20150416131834-pilotos-hacker.jpg

 

7:11:44 a.m.

Centenares de compañías aéreas corren el riesgo de ser atacadas por piratas informáticos, en particular aquellas aeronaves de última generación, advirtió hoy un informe realizado por los investigadores del Government Accountability Office, la agencia del gobierno federal estadounidense.

De acuerdo a la denuncia, las computadoras de los aviones pueden ser violadas y hasta desactivadas a través de redes Wi-Fi que se brindan a bordo.

Uno de los autores del informe, Gerald Dillingham, afirmó a la cadena CNN que entre los aviones que están en riesgo se destacan los modernos Boeing 787 Dreamliner y los Airbus A350 y A380.

Se trata de aparatos aéreos cuyas cabinas de la tripulación utilizan el mismo sistema de red sin cableado.

El informe subraya que no solo las computadoras de abordo pueden ser hackeadas, sino también las que estén usando los pasajeros durante los vuelos.

Si bien la conexión entre el espacio de los pasajeros y los sistemas de control del avión está fuertemente protegida mediante un firewall, los expertos aseguran que esta medida de seguridad puede ser burlada.

Fuentes vinculadas al aerotransporte estadounidense indicaron que las conclusiones del informe representan una nueva preocupación a las que ya tienen las aerolíneas respecto a temas vinculados con la seguridad. En particular los temores que genera el terrorismo.

Los datos que más impactan del informe son los que explican de que manera cualquier persona, mediante el uso de una computadora portátil que esté vinculada a una red Wi-Fi, puede atacar tecnológicamente a un avión, insertar un virus que se extienda por los comandos y hasta secuestrar la aeronave.

¿Qué pasaría si alguien enviara un correo electrónico con un virus a todas las computadoras que estén encendidas a bordo del avión? ¿Se pueden apagar de esa forma todos los sistemas de navegación? se preguntan los expertos en aeronavegación de Estados Unidos.

Lo que facilita la tarea de los piratas informáticos son las actuales conexiones Wi-Fi disponibles en gran parte de los aviones comerciales.

"Estos sistemas son muy abiertos", explicó Rubén Santamarta, consultor de la empresa de seguridad informática IOActive.

Se estima que alrededor de 30 compañías aéreas ofrecen servicio de Wi-Fi a bordo de sus aviones en todo el mundo, las que se supone serían las más vulnerables a los ataques cibernéticos. La industria naviera y la aeronaútica son las que más invierten en I+D y, por lo tanto, en seguridad digital.

Al igual que han atacado drones militares, que cuentan con una seguridad online increíble, se puede violar la protección de un dispositivo de mayor tamaño. Según los expertos, hackear un avión no sería tarea fácil aunque podría ser posible, ya que la gente que lo hiciera tendría que ser un conjunto "muy dirigido y bien pagado".

(Fuente: ANSA)