6/10/2013 6:56:55 

 

Los usuarios de Internet están sorprendidos con un vídeo difundido en Internet en el que a un soldado ruso le extraen balas de la frente con alicates, mientras sonríe con calma ante la cámara.

 

Al parecer, le metieron balas de calibre 5,45 mm, que se utiliza para rifle de asalto Kaláshnikov, un poco más arriba del entrecejo.

El soldado valientemente resistió la operación que fue realizada con unos alicates y sin anestesia. Durante la operación el paciente solo frunció ligeramente el ceño y dijo: «No duele en absoluto. Parece como si me estuvieran estirando la piel».

El vídeo fue grabado probablemente en el año 2000 durante la segunda guerra de Chechenia. Los usuarios de Internet llamaron al soldado ruso  «Terminator», por su impasibilidad.

 

(Fuente: spanish.ruvr.ru)