20150830010511-julian-assange.jpg


6:59:53 p.m.

El fundador de la página de denuncias Wikileaks, Julian Assange, expresó hoy temor por su posible asesinato, en caso de abandonar la embajada ecuatoriana en esta capital, indicó la prensa capitalina.

Assange, quien se alojó en la citada misión diplomática en junio de 2012, declaró al diario The Times que temía por su vida, en medio de negociaciones entre Reino Unido y Suecia para realizarle interrogatorios en la delegación diplomática del país suramericano.

El dirigente de Wikileaks, que publicó cientos de documentos sobre el intercambio de diplomáticos de Estados Unidos y vídeos de crímenes cometidos por tropas de ese país, afirmó que recibió amenazas de bomba y de asesinato.

Por ello, hace varios años me es imposible salir afuera para tomar aire fresco y luz. Solo asomarme al balcón crea serios problemas de seguridad, afirmó.

La entrada de Assange a la embajada ecuatoriana, se produjo después de un largo proceso judicial, en el cual las autoridades británicas aceptaron entregarlo a Suecia, donde fue acusado de supuestos abusos sexuales, algo que el especialista informático siempre desmintió.

El costo del operativo policial organizado por los británicos para vigilar los movimientos del fundador de Wikileaks asciende a 15 millones 420 mil euros, destaca la prensa capitalina.

Las autoridades suecas retiraron acusaciones menores contra el informático australiano que proscribieron, aunque mantienen la de acoso sexual en menor grado, cuya vigencia expira el 17 de agosto de 2020.

Pero el fundador de Wikileaks denuncia que las acusaciones por delitos nunca cometidos por él son solo un pretexto para llevarlo a Suecia, cuyo país podría extraditarlo a Estados Unidos, donde sería condenado a muerte.

Las revelaciones de la mencionada página pusieron a Washington en una posición incómoda al conocerse no solo las artimañas para actuar contra sus enemigos, sino también la verdadera opinión y las acciones que realiza en relación con sus aliados.

(Fuente: PL)