación del 67,05 del electorado, y la abstención resultó inferior al 27%, la mitad que en las elecciones de 2000, cuando Chávez salió reelegido.

Fidel y Evo fueron los primeros en felicitar a Chávez. El líder cubano envió una carta al bolivariano en la que expresó sus felicitaciones para todo el pueblo venezolano «por una victoria que por su magnitud es imposible medirla».