20150523054357-zona-especial-de-desarrollo.jpg


11:27:34 p.m.

Cinco empresas foráneas fueron aprobadas este año para radicarse en la Zona Especial de Desarrollo Mariel (ZEDM), las que se suman a la Terminal de Contenedores inaugurada en 2014, informó este viernes una fuente oficial. 

Hasta la fecha “hay seis empresas aprobadas, cinco de ellas de inversión extranjera cien por ciento, cuyo objetivo fundamental es la producción de bienes en la zona”, aseguró Ana Teresa Igarza, directora general de la entidad.

La ejecución de estas obras se prevé demoren entre ocho meses y un año, por lo que empezarán a producir en el primer semestre del 2016, añadió durante el Simposio internacional sobre Desarrollo del Comercio y los Servicios, que concluyó este viernes en el Palacio de Convenciones de La Habana.

Igarza comentó que las empresas aprobadas están relacionadas con las ramas agroalimentaria, industria en sentido general, electrónica, ligera, química, y de los servicios de transportación y de talleres. 

Agregó que estas entidades manifestaron su voluntad de participar, de conjunto con la ZEDM, en la próxima edición de la Feria Internacional de La Habana, para promocionar sus producciones, que empezarán a rendir frutos el próximo año. 

“Será un momento propicio para conocerlas, poder interactuar con ellas, y además conocer cuáles son sus producciones y poder insertarlas dentro de la cadena, tanto mayorista como del comercio en sentido general en el país”, subrayó.

Ahora, dijo, están concentradas en su constitución, en todo el andamiaje que requiere y también en el inicio de las inversiones.

La del Mariel es la primera Zona Especial de Desarrollo de Cuba, creada por el Decreto Ley No. 313, del 19 de septiembre de 2013, como un área del territorio nacional bajo un régimen específico. 

En ella se promueve la producción de bienes y servicios de valor agregado, que incorporen: tecnologías limpias y modernas, innovación, concentración industrial, sustitución de importaciones, generación de exportaciones y fuentes de empleos de calidad, todo ello en articulación con el resto de la economía.

La ZEDM se proyecta como una plataforma productora de bienes y servicios diversificados, que brinde una contribución significativa a la cadena de abastecimiento del mercado interno, con ofertas de alta calidad y eficiencia en los costos.

A partir de las producciones que genere esta zona, con participación de la inversión tanto extranjera como nacional, se puede enriquecer la cartera actual de proveedores y sustituir de manera efectiva las importaciones, destacó Igarza.

(Fuente: Cubadebate/ PL)