20140122113305-nicolas-maduro-680-reu-tv-paz.jpg


5:24:06 a.m.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, dijo este martes que hará uso de los poderes especiales que le confirió el Parlamento para asegurar una «nueva cultura comunicacional», en momentos en los que se debate el papel de la televisión como motivador de violencia en el país.

El gobierno quiere «construir una nueva cultura comunicacional televisiva, cinematográfica (...) A través de la ley, específicamente la Ley Habilitante, haremos que se cumplan estrictamente las conclusiones que beneficien al colectivo nacional», dijo Maduro este martes desde el Palacio de Miraflores.

 «Aquellos que niegan la capacidad de influencia y el peso que tiene en nuestra sociedad ese aparatico que está ahí, la televisión, son unos insensatos», agregó el presidente desde el acto de juramentación de ministros y viceministros, días después de anunciados los cambios y enroques de su gabinete.

Maduro ordenó el jueves la revisión de toda la programación televisiva por considerar que algunos contenidos estimulan la violencia y el pasado lunes, la ministra de Comunicación, Delcy Rodríguez, se reunió con los representantes de los medios, que prometieron presentar propuestas de contenidos menos violentos en un encuentro la semana que viene.

Sobre el tema se ha generado un debate en Venezuela entre quienes apoyan la postura gubernamental y quienes desestiman que el contenido, por ejemplo, de una telenovela, pueda generar réplicas de conductas violentas en la audiencia.

Tras la conmoción causada por el asesinato con saña de una exreina de belleza y su pareja el 6 de enero, el gobierno dispuso llevar adelante un «plan de pacificación» que coordina con alcaldes y gobernadores de las 79 ciudades que registran 80% de los delitos en el país.

Las autoridades han intensificado su combate contra la violencia, uno de los principales problemas de los venezolanos, y avanzan además en diálogos con alcaldes y gobernadores de oposición para implementar planes en materia de seguridad ciudadana, entre ellos con el líder opositor y gobernador del estado Miranda, Henrique Capriles.

Según la ONG Observatorio Venezolano de Violencia, en 2013 ocurrieron 24.000 homicidios en Venezuela. La tasa se ubica entre 39 y 79 por cada 100.000 habitantes, según cifras oficiales o de la organización no gubernamental, respectivamente.

(Fuente:ntn24 )