20080717190709-castro-garcia-marquez.jpg

Gabriel García Márquez, nunca había visto "tan cariñoso" a Fidel Castro como la semana pasada, cuando mantuvo una reunión de más de cinco horas con él, según comentario de las agencias de prensa extranjera radicadas en Cuba, quienes difundieron la noticia como si el encuentro hubiera sido entre Dios y el Diablo.

"Tengo la impresión de haberlo conocido ayer. Nunca, lo había visto así, tan cariñoso", señala hoy el periodista Gabriel Molina en un artículo publicado en el diario oficial Granma, en el que cuenta las impresiones de García Márquez y su mujer, Mercedes Barcha, tras el encuentro que sostuvieron el pasado miércoles con Castro.

Según la agencia de prensa francesa, la esposa del escritor afirmó que en ese encuentro el líder cubano, que el mes próximo cumplirá 82 años, "estaba cariñoso y relajado" y "se habló de todo... de Birán", el pueblo natal de los Castro, en la provincia oriental de Holguín.

En sus Reflexiones, publicado el jueves en la página digital Cubadebate, Fidel afirmó que las cinco horas y media que pasó con el Nobel y Mercedes Barcha fueron "las más agradables" desde que enfermóhace ya dos años. 

"Lo que escribió Fidel me dejó frío", señaló García Márquez en el encuentro que sostuvo con el periodista cubano y otras personas, y agregó que Castro habló "de muchos temas con muchísima profundidad y lucidez".