20160716030015-reconocido-cantinero-argentino.jpg

 

9:07:44 p.m. 

El cantinero argentino Christian Delpech conquistó en Cuba el título de Rey del Daiquirí, competencia organizada por el legendario bar restaurante el Floridita, uno de los más famosos del país y reconocido en el exterior. 

En la octava edición de esa lid, que por segundo año consecutivo se realizó con carácter internacional, Delpech resultó ganador entre los 10 bármanes concursantes de seis naciones, incluida la mayor de Las Antillas, quien ha sido 19 veces campeón mundial en la modalidad de flair. 

Durante toda mi carrera he participado en alrededor de 70 competencias internacionales en 35 países, pero sin lugar a dudas esta es la más especial, dijo a la prensa el argentino, tras recibir hoy el premio en el emblemático establecimiento, sito en el corazón de La Habana. 

Manifestó orgullo por el reconocimiento, fundamentalmente por ser en Cuba, a la cual tiene un cariño particular. 

A este evento, que pretende estandarizar la preparación del cóctel clásico cubano, Delpech asistió por primera vez el año pasado y obtuvo el premio por la mejor presentación. 

Los nacionales Fabián Ramos y Mario Luis Acosta obtuvieron el segundo y tercer lugar en la actual edición, donde participaron, además, representantes de Canadá, Estados Unidos, México y Panamá. 

Con 12 años dedicados a la coctelería, el joven Ramos, trabajador del restaurante particular El Divino, expresó emoción por seguir la tradición del fallecido Constantino Ribailagua, creador de la cantina cubana. 

Celebrada en medio de los festejos por los 199 años de existencia del Floridita, desde este jueves la competencia consistió en preparar tres cocteles clásicos y dos frutales, evaluados por un jurado técnico y de expertos. 

En la ceremonia de premiación José Rafa Malem, presidente de la Asociación de Cantineros de Cuba, otorgó a Ariel Blanco, director del Floridita, y a otros trabajadores del centro la condición de miembro de honor, conferida a quienes apoyan el desarrollo de la cantina en el país. 

Fundado bajo el nombre de La Piña de Plata en julio de 1817, ese bar restaurante figuró entre los siete más famosos del mundo en la década de los años 50 del pasado siglo. 

(Fuente: ACN)