20160905141221-london-tokyo-properties.jpg

 

8:12:52 a.m. 

El gobierno japonés amenazó con retirar de Londres a las empresas de su país y mudarlas a Europa continental si las leyes del bloque europeo quedan sin aplicación en el Reino Unido.

La advertencia fue publicada en un documento oficial de la cancillería nipona, de 15 páginas, en relación al nuevo panorama que se abre tras el Brexit, dispuesto por Gran Bretaña en el referendo de junio pasado.

"Las empresas japonesas que tienen su cuartel general en el Reino Unido podrán decidir trasladar sus sedes a la Europa Continental si las leyes de la Unión Europea dejan de aplicarse en el Reino Unido", dice el documento.

Además invita a la premier británica, Theresa May, a actuar "de modo responsable para minimizar los impactos negativos sobre las empresas japonesas".

La referencia alude a aquellas firmas que fueron "en algún caso invitadas por el gobierno" de Londres y que "invirtieron en el Reino Unido, visto como puerta de paso a Europa".

"Pedimos con fuerza que el Reino Unido considere seriamente" los efectos de la salida de la Unión Europea y "aplique medidas para incentivar las inversiones, entre las cuales la disminución de la reglamentación para hacer del país un destino todavía atractivo para las inversiones".

El documento agrega que para que ello sea posible, "es necesario que las negociaciones entre el Reino Unido y la Unión Europea sean completadas lo antes posible para confirmar la libertad de movimiento de los trabajadores de las empresas japonesas".

Los mayores riesgos están dados para los bancos, que se trasladarían al Continente si el Reino Unido pierde el "pasaporte financiero".

También están en peligro las automotrices Honda, Nissa y Toyota que tienen plantas en suelo británico y temen aumentos de costos.

No se descarta que se traslade también la industria farmacéutica, en el caso de que la Agencia Europa para la Medicina se retire de su sede en Londres. 

(Fuente: ANSA)