20161026181623-ministro-venezolano-de-energia-eulogio-del-pino.jpg


12:20:41 p.m.

EE.UU. planea perjudicar a países como Venezuela, Irán y Rusia desestabilizando los mercados petroleros, denuncia el ministro venezolano de Energía. (Foto: El ministro venezolano de Energía, Eulogio del Pino, presenta un discurso durante el 23º Congreso Mundial de la Energía en Estambul, Turquía, 11 del octubre de 2016).

“Washington puso en práctica estrategias con fines políticos, económicos y comerciales para perjudicar a Venezuela, Irán y Rusia, y por ello fomenta e incentiva la especulación en los mercados petroleros a través de sus agentes”, afirmó ayer martes Eulogio del Pino, para luego destacar que EE.UU. busca inundar el mercado con el crudo más barato. 

Al acordar en septiembre la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) una reducción de su producción, señaló el ministro, el Gobierno de EE.UU. inició una serie de acciones tales como publicar rumores sobre posibles cambios en la Reserva Federal estadounidense con el fin de influir en el valor del dólar e, indirectamente, en el precio del petróleo.

“Estos son los últimos intentos del presidente estadounidense, Barack Obama, de salir y quebrar la resistencia de países como Venezuela, Irán y Rusia”, apuntó.

Todo ello pone de relieve cómo, para Washington, los fines políticos están por encima de cualquier consideración comercial, observó Del Pino al explicar cómo inundaron los mercados los estadounidenses con una de sobreproducción, a costa de sacrificar sus propias empresas.

Los países de la OPEP llegaron el pasado 28 de septiembre, en una cita informal en Argelia, a un acuerdo para recortar la producción de petróleo, desde los actuales 33,24 millones de barriles diarios a 32,5 millones.

Sin embargo, los niveles de producción de cada país miembro están todavía pendientes de confirmarse en la próxima reunión de la OPEP, prevista para el próximo 30 de noviembre en Viena (capital de Austria), cuando también se anunciará la fecha de la entrada en vigor del acuerdo.

Por su parte, Irán y Rusia han mostrado en reiteradas ocasiones su disposición a unirse para estabilizar el mercado del petróleo y congelar la extracción, después de que se acuerde en la OPEP.

El acuerdo de septiembre se concretó después de meses de rechazo de varias potencias como Estados Unidos y su principal aliado en la OPEP, Arabia Saudí, a realizar recortes, pese al desplome del hidrocarburo en los mercados.

(Fuente: HTV)